jueves 09 de diciembre de 2021
BLOOMBERG PANDEMIA DE CORONAVIRUS
04-10-2021 22:00
04-10-2021 22:00

Las pérdidas de las aerolíneas por la pandemia superarán los US$ 200.000 millones

Los US$201.000 millones en pérdidas netas combinadas durante el período afectado por la pandemia eclipsan cerca de nueve años de ganancias de la industria, según las cifras de IATA.

04-10-2021 22:00

Las pérdidas de las aerolíneas por la pandemia de coronavirus superarán los US$200.000 millones, ya que las restricciones a los viajes afectarán la demanda de las empresas y de los vuelos de larga distancia hasta bien entrado 2022, según el principal grupo de presión de la industria.

Las aerolínea se preparan para registrar un déficit colectivo de US$11.600 millones el próximo año, dijo el lunes la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA, por sus siglas en inglés) en su reunión anual en Boston. El organismo comercial también elevó su estimación de pérdidas para este año y revisó al alza el déficit para 2020.

Los US$201.000 millones en pérdidas netas combinadas durante el período afectado por la pandemia eclipsan cerca de nueve años de ganancias de la industria, según las cifras de IATA. Si bien los viajes nacionales y regionales han comenzado a recuperarse, las rutas comerciales que abarcan todo el mundo, y que son tan cruciales para muchas aerolíneas, apenas lo han hecho.

Estados Unidos está a punto de abrir sus fronteras a los visitantes transatlánticos el próximo mes, pero otros mercados de larga distancia siguen en niveles bajísimos, especialmente los que conectan Asia con Europa y Norteamérica .

“La magnitud de la crisis del covid-19 para las aerolíneas es enorme”, dijo el director general de IATA, Willie Walsh, en la mayor reunión de directores ejecutivos de la industria en más de dos años. “La gente no ha perdido el deseo de viajar, como vemos en la sólida capacidad de recuperación del mercado nacional. Pero las restricciones, la incertidumbre y la complejidad les impiden viajar al extranjero”.

Se espera que el tráfico de pasajeros —el número de personas que vuelan por la distancia recorrida— alcance el 40% de los niveles anteriores a la pandemia este año, y aumente al 61% en 2022, cuando la cifra de viajeros debería ser de 3.400 millones. Es una cifra similar a la de los clientes de 2014, pero una cuarta parte inferior a la de 2019.

Las pérdidas de este año ascenderán a casi US$52.000 millones, según las previsiones de IATA, peor que los US$48.000 millones estimados en abril, después de que los vuelos se mantuvieran limitados durante el normalmente lucrativo verano boreal.

Las pérdidas del año pasado fueron revisadas a alrededor de US$138.000 millones, desde los US$126.000 millones previos.

Recuperación en EE.UU.

Entre las regiones del mundo, se prevé que solo las aerolíneas de Norteamérica vuelvan a obtener ganancias el próximo año, con casi US$10.000 millones en utilidades. Las aerolíneas europeas registrarán pérdidas de unos US$9.200 millones, según IATA, mientras que los operadores de Oriente Medio, que dependen en gran medida de las rutas intercontinentales, acumularán un déficit de US$4.600 millones.

Walsh, anteriormente director general de IAG SA, propietario de British Airways, ofreció algo de optimismo a los líderes de las aerolíneas reunidos, afirmando que el sector ha “superado con creces el punto más profundo de la crisis” y que “se vislumbra el camino hacia la recuperación”.

Los vuelos nacionales, que se benefician de la eliminación de las restricciones, volverán casi a los niveles de pasajeros anteriores a la pandemia el próximo año, dijo la IATA.

La carga aérea es otro punto positivo, con una demanda que este año se espera sea un 8% superior a los niveles de 2019, aumentando a más del 13% en 2022 en medio de un incremento de los envíos de una reposición mundial y el cambio a las compras en línea.

Walsh afirmó que las compañías aéreas seguirán necesitando medidas de apoyo salarial por parte de los Gobiernos hasta que los viajes internacionales se recuperen a gran escala, así como medidas reguladoras como la suspensión de la llamada regla de “úselo o piérdalo” de las franjas horarias de los aeropuertos.

Se prevé que las aerolíneas vuelvan a aumentar su capacidad más rápido de lo que se recupera el tráfico, perjudicando los niveles de ocupación de asientos. Se espera que el factor de carga de pasajeros promedio sea de alrededor del 67% este año, y que aumente al 75% en 2022, aún muy por debajo de la cifra récord del 83% establecida en 2019.

Si bien IATA representa a 290 aerolíneas que comprenden el 82% del tráfico aéreo mundial, sus miembros excluyen a varias compañías de bajo costo que se encuentran entre las que se espera se recuperen más rápido de la crisis.