viernes 07 de octubre de 2022
BLOOMBERG Tensión en Europa oriental

Crisis en Ucrania: Occidente aún no está convencido de que Rusia quiera la paz

Los líderes se niegan a tomar al pie de la letra el anuncio de Rusia de una reducción de sus fuerzas. Los inversionistas se han sumado al escepticismo, impulsando el petróleo al alza y el rublo a la baja.

16-02-2022 19:04

Rusia insiste en que su intención de reducir las tensiones con Ucrania es seria, pero Occidente sigue sin estar convencido.

Mientras se intensifican las negociaciones diplomáticas de alto nivel, se sigue trabajando en un paquete de sanciones para disuadir al presidente Vladimir Putin de cualquier escalada. El Kremlin niega que Rusia pretenda invadir Ucrania y desestima las advertencias de Estados Unidos sobre una inminente acción militar, calificándolas de histeria.

Sin embargo, ante la crisis de seguridad más grave de Europa en décadas, los líderes se niegan a tomar al pie de la letra el anuncio de Rusia de una reducción de sus fuerzas. Los inversionistas se han sumado al escepticismo, impulsando el petróleo al alza y el rublo a la baja.

Vientos de Guerra en Europa del Este: qué pasa entre Rusia y Ucrania

ucrania 12022022

Está lo que Rusia dice y lo que Rusia hace, y no hemos visto ninguna retirada de sus fuerzas”, dijo el miércoles el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, a la cadena MSNBC. “Siguen concentradas de forma muy amenazante a lo largo de las fronteras de Ucrania. Sería bueno que cumplieran lo que dijeron, pero hasta ahora no lo hemos visto”.

El secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Jens Stoltenberg, se hizo eco de esta opinión en una reunión de ministros de defensa de la alianza en la sede de la OTAN en Bruselas. Un ciberataque contra Ucrania el martes, proveniente de fuentes aún no identificadas, que se ha convertido en el más largo que ha experimentado Kiev, no contribuyó a disipar esas preocupaciones.

ucrania 12022022
La avanzada de Rusia se fortaleció durante las últimas semanas de enero.

El Kremlin rechazó las afirmaciones de la OTAN de que las tropas rusas no se estaban retirando. Sin embargo, un día antes, Putin dejó claro que la orden se había dado solo para una retirada “parcial” y sugirió que el regreso completo a la base dependería de cómo se desarrollen las conversaciones con Occidente.

Al ser consultado en una conferencia de prensa conjunta con el canciller alemán Olaf Scholz si el retorno de las tropas continuaría, Putin dijo que los próximos movimientos de Rusia dependerían “de la situación real sobre el terreno”. Eso “no depende solo de nosotros”, dijo, citando las conversaciones sobre la demanda rusa de garantías de seguridad por parte de EE.UU. y la OTAN.

Rusia retiró tropas, pero arma hospitales de campaña mientras Ucrania construye trincheras

Bruscas oscilaciones

Las tensiones han provocado bruscas oscilaciones en los mercados financieros, y la escalada ha desencadenado una carrera hacia los activos de refugio, como los bonos del Tesoro y el yen. Las señales de relajación impulsaron la demanda de activos de mayor riesgo después que las acciones cayeran en todo el mundo y los indicadores de volatilidad se dispararan.

Ucrania renunciaría a su candidatura a la OTAN ante la amenaza de invasión de Rusia

En una señal de la desconfianza, los funcionarios y diplomáticos europeos están siguiendo una doble vía de diplomacia y disuasión, discutiendo el potencial de refugiados y otras contingencias, como las alternativas al suministro de gas ruso.

El presidente de EE.UU., Joe Biden, tenía previsto sostener una llamada con Scholz más tarde el miércoles, antes de una sesión de emergencia de los líderes de la Unión Europea sobre Ucrania convocada para el jueves. Los ministros de Relaciones Exteriores del Grupo de los Siete se reunirán en persona en el marco de la Conferencia de Seguridad de Múnich el sábado, lo que podría dar lugar a una llamada de los líderes del G7 la próxima semana.

Joe Biden
Joe Biden recomendó hoy a los estadounidenses en Ucrania abandonar el país.

Moscú podría mantener sus despliegues masivos en la frontera de Ucrania durante meses si quisiera, según un alto funcionario de inteligencia occidental. Una prueba clave será el 20 de febrero, cuando está previsto que terminen las maniobras militares con Bielorrusia, y Rusia ha dicho que más de sus tropas volverán a casa.

En cualquier caso, con el petróleo cerca de los US$100 el barril y una cantidad sustancial en reservas de divisas, Rusia tiene las finanzas para sostener las maniobras militares durante el tiempo que Putin determine que son política y militarmente útiles, dijo el funcionario.

“Moscú ha dejado claro que está dispuesto a impugnar los principios fundamentales que han sustentado nuestra seguridad durante décadas y a hacerlo mediante el uso de la fuerza”, dijo Stoltenberg en Bruselas. “Lamento decir que ésta es la nueva normalidad en Europa”.