miércoles 14 de abril del 2021
POLICIA Videos
21-04-2020 13:55

Crece la tensión en las cárceles bonaerenses después del primer caso positivo de coronavirus

Presos de la Unidad 10 de Melchor Romero se subieron a los techos en reclamo de traslados y mejoras de las condiciones de higiene. Hay malestar en otras unidades.

21-04-2020 13:55

El primer caso positivo de un preso con coronavirus elevó la tensión en las cárceles bonaerenses y disparó los primeros estallidos. Los presos alojados en la Unidad Penitenciaria N° 10 de Melchor Romero se rebelaron esta mañana y tomaron el techo en reclamo de traslados y mejoras en las condiciones de detención e higiene, entre otros pedidos.

"Internos alojados en la Unidad 10 iniciaron esta mañana una protesta al subirse a los techos para reclamar excarcelaciones", informaron a PERFIL desde el SPB. 

De acuerdo con las fuentes, la cárcel de Melchor Romero aloja 150 internos, con la particularidad de que los detenidos "transitan el último tramo de la pena".

10 reconocidos criminales pidieron salir de la cárcel con la excusa del coronavirus

"Muchos de ellos tenían el beneficio de las salidas transitorias y  con el advenimiento de la pandemia y como manera de prevenir el ingreso del COVID-19 al penal, desde el poder judicial dispusieron su suspensión", explicaron los voceros.

Los voceros explicaron que la calma volvió a la unidad después del mediodía, tras una negociación en la que participaron integrantes de la Defensoría General de La Plata, de la Comisión Provincial por la Memoria, de la Plana Mayor del Servicio Penitenciario Bonaerense y el juez de Ejecución de La Plata, José Villafañe.
 
"La situación quedó controlada sin que se tuviera que lamentar heridos y ahora los detenidos preparan un petitorio con reclamos judiciales con eje en que se otorguen prisiones domiciliarias y excarcelaciones", informaron a este diario. 

Las cárceles bonaerenses están superpobladas. La mayoría de las unidades tienen el doble de la capacidad permitida, como es el caso de la Unidad N° 42 de Florencio Varela, donde se confirmó el primer caso de un preso infectado. 

Este penal tiene doce pabellones y una capacidad para 550 detenidos, aunque en la actualidad alberga a cerca de mil internos. 

El domingo pasado, cuando se confirmó el primer positivo, hubo un intento de motín con algunos incidentes. 

Los presos alojados en otras unidades del complejo escucharon las detonaciones y difundieron los videos. Además, denunciaron que varios detenidos fueron heridos por balas de goma. 

"La situación está muy complicada y las medidas necesarias no están dadas porque faltan muchas cosas", cuenta PERFIL un joven que está detenido en un penal del conurbano, y que por seguridad prefiere no dar a conocer su nombre. 

El interno señala que recién después del caso positivo de coronavirus los guardias comenzaron "a usar barbijos y guantes". "Esto es una bomba de tiempo. Si entra el virus se va a complicar mucho. Nosotros tratamos de cuidarnos entre nosotros porque de parte de las autoridades no solo no te dan nada sino que además esconden información", dice.  

En tres días hubo 288 pedidos para dejar la cárcel de Bouwer

El primer caso positivo provocó una enorme tensión entre los detenidos y automáticamente se trasladó a otros centros de detención.  Las fuentes consultadas indicaron que en las últimas horas se reportaron incidentes en los penales de Ituzaingó y San Martín.

Hasta el momento las autoridades del SPB confirmaron tres casos positivos de Covid-19: dos guardicárceles y un detenido. 

El penitenciario infectado en la Unidad 21 de Campana fue dado de alta, según informó hoy el SPB.  El agente, de 46 años, se encontraba internado desde el sábado 11 de abril en la clínica Delta de Campana. 
 

En esta Nota