martes 31 de marzo de 2020 | Suscribite
ESPECTACULOS / Carolina 'Pampita' Ardohain
sábado 21 diciembre, 2019

Pampita: "Nunca en mi vida sentí odio"

La conductora de Pampita online (Net TV) habla en exclusiva con PERFIL. En medio de la denuncia en su contra, afirma que aprendió a desactivar rápido los rumores que antes padecía. Dice que su marido, García Moritán, se encontró con su mejor versión. Se considera una madre exigente y les habla a sus hijos del #MeToo.

por Gustavo Mendez

Resiliencia. A los 41, Pampita apostó al amor y se consolidó como conductora en Net TV. Foto: Kuarzo entertainment
sábado 21 diciembre, 2019

Parecía que 2019 sería recordado como uno de los mejores años en la vida de Carolina “Pampita” Ardohain. Pero la reciente denuncia de su ex empleada doméstica y dama de honor de su casamiento rompió con la felicidad y la quebró. “Es un puñal por la espalda”, dijo llorando la conductora en la apertura de Pampita online.

Previo al escándalo, Pampita venía de un gran año profesional, consolidada en el rol de conductora estrella del canal Net TV con contrato renovado para 2020 y con la silla de jurado de “Bailando por un sueño” confirmada para el año que viene. En lo personal, encontró el amor en brazos del empresario gastronómico Roberto García Moritán, y a tres meses de noviazgo decidieron casarse y pasar la luna de miel en París. Si de algo puede dar fe Pampita es de resiliencia, como madre, mujer y en cuestiones del amor. Pasará fin de año en Punta del Este con su marido, sus hijos (Bautista, Benicio y Beltrán Vicuña-Ardohain), y recibirá sus 42 años rodeada de su familia y amigos en la costa uruguaya.

—Tuviste un año movido, no parás de trabajar, sos madre, ¿cómo bajás de la rutina, de tanto ruido?

—Los fines de semana descanso. Entreno, hago road cycling, aparatos, y cuando hace calor voy a natación. No tengo una rutina rigurosa, me hace bien a la cabeza, más allá de lo físico, me encanta tener un momento para mí, pero no soy estricta. El trabajo me encanta, es una fiesta con amigas, y estoy feliz de estar en Net TV, con este formato, acá trabajo con mucha libertad, sin bajada de línea.  

—¿Te sentís más aplomada en la conducción?

—Sí, me encanta. Uno va aprendiendo, mientras más horas pasás en la tele, el resultado siempre va a ser mejor. Soy de las personas que no paran de aprender, y uno va también fortificándose en lo suyo. 

—¿Qué aprendiste este año?

—Aprendí a estar en calma. Aprendí a tener una rutina muy establecida que me da tiempos personales para disfrutar de mis hijos, esa estabilidad me hace muy bien. Ahora se vienen las vacaciones que te puedo asegurar que puedo desconectar del laburo, y cuando viene marzo ya me dan ganas de empezar a trabajar de lleno en la nueva temporada del programa.

—¿Qué es el amor para vos?

—El amor es único, muy importante, y te transforma. Cuando uno está enamorado te hace querer ser mejor persona. Siempre fui muy valiente con los sentimientos, nunca me guardé nada, no creo en hacer las cosas a medias, para que funcione uno da lo mejor de uno y el otro también. Con Roberto nos encontramos los dos con el mismo sueño, con ganas de concretarlo rápido, y nos animamos sin ningún prejuicio. Estamos contentos de cómo nos cambió la vida, contentos con nuestras familias, nuestros hijos están felices, creemos que casarnos fue una decisión muy acertada.

Los hijos de Pampita y de su marido fueron protagonistas en la boda

—¿Qué es el odio?

—El odio es dolor. Cuando ves que alguien odia, es alguien que ha sufrido mucho, le ha pasado algo que lo marcó muy fuerte, si no, la naturaleza siempre nos va a tirar a algún lado bueno, pero las circunstancias a veces hacen que alguien tenga que odiar. Yo prefiero no odiar en ningún ámbito de la vida.

—¿Sentiste odio alguna vez?

—No. Nunca. No me gusta. Cuando sufrí mucho me pregunté: “¿Qué hago con esto? ¿Lo transformo en odio o lo transformo en algo bueno?”. Siempre elegí algo bueno.

—¿Cómo convivís con los rumores?

—Hoy, después de tantos años de estar en el medio, me tomo las cosas más tranquila. Cuando era más chica me costaba un montón, me afectaba, lo sufría. No estaba acostumbrada al escrutinio de los demás. Hoy me importa muy poco y tengo la posibilidad de dar mi versión en el programa o redes sociales, desactivás rápido si alguien dice una mentira. Hoy sé quién soy, mis afectos lo saben, y si tengo que aclarar algo con mis hijos ellos me conocen al 100%.

—Uno de los rumores fue tu embarazo, ¿tenés ganas de volver a ser mamá?

—Este año no estuvo en los planes, no sé qué pasará el día de mañana, la verdad es que no descarto volver a ser mamá, no descarto nada, pero por ahora estamos acomodando a nuestras familias, que nuestros hijos se adapten a esta realidad que transitan.

La verdad es que no descarto volver a ser mamá

—¿Cuesta con los hijos ensamblarse?

—No, no cuesta nada. Tanto mis hijos como los de Roberto están contentos, nos acompañan, y la opinión de nuestros hijos es la que más nos importaba desde que empezamos a salir. Si no hubiéramos tenido la aprobación de ellos no hubiéramos dado el paso adelante para casarnos. Tuvimos mucha suerte.

—¿Qué es la familia para Pampita?

—Es lo más importante. Lo que me da mi familia no me lo da nadie, es mi hogar, es el proyecto más ambicioso. La crianza de mis hijos. El día que se vayan de casa quiero que sea con una base importante de valores: honor, respeto, amor por el trabajo que elijan, educación, cómo tratar a otro, y lo aprenden en casa.

—¿Le hablás a Bautista, Benicio y Beltrán del movimiento #Me Too?

—Sí. ¿Sabés que en algún punto los hijos nos enseñan a nosotros? Son modernos, saben todo, lo toman de una manera natural, tienen otros tiempos, otra generación, fresca, otra forma de pensar, no tienen prejuicios, son benévolos con los demás, es muy lindo lo que está pasando con los chicos, y van a cambiar la sociedad. Los acompaño con la palabra, hablamos mucho en casa, y sobre todo de comulgar con el ejemplo. Todo lo que uno dice lo tiene que demostrar, y los chicos ven que el mensaje no es contradictorio.

—¿Les estás encima con los deberes, pruebas y notas?

—Sí, re, soy una madre exigente. Terminaron el cole muy bien. Todas las materias aprobadas. Creo que la exigencia les hace bien, el estar preocupados por ellos los hace sentir queridos, que hay atención sobre sus cosas. Les gusta que uno esté pendiente, les gusta que los feliciten cuando traen algo bien.   

La bronca y desilusión de Pampita: nuevos chats y defensa judicial

—¿Vas a las reuniones de padres?

—Sí, organizo con la producción para mover los horarios de grabación, antes o después de las reuniones. Tengo tres chicos, hay actos de inglés, de catequesis, de sports, y de fin de año en distintos cursos y horarios, y voy a todos.

—¿Cuál es la virtud que más desarrollaste este año?

—La templanza. Estoy muy bien como mujer. Le digo a mi marido que me encontró en mi mejor momento, se lleva una muy buena versión de mí, que no tenía problemas en el laburo, que mis chicos están bien, a veces es el momento justo, no solo la persona justa, ayuda mucho que las cosas estén bien.

—¿Qué hay detrás de la belleza de Pampita?

—Roberto conoció la de entrecasa, vestida cómoda, como toda mamá haciendo mil cosas a la vez. No le caretée nada. Soy muy apasionada con el trabajo, mamá comprometida, y con darle calidad a la pareja.

 

Cautelosa con el Tinelli polItico

—¿Te acordás del momento que quisiste ser una persona pública?

—Sí. No sé si fue algo que decidí, pero sí algo que busqué. Quería estar en la tele. Me gustaba mucho estar en la tele, empecé a estudiar teatro. Siempre lo quise. En mi primera reunión con Pancho Dotto, tenía 19 años, y le dije “yo quiero hacer tele”, y a los dos meses estaba trabajando en El rayo.   

—¿Cómo viviste el “Súper Bailando”?

—Fue un “Bailando” muy tranquilo, principalmente para el jurado. Los del VAR estuvieron más combativos y a nosotros nos permitió estar desde otro lugar, más relajados. La paso genial, me encanta el show, me encanta ver bailar, y me divierto mucho con la parte del reality, que es un momento de mucho entretenimiento.

—Marcelo Tinelli se va a dedicar a la política, ¿serías una funcionaria pública?

—No. Para estar en política hay que estar realmente preparados, sin ego, con una vocación por el otro muy fuerte y ganas realmente de hacer cambios importantes. Hoy sigo remándola con mi carrera, no me imagino poniéndome en ese lugar. Nunca me convocaron tampoco.

El Consejo Contra el Hambre volverá a reunir a Fernández, Tinelli, Chiche y Carlotto

—¿Cómo ves a Marcelo como político?

—No sé. Habría que ver. Tendrá su tiempo para demostrar su vocación. Yo lo conozco en otro rol, en el de conductor, y me parece que es válido que alguien quiera ayudar y dar ese paso. Tiene la valentía, con lo difícil que es, y si quiere hacer el bien de todos, bienvenido sea.

—¿Lo votarías?

—No lo sé. Habría que ver el abanico de candidatos cuando se dé ese momento.    

—¿Qué tres personajes que no tuviste nunca en “Pampita online” te gustaría entrevistar en 2020?

—Susana, Marcelo y Mirtha. Pero no van a ningún lado, y no creo que vengan. El resto vienen todos.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4951

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.