sábado 28 de enero de 2023
MODO FONTEVECCHIA FUROR POR EL MUNDIAL

El argentino que hizo 10 mil kilómetros en bicicleta para llegar a Doha

Miguel Silio, escribano de 52 años, realizó una travesía durante seis meses para estar presente en la cita mundialista de Qatar. La historia detrás del logro.

09-12-2022 10:40

El escribano de 52 años Miguel Silio, realizó una travesía por 20 países para llegar a Doha y así vivir los partidos de la Selección Argentina. Los detalles de su recorrido en Modo Fontevecchia, por Net TV y Radio Perfil (FM 101.9).

Juan Parrondo (JP): Tengo entendido que no es la primera que realizás algo así, ya que tu bicicleta actual tiene 35 mil kilómetros, una marca histórica. ¿Cómo fue esa travesía para llegar a Doha?

Empecé en el centro de Madrid el 21 de mayo y en seis meses logré llegar a Qatar, luego de una travesía por 20 países para arribar a la cita mundialista.

JP: ¿Qué fue lo que más te llamó del recorrido? ¿Cómo hiciste para lograr ese objetivo?

Hace más de 20 años que viajo en bicicleta, pero el cruce del Desierto fue la etapa más dura. Eso pasó en las últimas tres semanas, donde tuve que pasar por Arabia Saudita. Fue lo más complicado desde lo físico y lo mental, pero logré sortear bien esa etapa, que además la hice solo.

Los neerlandeses le ponen picante a la previa del partido contra Argentina: "Será una revancha por 2014 y el 78'"

Hubo una gran tormenta de arena en el camino, pero el viaje fue de acuerdo a lo previsto, y ayudó la cordialidad de los árabes, porque paraban permanentemente para ofrecerme agua y comida, que eran mis grandes preocupaciones. Pero fue más fácil de lo esperado porque tenía la logística armada.

JP: ¿Fue complicado realizar este viaje desde lo económico?

El viaje en bicicleta es bastante austero, no se gasta demasiado. El comercio no lo cuento porque, si me hubiese quedado en mi casa estos meses, igual habría tenido que gastar.

Además, muchas veces fuimos alojados para dormir, ya sea en casas de familias, en carpas o playas. Cada día es una aventura nueva por resolver, pero estoy acostumbrado a hacerlo y me gusta, porque mi pasión es viajar en bicicleta.

Qatar 2022: emotivo banderazo de hinchas argentinos esperando el partido con Países Bajos

La experiencia del último Mundial

JP: En comparación con el viaje que hiciste para Rusia 2018, ¿qué similitudes y diferencias encontraste? ¿Tenés pensado otro a futuro?

El viaje a Rusia y lo hice casi todo por Europa y eso me facilitó las cosas. Esto de tener que sortear Medio Oriente, pasar por Siria, Palestina e Israel, todos países en conflicto, hace que la planificación sea diferente, con mayores cuidados, un clima hostil y distancias más complejas.

Pero lo había estudiado y salió mejor de lo previsto. Como diferencia, esperemos que en este Mundial se llegue a la final para disfrutar de una alegría que merecemos y necesitamos los argentinos.

Las zonas en conflicto político y social

JP: Estuviste cerca de entrar a Ucrania, justo en el momento de mayor conflicto con Rusia. ¿Cómo fue esa situación?

Sí, tuve la intención de entrar en Ucrania pero no lo pude hacer por razones ya conocidas. Sí me quedé unos días trabajando como voluntario en un centro de refugiados, ayudando a mucha gente que salía de ahí en busca de un lugar para dormir, hasta ver cómo resolvían su situación.

Pekerman: ''Argentina y Brasil están más cerca que en otras oportunidades''

Fue una satisfacción muy grande, de los momentos más emotivos que me llevo de este recorrido. Y a eso le agrego que también pude llegar a la casa de mi abuela, en el Líbano, que fue donde nació y se crio.

Fue un viaje muy especial, hasta desde el punto de vista religioso. Haber llegado al Mundial es un broche de oro, pero el viaje es el camino en verdad.

La planificación de un viaje mundialista

JP: Me decías que esta es tu cuarta bicicleta, con un gran recorrido. ¿Cómo manejás eso?

Las bicicletas se van deteriorando con el tiempo, pero esta última la compré en Alemania, tiene muchos kilómetros y se va rompiendo, como toda herramienta de viaje, pero las cosas más sencillas las puedo solucionar por mi cuenta. Nada me impide continuar adelante.

JL