1st de March de 2021
INTERNACIONAL Vaticano
11-12-2020 16:04

L'Osservatore Romano de esta semana: "El Papa pone en manos de la Virgen el mundo entero"

Francisco hizo una peregrinación mariana privada en el corazón de Roma el 8 de diciembre, para encomendar a la Madre de Dios a los afligidos por la enfermedad y el desánimo.

11-12-2020 16:04

La histórica foto de tapa de esta nueva edición del L´Osservatore Romano en lengua española, muestra al Papa Francisco en medio de la crisis sanitaria mundial por la pandemia, ante la columna de la Inmaculada en la plaza de España en Roma. Esa mañana lluviosa del martes 8 de diciembre, como titula la primera plana “El Papa pone en manos de la Virgen el mundo entero”. 

El Papa Francisco hizo una peregrinación mariana privada en el corazón de Roma en la madrugada del martes 8 de diciembre, solemnidad de la Inmaculada Concepción, entre la Plaza de España y la Basílica de Santa María la Mayor, para encomendar a la Madre de Dios a todos aquellos que en la ciudad y en el mundo entero están afligidos por la enfermedad y el desánimo.

En la Plaza de España — La primera etapa del itinerario fue una parada de oración frente a la columna mariana en la Plaza Mignanelli, junto a la Plaza de España. A las 7.10 a.m., bajo una lluvia torrencial, el Papa llevó como regalo una canasta de rosas blancas, luego agradeció a los bomberos que estaban prestando servicio generosamente.

En Santa María la Mayor — El segundo momento fue la visita a la basílica Liberiana con una oración frente al icono de la Salus populi Romani —y el regalo de otra cesta de rosas blancas— y, a las 7.30, la celebración de la misa en la Capilla Sixtina. El Papa llevó consigo el recuerdo de San Ignacio de Loyola que celebró su primera misa allí en Navidad de 1538. Al finalizar, Francisco recitó una oración a San José con motivo de la publicación de la carta apostólica Con corazón de padre. «Patris Corde» — Ese mismo día, de hecho, se dio a conocer el texto del documento escrito por el Pontífice para conmemorar el 150 aniversario del decreto por el que Pío IX declaró a San José patrón de la Iglesia universal. Este último documento se publica en forma completa y oficial en las páginas 10 a la 13 de esta edición.

Es de destacar también en este nuevo ejemplar semanal en lengua española del periódico oficial de la Santa Sede, la publicación del mensaje pronunciado por el Papa Bergoglio donde resalta la función social del derecho a la propiedad. La construcción de «nueva justicia» que subraya «función social de cualquiera de sus formas» del «derecho a la propiedad privada» fue deseada por el Papa Francisco a los participantes de la primera conferencia virtual de los jueces miembros del los Comités para los derechos sociales de África y América, que tuvo lugar del 30 de noviembre al 1 de diciembre en Perú, sobre el tema «La construcción de la justicia social. Hacia la plena aplicación de los derechos fundamentales de las personas en condiciones de vulnerabilidad».

En página doble central, se incluye el mensaje completo del Papa con ocasión de la Jornada internacional de las personas con discapacidad. En el mismo, el Santo Padre resaltó que “la fragilidad pertenece a todos”, a la vez que expresó que la inclusión debería ser “la roca” sobre lo que las instituciones civiles construyan programas e iniciativas», sobre todo en este tiempo de pandemia que «ha puesto en evidencia aún más las disparidades y las diferencias» de la sociedad.

Además de las columnas escritas por los columnistas habituales de este periódico vaticano, se incluye en esta publicación, como es tradicional, los textos completos de las dos homilías semanales del Santo Padre. El Papa Francisco inspirado por el árbol colocado en la plaza de San Pedro y por el pesebre que se está preparando, al finalizar el Ángelus del 6 de diciembre, el Papa Francisco subrayó la importancia de estos dos símbolos «de esperanza, especialmente en este momento difícil», exhortando a «no quedarnos en el signo, sino que vayamos al significado, es decir, a Jesús». Porque, aseguró — «no hay pandemia, no hay crisis que pueda apagar» la luz de la Navidad. Antes de la oración mariana, asomándose a la ventana del Estudio privado del Palacio apostólico vaticano, el Pontífice había comentado, como es habitual, el Evangelio del domingo, deteniéndose en el tema de la conversión. En la Catequesis pronunciada en ocasión de la Audiencia General de los miércoles, Francisco expresó que: «Dios responde siempre: hoy, mañana, pero siempre responde, de una manera u otra... La Biblia lo repite infinidad de veces», el grito de quien reza no queda nunca sin ser escuchado. La audiencia general que tuvo lugar una vez más en la Biblioteca privada del Palacio apostólico vaticano, sin la presencia de fieles, para evitar la difusión del coronavirus. Prosiguiendo las catequesis sobre la oración, el Pontífice se detuvo en el tema de la súplica o la oración de petición.

J.D. /  CP