domingo 05 de febrero de 2023
INTERNACIONAL Tras el retiro de los islamistas de la capital

El ejército somalí toma Mogadiscio

La capital de Somalía está en manos de las tropas del Gobierno de transición. El líder de los islamistas dijo que se retiraron para evitar un mayor derramamiento de sangre pero advirtió que seguirán luchando.

28-12-2006 19:00
Mogadiscio - La capital de Somalia cayó hoy en manos de las tropas del gobierno de transición sin combate, tras ser abandonada por las milicias islamistas, informó la agencia local Shabelle en base a datos de legisladores.

Los soldados gubernamentales, apoyados por etíopes, esperan a miembros del gabinete a las puertas de la ciudad para entrar en ella acompañados por los dirigentes.

El líder de los islamistas, el jeque Sharif Ahmed, declaró que el abandono de la ciudad se realizó para evitar un mayor derramamiento de sangre, pero que no significa en absoluto que están derrotados, según informó la agencia de noticias DPA.

"Los miembros de la Unión de Tribunales Islámicos (UTI) no se rendirán. Nos defenderemos y derrotaremos al enemigo", dijo y acusó a las tropas etíopes de "genocidio contra el pueblo somalí".

Ayer ya había hablado ya de "un cambio de estrategia" y de tácticas guerrilleras.

Mientras el Consejo de Seguridad de la ONU decidió mantenerse al margen del conflicto después de otro infructuoso debate, las organizaciones de ayuda advierten acerca del empeoramiento de la situación humanitaria y la desestabilización en los países vecinos.

El diplomático sueco Jens Odlander, que participó en las negociaciones mediadoras en Europa para Somalia, informó desde Kenia que se han recibido "informaciones sobre un completo desmoronamiento de la estructura de los Tribunales Islámicos”.

En tanto, Cornelia Fullkrug- Weitzel, de la organización de ayuda DK afirmó: " Los pocos hospitales de Mogadiscio y de otras ciudades están llenos tras días de intensos combates. Las fronteras cerradas dificultan la ayuda humanitaria que el país necesitaba ya desde las terribles inundaciones".

Etiopía, de mayoría cristiana, declaró la guerra a los islamistas el pasado domingo y se sumó abiertamente al combate del lado del gobierno de transición.

Los Tribunales Islámicos controlaban gran parte de Somalia tras la caída de Mogadiscio en junio, pero la superioridad militar de los etíopes inclinó la balanza ahora hacia el otro lado.

En esta Nota