miércoles 27 de mayo de 2020 | Suscribite
OPINIóN / G20 | Tokio
martes 5 noviembre, 2019

Federico Pinedo en la apertura del G20: "La herramienta de comunicación es la libertad"

Durante su discurso habló de la importancia de la discusión pública y el intercambio de ideas como sostenes de la democracia.

Federico Pinedo (*)

Federico Pinedo. Foto: Juan Ferrari
martes 5 noviembre, 2019

La revolución digital ha abierto grandes puertas a la participación popular en la discusión de los temas y ha generado enormes demandas sociales, que desafían a los gobiernos establecidos en todo el mundo, como se ve en las recientes manifestaciones en todo el mundo.

Participación masiva y demandas sociales crecientes, obligan a reflexionar sobre la cuestión, crucial y decisiva, de cómo procesar los conflictos sociales y políticos en esta era. ¿Aislarse y cerrarse es mejor que abrirse y buscar compromiso y consenso?

Con la expansión de la democracia, algunos iluministas la definieron como el gobierno por medio de la discusión pública. La revolución de la información y las comunicaciones ha ampliado muchísimo, en ese sentido, la metodología democrática.

El gobierno por medio de la discusión pública, permite a las autoridades informarse de lo que está pasando en la sociedad -como reconocía el presidente Mao- y las obliga a ocuparse de problemas graves. Pero además genera otros efectos benéficos, como son el control del gobierno ante los abusos o la inclusión social de las minorías y, por otra parte, el hecho mismo de la discusión pública, limita la violencia de los más sectarios, que cuando no hay información se expande cada vez más.

Es interesante que algunos científicos, para desentrañar la verdad de las cosas, propongan un método similar: el diálogo abierto, porque el pensamiento es un fenómeno colectivo y siempre los otros ven cosas que nosotros no vemos y nos permiten comprender mejor la realidad. Ante la complejidad y las causas múltiples de los fenómenos sociales contemporáneos, muchos dicen que la única manera de tomar buenas decisiones es generando discusión entre personas que piensen cosas muy diferentes, en un entorno en el que nadie tenga miedo de expresar libremente su opinión.

Sociedad y lenguaje en tiempos de diversidad

De ahí viene la importancia de los parlamentos, lugares de interacción de la palabra, que es la herramienta que los hombres tenemos para comprender la realidad y operar sobre ella. Toda institución, toda convención, disminuye la entropía -la tendencia a la disgregación- y genera un orden. Por eso los parlamentos, como todas las instituciones y como todas las convenciones, son indispensables para generar confianza y garantizar largo plazo.

Los físicos ya han demostrado que las partículas elementales de la materia conocen a su entorno y se adecúan permanentemente a lo único permanente, que es el cambio en ese entorno. Esto debiera enseñarnos la importancia de garantizar mayor interacción entre las personas y mayor libertad para adaptarse, como mecanismo para obtener los mejores resultados, que son los que permitan a cada uno desarrollar lo más que pueda su potencial.

Una vez leí que lo valioso, lo propio de los valores, es algo que reúne dos condiciones: la primera es que integra elementos diversos y la segunda, que sea posible de ser comunicado a otros. Es rara la definición, pero pensemos en ella.

Es valioso algo que integra elementos diversos. La diversidad es la marca del mundo y de la vida. Lo valioso es lo que integra cosas diversas, lo que une.

La segunda característica de lo valioso es que “lo que podemos comunicar a otros”. Es raro como definición, pero es lógico. La vida se da en la interacción con el entorno, con los demás. Entonces es lógico que algo valioso sea algo que se pueda comunicar y no se limite sólo a nosotros. Y es importante darse cuenta de que la herramienta de comunicación es la libertad.

La libertad es un efecto de lo que somos como personas. Nos comunicamos con los demás desde lo que somos, desde nuestra identidad. Nuestra mejor versión es la que desarrolla todo nuestro potencial, todo lo que podemos hacer con nuestro ser. Nuestra identidad, nuestro destino, es nuestro potencial.

Educación internacional, en interculturalidad, inclusión y diversidad

Lo que hagamos para desarrollar al máximo nuestro potencial, interactuando lo más que podamos con los demás, comunicándonos con ellos desde la libertad, es valioso. Ese es un parámetro natural y moral, para las políticas públicas. Son valiosas las que integran lo diferente, las que permiten a las personas desarrollar su potencial para servir, las que garantizan libertad para interactuar.

La unión es superior a la división. La interacción es superior al aislamiento. La confianza -que permite cooperar- es superior al miedo que aísla. Mi modesto comentario es que si queremos sociedades que progresen y desarrollen sus capacidades, deben permitir mayores aperturas y no involucionar en mayores cerrazones; dejarse llevar por su propósito de desarrollo y no por el miedo que lleva al aislamiento y el retroceso.

Con este espíritu de apertura, de escucha, de respeto y de diálogo, espero que iniciemos esta sesión de los parlamentos del G20.

(*) Presidente Provisional del Senado Argentino.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5008

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.