Soleado
Temperatura:
24º
Ciudad:
Buenos Aires
domingo 18 de noviembre de 2018 | Suscribite
POLITICA /
viernes 13 julio, 2018

Los 260 días de De Vido preso: Esteche, quejas por el frío y la guerra con Cristina

El ex ministro de Planificación Federal está detenido desde hace más de ocho meses. Cómo es su vida en el penal de Marcos Paz.

por Pablo Rodriguez

Julio de Vido. Foto: NA

"Todo este show mediático fue responsabilidad de Patricia Bullrich por orden de Mauricio Macri", fue la última frase que pronunció el ex ministro Julio De Vido antes de ser detenido, el 26 de octubre del 2017 por decisión del juez federal Luis Rodríguez. A casi 260 días de aquel momento, su realidad dio un giro de 180 grados: el módulo 5 del pabellón 7 del penal de Marcos Paz se convirtió en su nuevo ecosistema. Allí, además de continuar con su tratamiento para la diabetes, forjó una fuerte amistad con el ex líder de Quebracho, Fernando Esteche, con quien comparte el encierro junto a otros 14 reclusos.

Según pudo reconstruir PERFIL, el ex ministro de Planificación se encuentra “bien” de salud y no se lo ve “triste” ni afectado por su encierro. Realiza ejercicios aeróbicos y anaeróbicos todos los días por la mañana durante una hora. También mantiene una dieta estricta en donde tiene prohibido consumir harinas, aunque en su entorno califican la comida de “pésima”, ya que le dan arroz, papa y harina, entre otras cosas. Sin embargo no es el mayor reclamo: “Hace una semana que no tienen calefacción. Esto es como un castigo adicional”, denuncia su esposa Alessandra Minnicelli. Este medio intentó comunicarse en repetidas ocasiones con el Servicio Penitenciario Federal pero no obtuvo respuesta.

Visitas. Todos los lunes, es su hijo “Julito” (22) quien se encarga de organizar los cupos de las visitas que se desarrollarán esa semana. Asiduamente concurren al penal sus hijos, nietos, amigos y políticos cercanos. Compartió mates y facturas con Agustín Rossi, Amado Boudou, Aníbal Fernández, Guillermo Moreno, Miguel Ángel Pichetto y Eduardo 'Wado' de Pedro, entre otros. En su entorno cuentan que la ex presidenta y actual senadora Cristina Fernández de Kirchner no envió ningún “emisario” para recomponer la relación entre ambos. Minnicelli concurre casi todos los días de la semana al penal, algunos en calidad de abogada.

Además de la rutina de ejercicios, el ex funcionario se reparte entre la lectura, la televisión y algunas películas. Su familia le llevó al penal un equipo de DVD y una radio siete mares de onda corta donde suele escuchar tango y música clásica. En cuanto a los libros, leyó “Comentarios de la Guerra de las Galias, de Cayo Julio César” y la biografía de Napoleón. Justamente, además de la convivencia diaria, la lectura lo acercó a Fernando Esteche, el ex líder de la agrupación Quebracho. “Con Julio siempre nos tuvimos mucho respeto. No nos conocíamos, alguna vez nos habremos cruzado en algún pasillo seguramente. Para sorpresa mía, lo veo muy entero. Muy enojado con la situación|”, cuenta en diálogo telefónico con PERFIL. Por otro lado, suele hablar seguido sobre la realidad del país y en particular sobre el Gobierno: “Le parece durísimo todo lo que está sucediendo”.

El ex funcionario tuvo que acostumbrarse a la dinámica carcelaria: además del encierro, sobrelleva las requisas, la desnudez, la ducha, la comida y los cubiertos de plástico. Entre las 14 personas que conforman aquella área de encierro, se encuentran los ex empleados de la  Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) que están acusados de la filtración del último blanqueo.

Teleconferencia y ofensiva judicial. De Vido volvió a ser el centro de atención en los últimos días tras su primera declaración sobre la tragedia ferroviaria de Once. Allí, sentado al lado de su abogado Maximiliano Rusconi, se defendió de las acusaciones y apuntó contra la responsabilidad del motorman de la formación del tren Sarmiento, Marcos Córdoba. "No puedo aceptar ni un segundo que se me atribuya la responsabilidad", sostuvo. También aprovechó para aludir elípticamente a Juan Pablo Schiavi y Ricardo Jaime, ambos ex secretarios de Transporte, ya que no se ocupaba de ejercer de manera personal las funciones específicas “asignadas a otros órganos y funcionarios".

Además de las causas en el ámbito penal, Minnicelli junto al abogado Rodolfo Barra realizaron un planteo en el fuero Contencioso Administrativo pidiendo por la inconstitucionalidad del desafuero del ex diputado. Consideran que fue “irregular” ya que no se aplicó la Ley de Desafuero “que marca que el Poder Legislativo no es apéndice del Poder Judicial”. También lo compararon con el de la diputada de Cambiemos Aída Ayala, quien enfrenta una situación compleja ya que se encuentra procesada por lavado de dinero y asociación ilícita y se deberá volver a discutir su destitución.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4452

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard