miércoles 04 de agosto de 2021
PROTAGONISTAS Duelo sin fin
28-11-2020 03:33

Altares para el mejor de la historia en todos los rincones

La Boca y Fiorito, Devoto, La Paternal, Rosario. Y en Nápoles -su “otra patria”-, Siria, China e India. Gente de todas las edades llora a su ídolo inmortal.

28-11-2020 03:33

Apenas se conoció la noticia del fallecimiento de Diego Maradona el pasado miércoles 25, a raíz de un paro cardiorespiratorio, miles de hinchas erigieron pequeños altares y santuarios en los lugares en los cuales Diego transitó parte de su vida y su talento irrepetible. Poco a poco, y con el correr de las horas, los fanáticos del fútbol, pero más aún de Maradona, comenzaron a dejar ofrendas florales; fotos, pelotas de futbol; camisetas de diferentes clubes; y velas encendidas no solo para rendirle un tributo póstumo, sino también para rezarle una plegaria. Muchos de los que también se acercaron a venerar a “Pelusa” dejaron cartas y papeles escritos a mano con un simple “Gracias Diego”, o “Eternamente Gracias”.

Así fue como en su casa natal de Villa Fiorito, en la calle Azamor 523; en la mítica casa de La Habana y Segurola, en Villa Devoto, en la que vivió con su familia y tomó relevancia a partir del entredicho con Julio César Toresani; en la puerta de la Bombonera, en el barrio de La Boca; en la vereda de la cancha de Argentinos Juniors que, además, lleva su nombre, o la cancha de Gimnasia y Esgrima de La Plata, donde estaba al frente del cuerpo técnico. Cada uno de estos puntos se convirtieron en una especie de Meca, hacia la cual los hinchas se dirigieron para rendirle su último homenaje, su último adiós.

La cancha de Newell’s Old Boys de Rosario, donde jugó cuatro partidos apenas, también se convirtió en un pequeño santuario en el que los hinchas de fútbol rosarinos expresaron sus tristeza por la muerte del futbolista más grande y representativo de los argentinos. En varios de estos altares también se improvisaron canciones de cancha alegóricas al mejor futbolista de todos los tiempos. El más escuchado fue el ya tradicional Maradooo, Maradooo (estirando el sonido de la O casi infinitamente), aquel que retumbó en todas las canchas en las que Maradona mostró su magia desde su debut en la primera división de Argentinos Juniors en 1976, cuando aún no había cumplido los 16 años.  

Sus otras patrias. La instalación de estos altares se repitió en diferentes puntos de la Argentina, como así también en varios países y ciudades del mundo. El principal de ellos se levantó en Nápoles, ciudad que Maradona llevó a los primeros planos del fútbol italiano e internacional tras ganar dos “scudettos” y una Copa UEFA.

En ‘su otra patria’ napolitana, lo despidieron con el “aplauso más grande de la historia” y miles de altares improvisados en sus calles. El mayor de ellos se instaló en las veredas del estadio San Paolo, que a partir de ahora, y a pedido de los fanáticos del Napoli, pasaría a llamarse  “Maradona”.

Se colocaron velas y luces en cada calle y en cada ventana de la ciudad para recordar al héroe que llegó a la ciudad en 1984 y se quedó por siete temporadas, dándole al club dos escudetos (los únicos de su historia), una Copa de Italia y una Supercopa. El cerco perimetral del estadio comunal, en tanto, se convirtió en un gran santuario en el que los ‘tifosi’ dejaron velas; fotos;  camisetas de todas las épocas del Nápoli y de la Selección Argentina; bufandas, y hasta pizzas con el rostro del “Rey de Nápoles”.  

El jueves a la noche se llevó a cabo el “río de bengalas rojas” en las principales calles y avenidas de la ciudad del sur italiano. Los medios afirmaron que la partida del exfutbolista deja “huérfana” a la ciudad de Nápoles, donde brilló como jugador en la década de 1980. El miércoles, en tanto, el estadio se dejó iluminado durante toda la noche a modo de homenaje.  

En China también se le rindió tributo. En la Torre de Radio y Televisión de Tianjin se repitieron durante todo el día imágenes del Diez. En tanto que el artista sirio Aziz Al Asmar pintó un mural en una casa destruida por la Guerra Civil que se desarrolla en ese país.La Liga de Cricket de Bangladesh, realizó un minuto de silencio en homenaje a Maradona durante el partido que se disputó el jueves.

Harán una estatua en Ezeiza

Tal como se lo había prometido el empresario Eurnekian a Diego Maradona, el mejor futbolista del mundo tendrá su estatua en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza: así lo confirmaron ayer fuentes cercanas al dueño de AA2000. Y en el obituario publicado en La Nación, se lee “Tendrás tu Estatua”.

El proyecto es una estatua en imágenes 3D, con una pátina, que podría ser inaugurada el mes próximo y responde a un compromiso asumido por Eurnekian con el fallecido futbolista en la década del 90 y la elección de Ezeiza es precisamente porque Diego le pidió que fuese allí “para que la vean todos los que entran y salen del país”.

La relación entre Eurnekian y Maradona es previa al Mundial del ‘78: el ex director técnico César Luis Menotti le pidió que lo “bancara” al 10, debido a que no lo iba a convocar para jugar ese Mundial y había que “cuidarlo para el próximo”.

A partir de entonces el empresario y el futbolista mantuvieron una relación prácticamente ininterrumpida, donde Eurnekian fue clave para muchos de los contratos firmados con sponsors por Maradona, e incluso fundamental en su retorno a Boca en 1995, haciéndose cargo de su pase, valuado en ese momento en el orden de los 10 millones de dólares.

Fue Eurnekian quien lo convocó luego para que comentase para el canal América los partidos de Francia ‘98. El vínculo se mantuvo hasta el final.

En esta Nota