sábado 13 de agosto de 2022
POLICIA Provincia de Buenos Aires

Asesinaron de un disparo a un policía bonaerense de 23 años en Rafael Castillo

Ocurrió en un descampado donde los vecinos denuncian que se vende droga. Su compañera también resultó herida por el ataque. Hay cuatro sospechosos.

06-07-2022 07:37

Un integrante de la Policía Bonaerense, Benjamín Zacarelli de 23 años, perdió la vida este martes 5 de julio luego de recibir al menos un disparo cuando intentó identificar a un grupo de personas. Ocurrió en la localidad de Rafael Castillo, en un predio con escasa iluminación que denuncian que se convirtió en un centro de venta de drogas.

El crimen tuvo lugar cerca de las 19, en la intersección de las calles Martín García Merou y de la Fuente en la localidad perteneciente a La Matanza, en el conurbano sur. En aquel momento la víctima se encontraba en un patrullero junto su compañera, y por el hecho detuvieron a un menor de 17 años.

Video | Un policía federal mató balazos a dos motochorros que intentaron robarle en Merlo

“No te la puedo creer amigo. Pensar que hace dos horas tiraste esa historia. En paz descanses compañero. Mi más sentido pésame. Un saludo, uno al cielo”, compartió en Instagram una persona cercana a Zacarelli.

Fuentes de la fuerza de seguridad informaron que Zacarelli, quien era efectivo de la Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas (UTOI), fue baleado a quemarropa y resultó herido de gravedad, su compañera también presentaría lesiones como consecuencia del ataque por el que hay, al menos, cuatro sospechosos.

Tras ser blanco de los disparos, el uniformado fue trasladado de forma inmediata al Hospital René Favaloro de Rafael Castillo, donde finalmente falleció.

Mensaje policía asesinado
El mensaje que compartió en Instagram uno de los allegados al oficial asesinado.

Testigos del lugar relataron que uno de los agentes fue llevado al centro del predio donde se encontraban, el cual tiene casi 10 hectáreas y se ubica al lado de un cementerio abandonado, para ser capturado alrededor de 10 minutos hasta que los vecinos alertaron a las autoridades y más policías llegaron a rescatarlo aunque no lograron llegar a tiempo.

La causa quedó en manos del fiscal Marcos Borghi, perteneciente a la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Homicidios del Departamento Judicial de La Matanza, quien supervisó el trabajo de los peritos y dispuso medidas para identificar a los homicidas.

 

AS/ff