domingo 28 de noviembre de 2021
CóRDOBA HACEMOS POR CÓRDOBA
24-10-2021 00:58
24-10-2021 00:58

La preocupación de Schiaretti: quién tomará las decisiones después del 14-N

El gobernador está preocupado por el clima social, pero sobre todo porque no se sabe quién tomará las decisiones en el Gobierno nacional. El discurso en San Francisco y lo dicho por el CEO de Volkswagen.

24-10-2021 00:58

Después de una semana intensa, con el gobernador Juan Schiaretti más activo que nunca en la campaña, con fricciones en el seno del Gobierno nacional y el rol de un sector de la oposición que miran con desconfianza algunos desde El Panal, en el entorno del mandatario provincial destacan dos discursos. 

El que manifestó el propio Schiaretti en San Francisco el jueves por la noche y el de Thomas Owsianski, el CEO de Volkwswagen. En el primero, el propio gobernador en un acto de campaña rumbo a las Legislativas de noviembre, lanzó: “ya es hora que a la Nación la gobierne alguien del interior para que sea verdaderamente federal”. Y a esta frase, aquellos que conocen el clima en la cima del Gobierno provincial, la definen como uno de los testimonios del 2021. 

“Es la frase del año, no de la semana”, reconoció a PERFIL CORDOBA un alto funcionario provincial. 

Sin embargo, le agregó una más que lo tuvo como protagonista al directivo de la compañía automotriz: “es difícil invertir en el país, pero en Córdoba se puede porque hay reglas claras”, lanzó Owsianski. CEO de la empresa que, sobre el final de la semana, anunció la suspensión de la producción por 50 días por la falta de semiconductores. 

En pocos días, la firma había celebrado la producción de 15 millones de transmisiones con los elogios a la gestión provincial; y, sobre el final de la semana, hizo efectivo el anuncio de las suspensiones hasta el 3 de enero próximo. 

Con estos dos hechos, desde el Centro Cívico tratan de explicar qué preocupa al gobernador a tres semanas de unos comicios que no traerán buenas noticias para el schiarettismo. Y la preocupación de Schiaretti pasa por no saber quién tomará decisiones en la Nación después del 14-N.

“Sabe que esta elección le va a pegar muy fuerte al Gobierno nacional y que el contexto va a ser otro cuando el oficialismo pierda la mayoría legislativa. Por eso, el temor real no es al cepo, o las medidas económicas que tratan de tomar, el miedo real es no saber quién va a tomar las decisiones después de noviembre”, dijo un funcionario de diálogo directo con el mandatario provincial. 

Tercera vía. En esa preocupación orientada a quién manejará la botonera desde diciembre, también le ponen en el schiarettismo la lupa a la contención y el crecimiento de la pobreza. Saben, que el malestar social se traduce por la falta de respuestas en lo económico, que hay un desgaste de la grieta y que el discurso de los ultras, puede ser un riesgo. 

Desde allí se explica lo que dijo el jueves en San Francisco, pero antes había sostenido en Río Cuarto y el viernes por la noche repitió en Montecristo. “La grieta es un invento de los porteños. Les pido que no se paren en ninguno de los dos lados de la grieta”, dijo Schiaretti en este cambio de fase de la campaña cordobesa. 

Sin embargo, en el PJ cordobés reconocen que hay algo más: el mensaje del gobernador es un aviso, un adelanto de una proyección nacional con el que algunos schiarettistas paladar negro se entusiasman. Al punto que no descartan un operativo clamor la misma noche del 14-N que incluya a funcionarios, legisladores e intendentes. Sobre todo, aquellos donde el schiarettismo haga una buena elección. 

“Todos decían que Schiaretti arrancaba una transición en diciembre 2021 y hoy está, no solo más cerca de una proyección nacional, sino que, en el 2023, los que peleen la Provincia dentro del PJ lo van a ir a buscar para la foto”, dijo a este diario un schiarettista puro. 

La contención y la Capital.  En el final de la semana, un dirigente opositor de buen diálogo con El Panal reconoció que, a diferencia de lo ocurre en otras provincias, en Córdoba hay redes de contención. “Hay canales institucionales y una red de contención propia de la hegemonía de un partido durante más de 20 años. Eso no es poco”, reconoció un opositor. 

Eso mismo reconocen en el Centro Cívico, aunque advierten que el impacto de las olas es fuerte. Y no únicamente en lo electoral. 

En tanto, sobre las elecciones de noviembre, en el schiarettismo ya cambiaron el objetivo y buscan enfocarse rápidamente en asegurar dos diputados. Con el tercer escaño cada vez más lejos. 

Para ello, piden reforzar la Ciudad y grandes urbes. Pero, con respecto a la capital cordobesa, la preocupación sigue puesta en lo que sucede con la convocatoria a la militancia en pequeños actos. Esta semana, hubo uno puntual que contó con la presencia de candidatos y hubo un vacío de algunas seccionales de lo que ya tomaron nota. 

Atento a eso, Schiaretti pidió más hoja de ruta de Alejandra Vigo en Capital y recorridos provinciales con Natalia de la Sota, primera candidata a diputada nacional y otra que se anota en la carrera por El Panal. Algo que es observado de reojo por otros sucesores. 
 

En esta Nota