POLICIA
tras el veredicto, habla el abogado y tío de la única sobreviviente

Masacre de Monte: “Ojalá esto sirva para que Rocío empiece a tener una vida feliz”

Ricardo Minoli es el tío de Rocío, la única sobreviviente de la demencial persecución policial a los tiros del 20 de mayo de 2019 por la ciudad de San Miguel del Monte. Por el accionar de los uniformados, el auto terminó estrellado contra un acoplado de un camión y murieron los cuatro chicos que acompañaban a Rocío. Minoli también fue el que la representó como abogado en el juicio contra los efectivos, que finalmente fueron condenados por este caso. En lo profesional fue un logro para él, pero como tío espera que su sobrina recupere la alegría.

2023_05_21_masacre_monte_rocio_ricardo_minoli_cedoc_g
Rocío. Estuvo presente en todas las jornadas del juicio y allí se reprodujo el relato, que hizo en cámara Gesell sobre lo que recordaba de aquel 20 de mayo de 2019. | cedoc

“Después de que dieron el veredicto y ni bien despidieron a los jurados, me di vuelta porque Rocío estaba atrás. La abracé y le dije: ¿Estás contenta? ‘Estoy recontenta, tío’, me contestó. Estaba muy emocionada. Y después la vi, abajo golpeando un bombo y saltando. Ojalá que esto sirva para desinhibirla y pueda empezar a tener una vida feliz a pesar de la falta de los chicos. En su cabecita siempre van a estar ellos, pero espero que ahora pueda cambiar esa forma de vivir y no por ahí estar teniendo ese pesar que siente hoy; porque no se da oportunidades para otra cosa” .

El que habla conmovido es Ricardo Minoli (64), uno de los abogados que participó del juicio por la “Masacre de Monte” ocurrida, hace cuatro años, en representación de una de las víctimas del hecho. En este caso, en nombre de Rocío (que entonces tenía 13 años y ahora tiene 17), la única sobreviviente de aquella balacera y persecución policial al Fiat 147 en el que circulaba junto a cuatro amigos y que terminó estrellado contra el acoplado de un camión.

El miércoles pasado, el excapitán Rubén García y el oficial Leonardo Ecilape fueron considerados coautores del delito de “homicidio agravado” por un jurado popular en un fallo unánime, mientras que Manuel Monreal y Mariano Ibáñez, los otros dos efectivos acusados, los condenaron por “tentativa de homicidio agravado” por voto mayoritario (ver aparte). 

2023_05_13_masacre_monte_rocio_quagliariello_telam_g
Rocío Quagliariello, la única sobreviviente. 

Minoli espera que “la sensación de justicia”, tras el fallo condenatorio, le permita a Rocío, su sobrina y ahijada de su esposa, “desbloquear su cabeza, fortalecer su psiquis y “continuar con la vida”, a pesar de la tragedia que tuvo que vivir tras el accionar violento, desmedido e injustificado de estos cuatro policías que terminó con la vida de Danilo Sansone (13), Camila López (13), Gonzalo Domínguez (14) y Aníbal Suárez (22). “Calculo yo que le puede servir para poder decir, no sé, que se siente feliz, que está contenta, que hay justicia y todo esto la lleve a ella a desentrañar un poquitito su cabecita y poder empezar a vivir un poco más relajada y que estudie, que termine el secundario y todas estas cuestiones”, cuenta el letrado, en diálogo con PERFIL.

Rocío fue la única sobreviviente de ese auto. Tuvo que soportar múltiples intervenciones en la mandíbula, el brazo y la pierna. Estuvo 14 días en terapia y superó instancias críticas. “Hubo momentos en que estuvieron por colapsar sus pulmoncitos. Hemos dejado todo con mi esposa para estar con mi cuñada y contenerla si pasaba algún infeliz desenlace. Pero gracias a Dios y a los médicos superó todo esto y hoy podemos verla físicamente bien”, destacó Minoli y continuó: “Su problema principal sería lo psicológico. Hasta le cuesta ir a la psicóloga porque cada vez que empiezan a conversar se conmueve y se bloquea”. 

La menor presenció el juicio desde el primer día y allí se reprodujo el relato que hizo en cámara Gesell en 2019. “Estábamos paseando y de repente nos empezaron a correr”, contó en esa declaración cargada de angustia, llanto y recuerdos fugaces. 

Recordar y escuchar, una y otra vez, todo el camino recorrido hasta llegar al juicio contra los cuatro efectivos (hay otra causa contra otros 19 policías por encubrimiento), llevó al abogado a hablar con la voz entrecortada en el momento de los alegatos de apertura. “Antes de empezar a exponer ya estaba conmovido por las últimas frases de todos los colegas, es que me moviliza mucho todo esto. Cuando hablo de este tema es como que empiezo a lagrimear y me pongo mal, pero ahora estoy con una sensación de satisfacción enorme por lo logrado”, destacó.

"Rocío estaba muy emocionada. Tras el fallo la vi abajo golpeando un bombo y saltando"

En un primer momento, los efectivos policiales habían querido instalar que se había tratado de un accidente, pero pronto esta versión se empezó a desmoronar tras el accionar de los abogados, los familiares de las víctimas y el involucramiento de los vecinos de esa ciudad bonaerense, ubicada a cien kilómetros de Capital Federal. 

Por ejemplo, un empleado del centro de monitoreo compartió la imagen en la que se veía al móvil perseguir al 147 y a uno de los efectivos sacar medio cuerpo afuera de la ventanilla y apuntar con su arma. Era García. Para el abogado la prueba que se expuso en el juicio “fue contundente” porque fueron “muchos los testigos” que hablaron de “haber escuchado los tiros” aún estando “en lugares distintos”. “Acá era como que había un libertinaje por parte de la policía, estaban acostumbrados a hacer lo que querían y lamentablemente llegó a esto. Por eso la importancia del veredicto de culpabilidad”, destacó el tío de Rocío.

“Ni bien transcurre el hecho, el día 20 de mayo del 2019, a los poquitos días me preguntan si quería representarla a Rocío. Yo había incursionado algo en penal, pero por algunos hechos culposos, no dolosos. Les dije que no tenía problema en hacerlo, si ellos estaban seguros”, recordó el abogado y continúo: “Desde la primera hora, estuve muy metido en el expediente, tengo un cabal conocimiento de todo lo que hay en la causa”. 

Así empecé a incursionar en esto respaldado por la doctora Dora Bernárdez y la Comisión Provincial de la Memoria, que fueron los que originalmente arrancaron con la causa.

“Hemos trabajado en conjunto, tratando de buscar pruebas, de encontrar testigos, hemos trabajado mucho. Me he sentido muy respaldado por ellos y para mí ha sido una gran experiencia”.

 

Los distintos roles de los policías

Los doce miembros del jurado popular entendieron que hubo dos secuencias en la persecución al Fiat 147, por eso a dos efectivos (García y Ecilapé) los encontraron responsables de “homicidio agravado” y a los otros dos (Monreal e Ibáñez) de “tentativa”. 

“Al Fiat 147 lo intercepta un primer móvil policial (en el que circulaban García y Ecilapé) y comienza una persecución. Luego, realiza el operativo cerrojo otro móvil en el que iban Monreal e Ibáñez, y uno de ellos efectúa los primeros disparos, uno de los cuales se aloja en la pelvis de Gonzalo. Lo que dice el jurado popular, es que ese hecho es considerado una tentativa de homicidio”, explicó el fiscal Sibuet.

Luego el móvil de Monreal e Ibáñez queda detenido en el lugar por un desperfecto técnico y continúan la persecución a los tiros los otros dos policías, con Ecilapé al volante. Para el jurado allí comenzó una segunda secuencia que terminó cuando el 147 se estrelló contra un acoplado de un camión. La sentencia se conocerá el 9 de junio.