jueves 24 de junio de 2021
50Y50 integrar en la diversidad
16-05-2021 04:04

Plan nacional para terminar con las desigualdades estructurales de género

El objetivo es intentar reducir brechas en relación al trabajo, la salud, la educación y la política. Participan más de 700 organizaciones feministas, sindicales y rurales.

16-05-2021 04:04

Un título y objetivos por igual de ambiciosos, pero con una mira en común: intentar reducir las desigualdades entre mujeres, personas LGTBIQ+ y varones en ámbitos tan disímiles como el trabajo, la salud, la tecnología, la ciencia, el desarrollo territorial y el medioambiente, la política, el arte y la cultura, el deporte y la educación, entre otros. 

Tal es el principal fundamento detrás del Plan Nacional de Igualdad en la Diversidad (2021-2023), que presentaron esta semana la ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad (MMGyD), Elizabeth Gómez Alcorta; y la secretaria de Políticas de Igualdad y Diversidad, Cecilia Merchán; acompañadas por parte de sus equipos. 

El plan, explicaron, propone en los próximos dos años “crear condiciones de igualdad en la diversidad para que las mujeres y LGBTIQ+ puedan acceder a sus derechos y ejercerlos de manera libre, justa e igualitaria” en distintas áreas. También, para alentar su desarrollo y  participación en la vida social y política y repartir las tareas de cuidados.

“Cuando todos los días recibimos noticias sobre femicidios y violencias extremas, sabemos que la contracara de esas violencias son las desigualdades. Este plan busca transformar esas desigualdades estructurales que las mujeres y diversidades vivimos en todos los ámbitos de nuestras vidas”, dijo durante la presentación la ministra Gómez Alcorta. 

Por su parte, la secretaria de Políticas de Igualdad y Diversidad, Cecilia Merchán, sostuvo que “este plan tiene que estar animado en el alma de todxs quienes en el territorio todos los días levantan a la Argentina y la hacen posible, y tiene que estar animado por ese movimiento hermoso, diverso y gigante de todo nuestro territorio, que es el pueblo feminista y transfeminista”.

La iniciativa, aseguraron en la presentación, “se construyó de manera participativa y federal a través de Foros Federales, en los cuales se recogieron las demandas históricas de más de 700 organizaciones feministas, sindicales, rurales, empresariales, afro, indígenas, LGBTQI+ y de discapacidad” durante el año pasado, explicaron. 

El jefe de gabinete Santiago Cafiero afirmó que “la pandemia no golpea igual a hombres y a mujeres, ni golpea igual a las pibas pobres de nuestro país. Y si bien la conquista de derechos siempre está relacionada con la lucha, para que las buenas intenciones no queden en una publicación y se hagan realidad, se precisa de un modelo político y económico que favorezca estas transformaciones”.

“Las políticas que promuevan la diversidad y erradiquen las violencias tienen que ser políticas de Estado”, agregó Cafiero. Entre los principales compromisos asumidos están la transversalización de políticas de género en todos los niveles del Estado; la promoción de la Igualdad de género en el trabajo, el empleo y la producción, la ruralidad, la discapacidad y el deporte; la inclusión laboral de personas travestis y trans; las políticas de cuidado; el acceso a tecnologías digitales y la democracia paritaria, entre otros.

 

Destacadas en el New York Times 

Esta semana, el diario estadounidense The New York Times destacó la labor de tres funcionarias feministas del gabinete nacional en materia de género. Se trata de Elizabeth Gómez Alcorta, ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad; Vilma Ibarra, Secretaria Legal y Técnica de la Presidencia, y  Mercedes D’Alessandro, Directora Nacional de Economía, Igualdad y Género del Ministerio de Economía.

El título de la nota destaca que las funcionarias “están cambiando la Argentina desde adentro”.

“No estamos en contra de los hombres. Todo lo que queremos hacer es desarmar un sistema que ha abusado y lastimado a las mujeres”, dijo Vilma Ibarra en la nota. Por su parte, Gómez Alcorta indicó que la mayoría de las medidas que tomaron se enmarcan en tres grupos: “El primero se centra en la violencia de género. 

También trabajamos para crear nuevos canales de comunicación a través de WhatsApp y el correo electrónico., en emergencias alimentarias del colectivo trans y los ingresos familiares de emergencia enfocados en las mujeres”.

En esta Nota