POLICIA
a tres meses del caso

Operativo inédito en un basural para buscar los restos de una maestra de primaria asesinada en Córdoba

Van a trabajar unas veinte personas en el enterramiento de Piedras Blancas para buscar los restos óseos de Anahí Bulnes. La mitad de los especialistas son antropólogos del Equipo de Antropología Forense de Córdoba. Para llevar a cabo la tarea, se construyó una herramienta especial que es una especie de colador y la búsqueda se va a concentrar en dos montículos de basura de cincuenta metros de largo por dos de alto. Los investigadores creen que el único detenido por el caso mató a la docente y descartó su cuerpo en distintos contenedores.

2023_03_12_femicidio_anahi_bulnes_santiago_campos_matos_cedoc_g
Víctima. Los investigadores creen que Santiago Campos Matos (37) asesinó a Anahí Bulnes (36) y descartó su cuerpo en contenedores de basura. | cedoc

Los investigadores pudieron reconstruir los últimos pasos de una docente de primaria y determinar dónde fue asesinada, hace tres meses. Se la vio reunirse con un hombre en una esquina y entrar al departamento del acusado, a pocos metros de allí. Pero nunca salió. Luego se concluyó que la había matado y descartado el cuerpo en distintos contenedores de esa zona de la capital cordobesa. Ahora la mira está puesta en dos montañas de basura en donde antropólogos tendrán la misión de inspeccionar para dar con los restos de Anahí Bulnes (36)

El plan de búsqueda está listo y aprobado. De hecho, se construyó una herramienta especial para el trabajo. Se hizo un seguimiento de camiones de basura en horarios y días específicos, y se marcó una zona puntual del depósito de residuos de Piedras Blancas. “Las probabilidades de tener resultados positivos son altas”, se esperanza la abogada de la familia de la víctima, que espera poder “sepultarla y tener un lugar donde llevarle una flor”.

Anahí había pasado el domingo 4 de diciembre en una quinta con su familia y sus tres hijas. Volvieron de noche. A la madrugada, una de las nenas se levantó y notó que su mamá no estaba en la casa. Luego de un relevamiento de cámaras la ubicaron, alrededor de la 1.20, en la esquina de Olmos y Salta, donde ofrecía sus trabajos sexuales. En uno de los videos se ve a Santiago Campos Matos (37), el único detenido e imputado que tiene la causa, ir hacia su encuentro. Juntos caminaron hasta el departamento de él, a pocos metros de ahí, en la capital cordobesa. La mujer no salió más.

Campos Matos fue detenido por este relevamiento de cámaras y luego los peritos determinaron que había restos de sangre de Anahí en su departamento, ubicado en Emilio Olmos al 500. A él se lo vio salir ese mismo 5 de diciembre con mochila y bolsas que iba descartando en distintos contenedores. Así, la fiscal Eugenia Pérez Moreno entendió que los restos de la docente se encontrarían en el enterramiento de Piedras Blancas, al que llegan más de 200 camiones por día. 

Se trata de un “predio inmenso” que cuenta con distintos sectores para diversos tratamientos de los residuos. Desde que se determinó que Campos Matos había descartado el cuerpo en distintos contenedores cercanos a su domicilio, se ordenó una medida de no innovar en un área en donde la basura es comprimida y compactada. Pero luego de un trabajo técnico y de logística minucioso solicitado por la abogada de la familia de la maestra, Daniela Morales Leanza, se pudo concluir que los restos de la mujer no estarían en donde se creía en un principio sino en otra parte del mismo predio. 

Esto para la familia de Anahí es un dato alentador, porque no era aconsejable, “por el impacto ambiental” que podría ocasionar, descompactar esos residuos alojados en esos contenedores específicos. Pero ahora se determinó que el lugar donde se encontrarían es en dos montículos de basura de 50 metros de largo por 2 metros de alto que estaban destinados a compost, luego de un tratamiento previo. 

El trabajo minucioso se concentró en los camiones que los días 5, 6 y 7 de diciembre levantaron la basura de los contenedores cercanos a la casa del acusado. Luego de identificar a cada uno de los vehículos, se los geolocalizó por el GPS para determinar en qué lugar del predio habían descargado los residuos. Así se determinó que “el 80 por ciento de esos residuos” había ido a la zona que se hace compost, informó la abogada a PERFIL. 

“El predio es inmenso y ahí llegan todos los residuos que ingresan del área metropolitana. Teníamos una medida de no innovar en un sector, pero luego por una geolocalización, con informes técnicos y de un seguimiento de los camiones recolectores de residuos de la zona cercana al domicilio del imputado en los días y horarios claves, se logra detectar que la gran mayor parte de esa recolección está dentro del predio, pero en otro sector. Por lo cual cesa la medida de no innovar en un sector y se pasa a otro, en donde hay un acopio de residuos que están conservados. A partir de allí, el informe de la licenciada en Antropología determinó que es factible la búsqueda en este nuevo sector, porque ahí no hay riesgo de un gran impacto ambiental ni riesgo biológico. Además, se informó que de encontrar los restos óseos se pueden cotejar por una pericia de ADN para detectar el perfil genético”, detalló la abogada. 

A partir de esta resolución se desarrolló un plan de acción para llevar a cabo en el lugar, en el que van a trabajar veinte personas, de las cuales diez son antropólogos del Equipo de Antropología Forense cordobés. Además, se mandó a construir un elemento especial para realizar la búsqueda. Se trata de una zaranda, es una especie de “colador”. 

“Nunca existió una búsqueda así en ese lugar. Por eso se mandó a construir una malla específica para esta tarea. No tengo conocimiento de que se hayan buscado en algún momento de la historia restos óseos en un lugar de basura de la provincia”, sostiene Morales Leanza. Está estipulado que, esta semana, comiencen a trabajar en Piedras Blancas. 

“Sabemos que es difícil y complejo pero estamos esperanzados en que vamos a tener un resultado positivo. Este es el último intento de acuerdo a lo que nosotros tenemos conforme a los elementos de prueba e indicios con los que contamos”, expresó la abogada y completó: “Para la familia es importante esta búsqueda y el hallazgo para poder cerrar el duelo y poder darle cristiana sepultura y tener un lugar adonde llorarla y llevarle una flor”.

 

El perfil del chef acusado

Santiago Campos Matos (37) fue detenido el 26 de diciembre último. Los investigadores llegaron a él luego de un relevamiento de cámaras que lo ubicaban como la última persona que vio con vida a Anahí Bulnes en la madrugada del 5 de ese mes. En su departamento los policías que allanaron el lugar secuestraron libros de canibalismo y ritos satánicos. Además, encontraron rastros de sangre que luego se estableció que eran de la docente.

Campos Matos mostraba este perfil oscuro, también, en sus redes sociales, en donde compartía imágenes referentes a la muerte, esqueletos y criminales. Además, sobre él pesa una denuncia en curso por abuso contra una menor.

El acusado tiene dos hijas y está separado de su expareja. Por eso vivía solo en el departamento en donde los investigadores creen que ocurrió el crimen de Anahí. Ante la fiscal se negó a declarar. Ahora está alojado en el penal cordobés de Bouwer, acusado de femicidio. Ya le realizaron las pericias psicológicas y psiquiátricas y se está a la espera de que se conozcan los resultados para determinar, entre otros aspectos, si es imputable o no.