Despejado
Temperatura:
10º
Ciudad:
Buenos Aires
viernes 20 de septiembre de 2019 | Suscribite
OPINIóN / Paso 2019
lunes 12 agosto, 2019

Derrota

La noche patética de Juntos por el Cambio y la oportunidad que tiene Alberto Fernández de pacificar un país.

Julio Bárbaro*

Macri derrotado Foto: panampost.com

Noche con matices de histórica, las urnas fueron mucho más allá que los cálculos de los encuestadores y los mercados, pegaron un grito fuerte, duro a los oídos de los gobernantes, un alarido con valor de despedida. Final a toda orquesta, de los que vinieron a combatir el “populismo” y sembraron miseria por doquier, de los que vinieron a favorecer a las empresas privatizadas y fueron lastimando con sus tarifas la paciencia de los asalariados. De los que impusieron intereses usurarios, dejando en los bancos la ganancia que le quitaron a los sectores productivos, eliminando el crédito como fomento e imponiendo el interés del dinero como negocio. La política devaluada en la forma de una práctica de autoayuda en la imagen de un asesor extranjero que los convenció que las redes eran más importantes que los salarios, que la justicia. Un jefe de Gabinete que impidió a la Gobernadora separar su elección, donde tenía chances de triunfo que perdió para siempre, una dupla de personajes oscuros y nefastos que nos dejaron la deuda, la miseria, la inflación y hasta la división por el aborto, perversos sin otro destino que el fracaso.  Y agotaron hace tiempo el cuento de “la herencia recibida”.

Las encuestas quedaron en la mira tras las PASO 2019: ninguna acertó la ventaja de Alberto Fernández

Voté a Macri y lo hice público, los apoyé políticamente, me trataron siempre como enemigo, soberbia de ricos, chico bien pretencioso y engrupido, se sentían superiores, ellos, sin lectura ni formación alguna. Jugaron a odiar al peronismo, al Santo Padre, a la misma política, adoradores del becerro de oro, de la moneda, impusieron el interés sobre el esfuerzo, eterna practica de los rentistas, de los que parasitan el trabajo ajeno.

Tenían excelentes cuadros políticos, Federico Pinedo, Emilio Monzo, María Eugenia Vidal, y muchos otros, a todos los fueron devaluando, degradando con la idea de imponer el imperio del poder de los negocios.

Voté a Macri y lo hice público, los apoyé políticamente, me trataron siempre como enemigo, soberbia de ricos, chico bien pretencioso y engrupido, se sentían superiores

Anoche fue patético, en la derrota se desnuda la dignidad del perdedor, y ellos no sabían que decir, primero Marcos Peña con su discurso universitario y optimista, negador serial, sin contenido ni vergüenza, de estar ocultando el papelón. Luego, el Presidente, pequeño, no daba para la situación, con estas muletillas de “aislados del mundo” y “cruzando el rubicón”, dos lugares comunes de su aburrida monserga política.

Macri convocó a Duran Barba al que le asignaron el triunfo frente a la voluntad de derrota de Cristina, y luego los convenció que en la modernidad la política era un arte superado. Cuando desesperados convocan a Pichetto, ya era tarde.

5 razones que explican por qué ganó Alberto Fernández en las PASO 2019

Cristina cede la presidencia y Mauricio la vice, ella cede más y necesita menos. Macri cede menos y ya no le alcanza. Queda la elección de Rodríguez Larreta como heredero, patético, una nueva reivindicación del burócrata administrativo como suplente del político. Habían sacrificado a Vidal, y terminaban eligiendo al burócrata. La mediocridad los acompañó hasta el final.

Ahora Alberto necesita contener a La Cámpora y otros agresivos seguidores de Cristina dejando en claro que conducirá desde el centro, que integrará a muchos otros que la misma Cristina había expulsado. Cosas de la política, Alberto tiene en sus manos el poder de pacificar, de terminar con la división. Tiene todo a su favor para lograrlo, apostemos a que lo haga.  

*Analista político.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4758

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.