martes 07 de febrero de 2023

Cae la actividad económica de Brasil mientras las tasas golpean la demanda

La economía de Brasil se contrajo inesperadamente de acuerdo con la principal medida de actividad del banco central, lo que se sumó a las señales de que la demanda se está desacelerando luego de un ciclo de fuertes aumentos a las tasas de interés.

14-12-2022 13:22

La economía de Brasil se contrajo inesperadamente de acuerdo con la principal medida de actividad del banco central, lo que se sumó a las señales de que la demanda se está desacelerando luego de un ciclo de fuertes aumentos a las tasas de interés.

El índice de actividad económica del banco, un referente del producto interno bruto, cayó un 0,05% mensual en octubre, en comparación con la estimación mediana de una ganancia del 0,40% proyectada por los analistas en una encuesta de Bloomberg. Desde hace un año, la actividad aumentó un 3,68%, según datos publicados el miércoles.

Seguidores de Bolsonaro atacaron la sede de la Policía Federal de Brasil

Los banqueros centrales dirigidos por Roberto Campos Neto esperan que el ritmo de crecimiento se modere en los próximos trimestres a medida que los efectos completos de su agresiva campaña de ajuste golpeen la economía.

La confianza del consumidor ya ha comenzado a caer y el crecimiento de los préstamos se ha ralentizado. Por otra parte, la inflación está disminuyendo y la tasa de desempleo más baja en siete años está ayudando a impulsar la actividad.

Unforseen Slowdown | Brazil's economy contracts in October amid tight financial conditions

El congreso de Brasil está debatiendo un proyecto de ley que aumentaría el límite de gasto público en aproximadamente 145.000 millones de reales (US$28.000 millones) para financiar las promesas de campaña del presidente electo Luiz Inácio Lula da Silva, incluidos los subsidios a los más desposeídos. Si bien los desembolsos elevarían la demanda, también pueden acelerar la inflación.

El banco central apunta a una inflación del 3,25% el próximo año y del 3% en 2024. La mayoría de los analistas prevé aumentos de precios al consumidor del 5,08% y el 3,5% en 2023 y 2024, respectivamente.