POLICIA
San Valentín violento

Un policía entró armado a un albergue transitorio cuando descubrió a su pareja con su amante

El hecho sucedió en Tartagal, Salta. El policía ingresó armado a la habitación y amenazó de muerte a la pareja. Terminó detenido y removido de su cargo.

Motel "El Castillo" de Tartagal en Salta
Motel "El Castillo" de Tartagal en Salta | Imagen Internet

En el  Día de San Valentín un oficial de la policía de Salta, ingresó armado al motel "El Castillo", en Tartagal cuando descubrió a su pareja con su amante. Tras protagonizar una fuerte discusión fue arrestado y la pareja de amantes llevada al hospital Juan Domingo Perón donde fueron atendidos por lesiones leves. No se relevó la identidad del policía que irrumpió violentamente en el alberge transitorio, ni en de las personas afectadas por la conducta inapropiada y repudiable este, según informo el Tribuno de Salta.

Motel “El Castillo” en Salta

"Maté a la nona": la confesión del joven que asesinó a su abuela con una tijera

Esto no le gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

¿Qué sucedió?

Todo comenzó la noche previa a los festejos de San Valentín, cuando la pareja, desconocidos hasta ese momento, se conocieron la celebración del festival La Chaya, donde tomaron unos tragos, bailaron y continuaron su diversión en el motel "El Castillo". El oficial, presente en el evento carnavalesco, había estado observando a la pareja mientras pasaban un buen momento. Al ver que se iban juntos, el policía, cegado por los celos, decidió seguirlos. El hotel está ubicado en el acceso sur de la ciudad y pocos minutos antes de las 6 am, la pareja de nuevos amantes ingresó al alberge. 

Cuando determinó que ingresaría él también, lo hizo movido por los celos y la ira. Una vez adentro, sin importarle estar protagonizando un escándalo, el policía al no saber en que habitación se hallaba su expareja comenzó a golpear todas las puertas. Los testigos del hecho aseguran que eran las 6 am, que el hombre golpeaba con una fuerza inmensa, y parecía iba a tirar la puerta abajo. Varias parejas fueron sorprendidas por este episodio de abrupta violencia. 

Finalmente dio con la puerta correcta, cuando alguien de adentro la abrió y el policía pudo confirmar lo que ya sabía pero se negaba a aceptar: su expareja estaba con otro hombre. En un arrebato de furia comenzó a reprocharle a su ex la supuesta infidelidad que estaba observando. Los testigos alegan que el policía le gritó “¡Justo el Día de los Enamorados me venís a hacer infiel".

El episodio de cólera fue en aumento, y acto siguiente, el oficial de la policía, un profesional de la seguridad, despojado de todo sentido común blandeo su arma y amenazó con matarlos a los dos

Nahir Galarza y su obsesión con Valentina Zenere

El hombre que acompañaba a la mujer no se dejó amedrentar por el arma de fuego y le hizo frente al policía. Fue en ese momento donde ambos hombres comenzaron una pelea de golpes de puños y patadas, acompañados por los gritos desesperados de la mujer. 

En medio del caos, alguien externo llamó al 911 y al poco tiempo arribo al lugar agentes de la comisaría 4°. Trataron de hacer entrar en razón al policía, mientras que el amante aprovechó la ocasión para huir de la escena y esconderse dentro del predio de la policía, donde tuvo la idea de llamar a un amigo suyo periodista para contarle lo que pasaba, por un enorme temor de sufrir represalia mayor

"Recibí las llamadas como a las 6 de la mañana de este muchacho que estaba muy asustado. Por lo que entendí aprovechó un momento de distracción del oficial, huyó de la habitación mientras discutía con la chica y me pedía que vaya porque tenía terror que los mate a los dos", dijo el comunicador local Ismael "Bambi” Chamat.

 

Un San Valentín escandaloso

La mañana del Día de los Enamorados comenzó con un detenido y dos hospitalizados por heridas leves. 

En un primer momento se pensó que la mujer también había sido golpeada ya que tenía algunas marcas en su cara, pero luego se comprobó que eran de pintura usada en los festejos de la Chaya, donde también se arroja agua, papel picado y nieve artificial. 

En su declaración, la mujer contó en la comisaría que justamente había decidido terminar la relación con el oficial porque era posesivo y celoso, y que anteriormente ya había sufrido episodios de violencia de género. Por lo que remarcó -como si fuera necesario- que tampoco existió una infidelidad de su parte, ya que la relación había finalizado. 

El dueño del hotel, además, denunció al agente por los serios destrozos que causó en la habitación.

Por el brutal episodio, este lunes, el agente fue preventivamente separado de la fuerza, se dispuso el sumario administrativo, se dio intervención a la división de Asuntos Internos y a la Justicia, consignó El Tribuno. Además, ordenaron la incautación de la pistola con la que el policía encañonó a la mujer y al hombre.

 

JPO/FL