viernes 20 de mayo de 2022
POLITICA LO QUE VENDRÁ
05-03-2022 02:45

Cinco claves para entender el nuevo acuerdo con el FMI

Mientras que los diputados y senadores discuten el programa acordado esta semana, también el Fondo deberá “votarlo” y hará su propio informe. Anticipan firmeza en las revisiones trimestrales por parte del organismo.

05-03-2022 02:45

Luego de 26 meses de gobierno, el presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Martín Guzmán, llegaron –ahora sí– a un principio de acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para renegociar la deuda que mantiene el país con ese organismo.

Pero el anuncio de este acuerdo con el staff del organismo es solo el primero de una serie de pasos para que se materialice este préstamo, que servirá solo para pagar otro  que el mismo organismo otorgó en 2018 al entonces presidente Mauricio Macri.

Aprobación del acuerdo por parte del Congreso nacional, validación del directorio del FMI, y no solo del staff técnico, aumento de tarifas, baja del déficit fiscal y revisiones trimestrales son los principales pasos a seguir, antes de que el 22 de marzo Argentina deba pagar un vencimiento de US$ 2.800 millones.

Aprobación en el Congreso. El lunes el ministro Guzmán; el presidente del Banco Central, Miguel Pesce; y el representante argentino ante el FMI, Sergio Chodos, se presentarán a las 14 ante Diputados y Senado para explicar los alcances del acuerdo.

Esa será la única presentación que harán estos funcionarios. El diputado del PRO Luciano Laspina adelantó que ya se acordó que no participarán de este debate el ex ministro de Hacienda de Mauricio Macri, Nicolás Dujovne, ni tampoco el presidente del BCRA, Federico Sturzennegger.

En tanto, el martes, asistirán representantes de los sindicatos y movimientos sociales, entre ellos la CGT, la CTA, Adeba, Cgera, Apyme, Adeba y G6. Ese día, además serán invitados a exponer los gobernadores. En el mitin también se decidió que Carlos Heller (FdT) y Luciano Laspina (JxC), de la Comisión de Presupuesto, queden facultados para agregar invitados a propuesta de los presidentes de bloque. El miércoles, a las 10 empezará el debate en comisión para dar dictamen al proyecto con la intención de que se trate en el recinto el jueves o el viernes a más tardar.

Validación del FMI. Si es aprobado en Diputados, se girará al Senado la semana siguiente para su tratamiento y aprobación.

De manera paralela al tratamiento en el Congreso, el equipo técnico del FMI encabezado por  Julie Kozack, directora adjunta del Departamento del Hemisferio Occidental; y Luis Cubeddu, jefe de Misión para Argentina, redactarán un informe que será elevado al directorio del organismo.

Allí lo analizan los directores, que son los representantes de los 190 países que integran el FMI que darán su opinión acerca del acuerdo.

En general, cuando se llega a esta instancia, es porque hubo reuniones informales previas, que sugieren que este acuerdo será aprobado. Generalmente no hay votos “en contra”, aunque sí abstenciones, y puede haber críticas del tipo “tendrían que haber exigido más”, o “este plan tiene un componente inflacionario”, pero no rechazos.

Aumento de tarifas. El Gobierno se comprometió a aumentar las tarifas, mucho más que el 20% que hizo a comienzos de mes. Para fines de abril habrá una audiencia pública donde se definirá el nuevo esquema en el que se les quitarán los subsidios a los sectores “de más altos ingresos”, según dijo el propio Fernández, por lo que las tarifas podrían aumentar hasta un 150%.

Según la tabla de Distribución del Ingreso que realiza el Indec, el 10% de las personas “más ricas” ganaba más de $ 62.500, y si se tomaba solo a los ocupados, esa suma aumentaba a $ 100 mil, a septiembre del año pasado.

El ex secretario de Energía, Emilio Apud, destacó que “el aumento promedio será del 44%, el cual solo permitirá mantener el nivel de subsidios que hay hasta ahora, unos US$ 11 mil millones, porque el precio de la energía que importa Argentina –especialmente gas– ya aumentó por la invasión de Rusia a Ucrania”.

Reducción del déficit fiscal. El acuerdo contempla que el déficit fiscal baje al 2,5% este año, desde el 3,1% del año pasado, para retroceder al 1,9% en 2023, y llegar a 0,9% en 2024, cuando ya esté en la Casa Rosada una nueva administración.

Laspina rechazó este camino fiscal porque “es una bomba de tiempo” para el que asuma en diciembre de 2023 “ya que deja todo el ajuste para el próximo gobierno, sin tocar ninguna de las razones que origina este déficit, que se financiará estos dos años con más deuda, en lugar de reducirla”.

Revisiones trimestrales. Sin embargo, los que son críticos de este acuerdo apuntan a que al Gobierno se le puede “complicar” si no aprueban las revisiones trimestrales que estipula el FMI en las que se verifica el cumplimiento de las metas acordadas.

Estas no son inusuales. El fondo plantea, como mínimo, cada seis meses, por lo que a Argentina no se le está aplicando un estándar más duro.

Pero como anticipó PERFIL, el FMI no le dará dinero “fresco” a la Argentina, sino que, cada tres meses, a medida que cumplan con lo pactado, le van a ir dando un desembolso, un “asiento contable”, para que pague lo que debe, y esa nueva deuda se va a ir reestructurando.

Un acuerdo que no satisface a nadie. “Este es un acuerdo razonable porque tanto Argentina como los representantes del FMI no están contentos, y eso demuestra que es razonable. Suena feo, pero es así”, dijo el argentino Claudio Loser, quien supo integrar el directorio del organismo durante varios años.

Quedará para la historia el acuerdo firmado por Macri el 7 de junio de 2018, y su extensión en septiembre, que en un comienzo era por US$ 57 mil millones.

Sin embargo, luego de que Juntos por el Cambio perdiera las PASO en agosto de 2019, y el dólar aumentara de $ 45 a $ 60 en un solo día, el FMI dejó de hacer los desembolsos previstos a Argentina, lo que la llevó a “reperfilar” su deuda interna.

En esa historia también entra el capítulo en el que los representantes del Fondo se reunieron durante esos días con el entonces candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, quien rechazó seguir con el programa diciendo que “no quería más deuda”, por lo que quedó en la columna del “debe” unos US$ 45 mil millones.

 

Letra chica

◆ El acuerdo prevé una reducción del rojo fiscal que lo llevaría al 3,1% el PBI este año y a 0,9% el próximo, justo con elecciones presidenciales.

◆ La suba de tarifas será como mínimo del 20% pero, en promedio, será del 44% y habrá muchos hogares residenciales a los que les llegarán subas de hasta 150% este año.

◆ Se entregarán fondos para afrontar los pagos hasta 2026, a partir de esa fecha, no habrá más asistencia.

En esta Nota