lunes 27 de septiembre de 2021
ECONOMIA Se intensificó la estrategia a fines de 2020
14-01-2021 10:07
14-01-2021 10:07

La AFIP profundiza su fiscalización sobre los movimientos financieros del inicio de 2021

Como cajas de ahorro y plazos fijos están exentos de Bienes Personales, muchos ahorristas colocaron depósitos en dólares en los últimos días de diciembre y ahora están retirando.

14-01-2021 10:07

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) está analizando en detalle los movimientos bancarios de los últimos días de diciembre y comienzo de 2021, ya que tradicionalmente ocurre una mayor colocación en cajas de ahorro y plazos fijos, tanto en pesos como en dólares, y así obtener el beneficio de no ingresar en Bienes Personales, inversiones que están exentas en ese tributo.

Según fuentes gubernamentales, este año se produjo un incremento considerable en la estrategia de depositar dólares en cajas de ahorro y plazos fijos antes del 31 de diciembre.

Paralelamente, a partir del dos de enero se empezó a registrar una baja en las colocaciones de moneda extranjera en el sistema financiero local.

Desde el Ejecutivo aseguran que se busca "analizar los movimientos en particular y si los fondos depositados coinciden con las facturaciones o ganancias que muestran esos ahorristas, sean particulares o empresas".

Economía abre la primera licitación de bonos y letras del año

 

En realidad, esa operatoria es absolutamente legal y en líneas generales, quienes realizaron esas operaciones tienen declarado sus niveles de facturación, ganancias y ahorro.

"Pero igualmente llama la atención el movimiento que hubo este fin de año", resaltó otra de las fuentes consultadas.

El consultor y analista del mercado, Christian Buteler, resaltó que "esta es una operatoria que se realiza tradicionalmente todo los años, en la misma fecha".

"El problema es que en 2020 hubo una fuerte caída de los depósitos en dólares, especialmente a partir de mediados de septiembre, que fue cuando se aplicó el súper cepo y eso quizás determina que el volumen de las operaciones haya sido más elocuente en el último fin de año", resaltó Buteler.

En números concretos, hacia fines de noviembre de 2020 los depósitos en dólares fueron cayendo hasta llegar a un piso de 14.609 millones y a partir de allí se empezaron a recuperar para cerrar el 30 de diciembre en 15.956 millones de dólares.

A su vez, en cuatro días hábiles de enero, tomando las cifras al día siete de este mes, los depósitos en dólares bajaron a 15.784 millones, es decir, unos 172 millones de dólares menos.

También hay otro aspecto que se debe tener en cuenta que ocurre en este época del año y que tiene un impacto directo sobre la tasa de riesgo país.

La capacidad instalada de las industrias alcanzó el nivel más alto en dos años

Precisamente, como la inversión en títulos públicos locales está exenta también del pago del impuesto a los Bienes Personales, este año se produjo un incremento en la maniobra de vender títulos y acciones de otro origen y comprar valores argentinos, para obtener el beneficio fiscal.

Precisamente, eso determinó una mayor demanda de títulos argentinos, lo que hizo que entre fines de noviembre y principios de diciembre la tasa de riesgo país se mantuviera en niveles algo más bajos.

Ahora, en el comienzo de 2021, esos inversores paulatinamente están vendiendo los títulos argentinos para reposicionarse en otras inversiones que nos son los bonos públicos, lo cual contribuyó a que la tasa de riesgo país haya aumentado en esta semana por encima de 1.400 puntos básicos.

"Todos estos son mecanismos legales, aquí no hay ningún ilícito. La ley de impuesto a los Bienes Personales contempla esas exenciones y por lo tanto, los inversores o ahorristas buscan el mayor beneficio posible", agregó un importante operador del mercado local.

LR