BLOOMBERG
Estrategia geopolítica

La Unión Europea y Estados Unidos unirán fuerzas en la lucha global por minerales críticos

El gigante norteamericano y la comunidad europea buscan contrarrestar el poderío de China en la explotación de elementos de origen mineral fundamentales para la industria tecnológica.

El litio, petróleo del siglo XXI
Es el nuevo oro!. Después del petróleo, la esperanza de la Argentina para jugar en primera como el segundo exportador del mundo. | Weekend

Estados Unidos y la Unión Europea están en conversaciones para fusionar un área central de sus esfuerzos para involucrar a los proveedores de minerales críticos en las naciones ricas en recursos, en un intento por eficientar su presión contra el dominio chino en materiales clave para tecnologías futuras.

El objetivo es combinar el enfoque político de alto nivel de la UE con el estadounidense en proyectos específicos, según personas familiarizadas con las discusiones.

Llegan representantes de bancos de Wall Street para observar de cerca la Argentina de Milei

En qué consiste el acuerdo entre Estados Unidos y la Unión Europea

En concreto, la medida fusionaría el concepto de club de materias primas críticas de la Unión Europea con la emblemática Asociación para la Seguridad de los Minerales (MSP, por sus siglas en inglés). Esta se produce después de que la UE retrasara sus planes para lanzar su propio programa en Dubái el año pasado en la cumbre climática COP 28, dijeron las personas, que pidieron no ser identificadas, describiendo las discusiones como política interna.

La nueva iniciativa, conocida en términos generales como “foro de asociación para la seguridad de los minerales”, alinearía los esfuerzos de divulgación para que los compradores de los países desarrollados y las naciones ricas en recursos cooperen en proyectos y políticas, dijeron las personas.

Como parte de sus estrategias más amplias de seguridad económica, Washington y Bruselas buscan contrarrestar el dominio de China en la cadena de suministro de los llamados minerales críticos, un término amplio que incluye insumos para vehículos eléctricos y otras tecnologías de energía verde.

La clave de sus esfuerzos combinados es trabajar con naciones ricas en recursos para desarrollar estándares sobre inversión, comercio, investigación y cuestiones ambientales que EE.UU. y la UE consideran una alternativa a la colaboración con China.

La inflación anual no cedió en América Latina durante enero

Estados Unidos y la Unión Europea, aliados contra China

Los aliados, que han identificado más de una docena de posibles proyectos, se han enfrentado a un desafío de enormes proporciones. El largo y costoso proceso de desarrollo de proyectos mineros o de refinación significa que el dominio de Pekín continuará probablemente durante décadas. Y los funcionarios estadounidenses han admitido que es imposible sustituir totalmente a China.

Funcionarios estadounidenses y de la UE pretenden llegar a un acuerdo a finales de este mes y lanzar oficialmente el proyecto en marzo, según una de las personas. Discutirán el plan en la Conferencia de Seguridad de Múnich, que se celebrará en Alemania la semana próxima, dijo otra persona.

La UE y EE.UU. están debatiendo cómo optimizar sus esfuerzos para fomentar la cooperación internacional en materia de materias primas críticas, dijo Olof Gill, portavoz de la Comisión Europea, en una respuesta a preguntas, añadiendo que un aspecto importante de estas conversaciones es encontrar “las mejores sinergias” entre el club de materias primas críticas de la UE y otras actividades internacionales.

Un funcionario del Departamento de Estado de EE.UU., que pidió no ser identificado por discutir asuntos internos, dijo que las dos partes creen que los planes de divulgación separados para las naciones ricas en recursos duplican los esfuerzos y corren el riesgo de crear confusión. También quieren asegurar la alineación en el objetivo más amplio de reducir la dependencia de Occidente de China para la producción y el procesamiento de muchos minerales críticos como el litio, el manganeso y el cobalto, y coordinar adecuadamente la movilización de las finanzas estatales y las empresas privadas, dijo el funcionario.

Estados Unidos: Kashkari celebró la caída de la inflación pero aseguró que aún es necesario ver más avances

La UE ya formaba parte de la asociación para la seguridad de los minerales liderada por EE.UU. junto con Alemania, Australia, Canadá, Corea del Sur, Finlandia, Francia, India, Italia, Japón y Reino Unido, entre otros, cuyo objetivo es canalizar la inversión extranjera hacia el sector de la energía verde.

La UE también ha firmado sus propios pactos sobre minerales con varios países, entre ellos la República Democrática del Congo, que suministra cerca del 70% de la oferta mundial de cobalto, y Zambia.

Las conversaciones entre la UE y los EE. UU. sobre un acuerdo bilateral de minerales críticos siguen estancadas debido a los derechos laborales y a la preocupación sobre la viabilidad de adoptar un pacto comercial en un año electoral.

Por su parte, los funcionarios estadounidenses —que ya han alcanzado un acuerdo bilateral con Japón— han querido poner en marcha nuevos proyectos de minería y procesamiento actuando como un puente entre las empresas privadas que buscan materias primas y las naciones en desarrollo que han dependido en los últimos años principalmente de China para sus inversiones en recursos.

Traducido por Paola Torre.