jueves 06 de mayo de 2021
BLOOMBERG
03-09-2020 11:46

Alemania proyecta pedir unos 80 mil millones de euros en nueva deuda en 2021

El Gobierno federal de Alemania prevé un déficit presupuestario de más de 80.000 millones de euros (US$94.000 millones) el próximo año, a medida que busca mantener la recuperación de la pandemia de coronavirus, según dos funcionarios familiarizados con sus discusiones.

Birgit Jennen
03-09-2020 11:46

El ministro de Finanzas de Alemania, Olaf Scholz, presentó la cifra en una reunión de la coalición gobernante la semana pasada, dijo uno de los funcionarios. Un segundo funcionario indicó que la cifra podría eventualmente ser ligeramente mayor.

El Gobierno debe publicar un borrador del plan presupuestario este mes una vez que tenga nuevos pronósticos de ingresos fiscales con los que trabajar. Un oficial de prensa del Ministerio de Finanzas declinó hacer comentarios. Los bonos de referencia de Alemania revirtieron las ganancias, dejando el rendimiento de los valores a 10 años con pocos cambios en -0,465%.

El grupo demócrata-cristiano de la canciller, Angela Merkel, que gobierna con los socialdemócratas de Scholz, acordó el miércoles suspender las restricciones constitucionales a los préstamos del Gobierno federal por segundo año en 2021, allanando el camino para que su Administración mantenga el estímulo fiscal mientras el país se prepara para una elección prevista para septiembre.

Ante la cuarentena por coronavirus, Alemania abandonó su conocida política de presupuesto equilibrado en marzo y está preparada para solicitar un crédito por unos 218.000 millones de euros este año.

Ralph Brinkhaus, director del caucus de Merkel, dijo que los costosos programas como los subsidios para preservar el empleo, que el Gobierno acordó el mes pasado extender hasta fines de 2021, son necesarios en este momento, pero no deben continuar “por mucho tiempo”.

El Gobierno alemán cree que los subsidios para preservar el empleo son necesarios en este momento

“Se trata de encontrar un equilibrio, y eso también aplica al presupuesto”, dijo Brinkhaus el jueves en una entrevista con la cadena de televisión ARD. “Hemos presupuestado bien en los últimos años y estuvo bien gastar el dinero durante la crisis”, agregó. “Pero estaría mal seguir gastando tanto indefinidamente”.

En parte gracias al programa de estímulo del Gobierno, la actividad alemana ha tenido un fuerte repunte después de colapsar en el segundo trimestre, y las empresas se han vuelto un poco más optimistas de que continuará acelerándose hasta el próximo año.

Incluyendo programas para garantizar la liquidez de las compañías, Alemania ha puesto a disposición más de 1,3 billones de euros, la mayor cantidad, por mucho, de toda la Unión Europea.

Merkel indicó la semana pasada que estaba a favor de mantener la mayor flexibilidad presupuestaria posible dada la incertidumbre que enfrenta el país. Algunos miembros de su partido habían estado presionando por una mayor restricción fiscal ya en 2021.

En su conferencia de prensa anual de verano, la canciller advirtió que la crisis del coronavirus empeorará antes de mejorar y que las consecuencias pondrán a prueba las finanzas de Alemania durante meses, y hasta años.

“En retrospectiva, estoy feliz de que no sucumbimos al dulce veneno de los préstamos en los buenos tiempos”, dijo Merkel, y agregó que esto le había dado a Alemania más recursos para combatir la crisis actual.

En esta Nota