jueves 24 de mayo de 2018 | Suscribite
SOCIEDAD / genera un millon de dolares por dia
sábado 12 mayo, 2018

Furor por el Fortnite, el videojuego que fascina a los chicos y alerta a los padres

Es gratis, y en menos de un año superó al FIFA y el League of Legends. En el país ya lo descargaron unos 500 mil jugadores. “Es adictivo”, dicen.

Josefina Hagelstrom / Santiago Carrillo

Boom. En el mundo es de los juegos con más descargas. Su factor clave es que sea gratis. Foto: shutterstock

Fortnite es el videojuego del momento. Con 50 millones de usuarios en el mundo, ya recauda casi un millón de dólares por día, aunque su descarga es gratuita y su ganancia llega de la mano de los accesorios que se compran, solo para hacerlo más atractivo. Ya es más popular que juegos como FIFA, Minecraft o League of Legends, y entre sus fanáticos hay youtubers, cantantes y deportistas estrella.

Para quienes no son parte del mundo gamer, el fenómeno es desconocido. Pero entre los fanáticos de los videojuegos, es sensación. El juego es simple, y eso atrae. Hay competencia, y puede jugarse solo o con amigos. Empiezan jugando cien y termina uno: la clave, sobrevivir en una isla donde hay que, a modo simple, encontrar armas y construirse fortalezas. Hace poco, un jugador del Atlético de Madrid festejó un gol con un gesto del juego, y Rubius, el youtuber español, organizó un torneo con otros cien youtubers y el rapero Drake, que lo vieron en vivo un millón de personas.

“Es dinámico, rápido, simple, con variables que provocan situaciones divertidas en los momentos que el jugador tiene hasta que comienza a complicarse. Al tener una sola vida, se torna muy emocionante”, explica Lionel Campilongo, periodista especializado en videojuegos y tecnología. Otros componentes son sus elementos más “absurdos”, como que con una granada se hace bailar al enemigo (ver aparte), o que se pueden convertir en personajes de películas como Avengers: Infinity War, éxito de Marvel.

“Hay enfrentamientos y se arman ‘clanes’ –grupos virtuales– para jugar. Yo juego con mis amigos, organizamos y nos conectamos al mismo tiempo”, aporta Lautaro Tresca (17), a quien entre semana el colegio no le da tiempo, pero sí juega los fines de semana. Su máximo fueron ocho horas.

Al estar disponible en varias plataformas, suma más seguidores. Los hermanos Tomás y Santiago Postorivo, de 19 años, son “PC gamers”. Mientras que Romina Rodríguez (29) y su marido Sebastián Riera (32) juegan en la Xbox. “Es novedoso, divertido y bizarro, y la interacción con otras personas lo hace dinámico y vicioso. Jugando ya hicimos amigos de México, Chile, Brasil, EE.UU.”, cuentan.

En Argentina hay unos 500 mil jugadores, y una comunidad con más de 3 mil usuarios, entre los que están organizando un torneo para jugar dos veces por semana, con puntos y premios. Y competir con comunidades de otros países, cuenta Sebastián Amaya (22), su creador. Según datos de la plataforma Twitch, que transmite en vivo las partidas, en el país suele haber unos 100 mil usuarios conectados cada vez que transmiten. El pico máximo fueron 400 mil personas en el mundo siguiendo el juego del youtuber Ninja con el rapero Drake, cuenta Ignacio Estanca, gerente de Twitch Latinoamérica.

Entre los que critican el juego están los que hablan de que crea “adicción”, sobre todo en los más chicos. Incluso hay una campaña global en Change.org, con 4 mil firmas, para que lo den de baja. Porque si bien el perfil del gamer argentino va de los 18 a los 29 años, el boom del Fortnite alcanza a los más chicos, y pone a los padres en alerta. Su atractivo está en que es un juego “menos violento” que otros, y tiene una estética más infantil y caricaturesca.

“Mi hijo juega los fines de semana y mira los youtubers que hablan del juego. Lo hace interactuar con sus compañeros del colegio, pero genera adicción, sin duda. Si pudiera jugar apenas llega del colegio, lo haría”, cuenta Pablo Petucci, papá de Lionel, de 12 años. Lo mismo dice Florencia Lendoiro, mamá de Joaquín, de diez años: “Con sus amigos dicen ‘a las 6 nos encontramos’ y se encuentran en el juego. Veo que ya no se quieren reunir a jugar, sino que prefieren estar cada uno en su casa”. A sus 11 años, Salvador Paillalef Capelo decidió desinstalar el juego porque, dice, se estaba “enviciando” y no quiere que sus papás le saquen la play. “Mis compañeros terminan de comer y lo primero que hacen es prender la play. Yo juego una hora y media nada más”, dice.

En ese contexto, Harry Cervera Campos, médico psiquiatra (UBA-APA), destaca que “la recompensa y los desafíos hacen que se quiera seguir jugando. Pero es importante entender: no necesariamente la cantidad de horas de juego implica adicción. Adicción es cuando hay angustia por no jugar, o impide hacer otras tareas normales, en el caso de un chico, las tareas del colegio, por ejemplo”.

Uno de los atractivos del Fortnite: Battle Royale es que algunos de sus elementos son “absurdos”, que sorprenden, como cuando al tirar una granada se hace bailar por unos segundos al enemigo.

Su popularidad llevó a que los diferentes pasos de baile sean fenómeno también. Parte de esta popularidad se explica porque entre sus fanáticos están varios de los youtubers más conocidos, como el caso del español Rubius, que subió videos de él mismo bailándolo.

YouTube, de hecho, está repleto de videos de fanáticos del juego copiando los pasos de baile, y hasta enseñándolo a otros.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4274

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 5985-4606 | (5411) 5985-4603 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.