domingo 27 de noviembre de 2022
BLOOMBERG Mercado Automotor

China podría reducir a la mitad el impuesto a la compra de autos

China está evaluando bajar 50 por ciento el impuesto que grava la compra de la mayoría de los automóviles en el mercado automotor más grande del mundo.

29-10-2018 09:24

China está evaluando bajar 50 % el impuesto que grava la compra de la mayoría de los automóviles en el mercado automotor más grande del mundo, lo que hizo dispararse las acciones de fabricantes de autos como Volkswagen AG y Daimler AG.

El principal organismo de planificación económica de China presentó un plan a las autoridades para recortar a 5 por ciento el impuesto a la compra de vehículos de pasajeros con motores que no superen los 1,6 litros, según personas al tanto del tema. No se ha tomado ninguna decisión sobre la implementación, agregaron las personas, que solicitaron anonimato porque la información no es pública.

Las ventas de automóviles en China van camino de su primera caída anual en dos décadas, ya que la guerra comercial con Estados Unidos pesa sobre el crecimiento en el mercado de valores. Después de acumular ventas récord en las últimas décadas, en tanto la incipiente clase media de China compró sus primeros autos, los consumidores se están retirando de las grandes adquisiciones, un retroceso exacerbado por la eliminación gradual de una devolución de impuestos a la compra de automóviles.

Volkswagen y Ford Motor Co. están entre las empresas más perjudicadas por el debilitamiento de la demanda en un mercado que pasó a ser clave.

El declive se siente en los principales fabricantes de automóviles del mundo.

Las acciones de Volkswagen, que el año pasado vendió alrededor del 39 por ciento de sus vehículos en China, subían 6 por ciento, a 145,04 euros, el mayor avance intradía en más de dos años, y habían aumentado 5,3 por ciento a las 11:12 en las operaciones en Fráncfort. Las de BMW AG y Daimler –el fabricante de vehículos Mercedes Benz–, quienes cuentan a China como su mayor mercado, también subieron considerablemente.

La Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma (NDRC, por sus siglas en inglés), que también actúa como el principal ente regulador de China, no respondió de inmediato a un fax en busca de comentarios. Los autos con motores de ese tamaño representaron alrededor del 70 por ciento de los vehículos de pasajeros vendidos el año pasado, según la Asociación China de Fabricantes de Automóviles.

Si el plan de reducción de impuestos sigue adelante, podría verse como el último esfuerzo de China para apoyar la economía de US$12 billones, que se ha desacelerado este año ante la fricción comercial en curso. En las últimas semanas, las autoridades han tratado de suavizar las caídas en el mercado de valores y han intervenido para reforzar las empresas privadas mediante el apoyo a la emisión de bonos. Los coeficientes de requisitos de reservas de los bancos se han reducido cuatro veces este año como una forma de alentarlos a prestar.

China implementó el incentivo fiscal a la compra en 2015, redujo la rebaja el año pasado y la eliminó por completo a principios de 2018.

Las compras de automóviles de pasajeros por parte de los concesionarios disminuyeron 12 %, a 2,06 millones de unidades, en septiembre, según el organismo de fabricantes de automóviles. Durante los primeros nueve meses de este año, la industria registró un avance de las ventas de solo 0,6 por ciento, y la asociación dijo que las perspectivas para el cuarto trimestre eran débiles.

MA CP