lunes 08 de agosto de 2022
ACTUALIDAD L’ Osservatore Romano

Mientras Ucrania es azotada por "bárbaros atentados", Francisco pidió que la "insensata guerra" termine

"¡Que el Señor abra esos caminos de diálogo que los hombres no quieren o no logran encontrar! Y no dejemos de acudir en ayuda del pueblo ucraniano", expresó el Sumo Pontífice.

01-07-2022 13:35

El Papa Francisco manifestó que "cada día lleva en su corazón a la querida y martirizada Ucrania" y pidió que la "insensata guerra" derivada de la invasión rusa "llegue pronto a su fin". En ese sentido, llamó a ser “una Iglesia sin cadenas y sin muros", en la que se "cultive el diálogo", según puede leerse en una nueva edición del L’ Osservatore Romano.

La portada del periódico ilustra e introduce a la Homilía del Papa Francisco en la solemnidad de San Pedro y San Pablo. Allí, el Sumo Pontífice bendijo los palios destinados a los 44 arzobispos metropolitanos nombrados a lo largo del año y señaló que Ucrania "sigue siendo azotada por bárbaros atentados, como el que golpeó el centro comercial de Kremenchuk".

Guerra Rusia-Ucrania: Turquía aceptó el ingreso de Suecia y Finlandia a la OTAN

"Rezo para que esta guerra insensata llegue pronto a su fin, y renuevo la invitación a perseverar, sin cansarse, en la oración por la paz: ¡que el Señor abra esos caminos de diálogo que los hombres no quieren o no logran encontrar! Y no dejemos de acudir en ayuda del pueblo ucraniano, que tanto está sufriendo”, exclamó Francisco.

"De la crisis no se sale igual, se sale mejor o peor"

Esta edición del periódico vaticano tiene una extensión especial para incluir el texto completo de la entrevista de la agencia Telam dada a conocer en el día de la fecha. Se publica a triple página el texto completo de la misma realizada por la presidenta de esa agencia, Bernarda Llorente. Durante la misma, Bergoglio indicó que “no podemos volver a la falsa seguridad de las estructuras políticas y económicas que teníamos antes".

Papa Francisco 20220622

"Así como digo que de la crisis no se sale igual, sino que se sale mejor o peor, también digo que de la crisis no se sale solo. O salimos todos o no sale ninguno. La pretensión que un solo grupo salga de la crisis, por ahí te puede dar una salvación, pero es una salvación parcial", sostuvo. "Usar la crisis para el propio provecho es salir mal de la crisis. Hay que salir arriesgando y tomando la mano del otro. Ahí está lo social de la crisis. Esta es una crisis de civilización”, agregó.

Ante la pregunta sobre la Tercera Guerra Mundial y si ¿La falta de diálogo y de escucha son un agravante en la situación actual?, Francisco respondió: “Una guerra, lamentablemente, es una crueldad al día. En la guerra no se baila el minué, se mata. Y hay toda una estructura de venta de armas que lo favorece".

El Papa Francisco reclamó a Rusia no usar los alimentos "como arma de guerra"

"Una persona que sabía de estadísticas me dijo que, si durante un año no se fabricaran armas, no habría hambre en el mundo. Puede haber una guerra justa, hay derecho a defenderse, pero como se usa hoy día ese concepto hay que repensarlo. Yo he declarado que el uso y la posesión de armas nucleares es inmoral", afirmó.

“No confundamos populismo con popularismo"

En otro tramo de la entrevista, el Santo Padre fue consultado sobre cuál sería la diferencia entre pueblos y populismos, según su opinión. “No confundamos populismo con popularismo. Popularismo es cuando el pueblo lleva adelante sus cosas, expresa lo suyo en diálogo y es soberano. El populismo es una ideología que aglutina al pueblo, que se mete a reagruparlo en una dirección”.

Por otro lado, se manifestó sobre la situación política de los últimos años en la región de América Latina. “Latinoamérica todavía está en ese camino lento, de lucha, del sueño de San Martín y Bolívar por la unidad de la región. Siempre fue víctima, y será víctima hasta que no se termine de liberar, de imperialismos explotadores", consideró.

"El sueño de San Martín y Bolívar es una profecía, ese encuentro de todo el pueblo latinoamericano más allá de la ideología, con la soberanía. Esto es lo que hay que trabajar para lograr la unidad. Donde cada pueblo se sienta a sí mismo con su identidad y, a la vez, necesitado de la identidad del otro. No es fácil”, aseguró.

En un tono más personal, Llorente le preguntó cómo vería el Papa a Bergoglio y viceversa. El Papa contestó en los siguientes términos: “Y cuando veo al Bergoglio de allá y toda su historia, las fotografías hablan. Es la historia de una vida que caminó con muchos dones de Dios, muchas fallas de mi parte, muchas posturas no tan universales. Uno va aprendiendo en la vida a ser universal, a ser caritativo, a ser menos malo".

Papa Francisco 20220622

"Veo a un hombre que tomó una senda, con altos y bajos, y tantos amigos lo ayudaron a seguir caminando. Mi vida no la caminé nunca solo. Una persona que caminó, que estudió, que trabajó, que se metió a cura, que hizo lo que pudo. No se me ocurre pensarlo de otra manera. ¿Y cómo miraría Bergoglio al Papa? Yo creo que en el fondo diría “¡Pobre tipo! ¡La que te tocó!” Pero no es tan trágico ser Papa. Uno puede ser un buen pastor”.

Finalmente, ante la pregunta de “¿Tenemos Papa y Francisco para rato?, respondió “Que lo diga el de arriba”.

Colonialismo cultural y la situación en Ecuador

"Es importante también oponer resistencia al colonialismo cultural mafioso, mediante la búsqueda, el estudio y las actividades formativas para certificar que el progreso civil, social y ambiental no surge de la corrupción y el privilegio, sino de la justicia, la libertad, la honestidad y la solidaridad». Lo subrayó el Papa recibiendo en audiencia en la Sala Clementina a los participantes del encuentro promovido por la Pontificia academia mariana internacional con ocasión de los treinta años de la institución de la Dirección de Investigación Antimafia (DIA). El discurso de Francisco se publica en forma completa con esta edición.

Preocupado por "lo que ocurre en Ecuador", el Papa exhortó a "todas las partes a abandonar la violencia y las posiciones extremas", remarcando que "sólo a través del diálogo será posible encontrar la paz social". El llamamiento del Pontífice llegó desde la ventana del Estudio privado del Palacio apostólico vaticano al finalizar el Ángelus recitado a los fieles presentes en la plaza de San Pedro. Antes de la oración mariana, como es habitual Francisco había comentado el Evangelio dominical. Su meditación, como es habitual, se publica en forma completa y oficial.