POLITICA
Entrevista exclusiva

Jorge Macri: “Si Patricia Bullrich entra al ballottage, es presidenta”

El candidato a jefe de Gobierno plantea que percibe “en la calle” que JxC estará en segunda vuelta. Expresa que hay “mucha gente cruzada” entre Massa y Milei, y afirma que “la cercanía con Barrionuevo muestra una dependencia” de los liberales “con mecanismos tradicionales de la política”. Apunta además que Leandro Santoro es “Cristina y Alberto”.

Jorge Macri
Jorge Macri | Agencia NA

Se lo nota tranquilo. Viene con múltiples reuniones recogiendo iniciativas para avanzar desde diciembre. Desde una solución habitacional que conjuga jóvenes estudiantes con casas de familia – un modelo utilizado en Estados Unidos y en Europa para alquilar habitaciones – hasta tres charlas semanales sobre gestión de las principales ciudades del mundo.

En ese marco, el candidato a jefe de Gobierno de JxC, Jorge Macri, recibe a PERFIL en su búnker en Nuñez, a una cuadra de Obras Sanitarias. Se ríe cuando habla del “Macri negro” y destaca que viene una nueva etapa de fortaleza territorial para el espacio. Tendrá esta semana tres cierres de campaña: el martes en el sur, el miércoles en el oeste (donde insistirá con el Viaducto del Ferrocarril Sarmiento entre Caballito y Liniers), y el jueves en zona norte, donde hablará de modificar el Código Urbanístico para impedir la construcción de mega torres en cualquier barrio.

 —¿Habrá ballottage nacional o algún candidato podría ganar en primera vuelta?

—Hay ballottage sí o sí y estoy seguro que Patricia va a estar en el ballottage, lo veo en la calle, lo percibo en la gente. Esta semana va a ser muy importante. Ya el segundo debate marcó un quiebre importante de posicionamiento.

—¿Y Massa podría entrar en ballottage a pesar de los pésimos datos económicos?

—No lo sé. Mi convicción es que necesitamos estar en la segunda vuelta. Si Patricia entra al ballottage es presidenta, seguro. Por distintas razones: o porque, si fuera Massa, la gente ya dio vuelta de página al kirchnerismo, y si fuera con Milei, nosotros tenemos para mostrar certezas y una capacidad de dar un norte al país diferente a lo que pueda dar Milei. Por eso estoy convencido que Patricia va a ser nuestra presidenta.

Jorge Macri 20230803

—¿Y la Provincia?

—Normalmente cuando ganás una presidencial ganás la Provincia. Pero hay un fenómeno anterior: la Provincia de Buenos Aires va a ser un sostén fundamental de la elección de Patricia. Por eso es importante tener tantos intendentes y un buen candidato a gobernador que ha sido intendente como Néstor Grindetti. Salimos muy bien parados en las PASO, a dos puntos de Kicillof. Ojalá que el 22 de octubre podamos tener dos búnkers ganadores: Provincia y Ciudad. Pero además: no es una discusión de colores o partidaria, somos la mejor alternativa para el país que puede permitir tener la Presidencia, 11 gobernadores y la Ciudad, más de 500 intendentes y la primera minoría en el Congreso, lo cual nos va a dar la posibilidad de hacer cosas que Mauricio (Macri) no pudo.

—¿Hay un pacto Massa-Milei como denunció Bullrich en el debate?

—No sé si hay un pacto pero hay mucha gente cruzada. En el mejor de los casos hay muy poco tiempo para una construcción nacional y eso hace que los lugares los ocupe gente que, quizás, responde a otros. Si eso es un pacto en sí mismo o si Milei y su gente no se dieron cuenta es pura especulación. La cercanía de Milei a gente como Barrionuevo muestra una dependencia de mecanismos tradicionales de la política que no le van a dar la libertad que él pretende o dice tener.

¿Mauricio Macri no debió haber sido más enfático en su apoyo a Bullrich?

—(Sube el tono) Pero si siempre le echaban en cara que la apoyaba a Patricia con respecto a Horacio. Es como que siempre falta. Es el rol del periodismo, no me enojo con eso. Pero él siempre fue muy claro con su compromiso con el PRO, con JxC. Acompañó la competencia interna con mucho respeto. Habla además todo el tiempo con Patricia. Estamos transformando pequeños detalles en grandes historias cuando no lo son.

—¿No estuvo pícaro, entonces, Milei al ofrecerle un cargo?

—Eso demuestra la relevancia de Mauricio. Nadie lo quiere agarrar a Alberto. Ni a Cristina, casi te diría hoy.

—¿Habrá un efecto Insaurralde?

—Creo que tiene impacto electoral sin duda, son temas que entran a la conversación del día a día, como el vacunatorio VIP o las fiestas de Olivos. No todos los votantes del Frente para la Victoria han bajado tanto sus expectativas de vida como para naturalizar eso y pasarlo al olvido rápidamente. Espero que sea un golpe importante. No solo electoralmente sino como sociedad.

—¿Te imaginás ganando en primera vuelta?

—En la historia es un camino difícil. Pero la cantidad de gente que participó en las PASO y la valoración que hay de nuestro espacio como gestión en la Ciudad me hace pensar que tenemos alguna chance de lograrlo. Y si no, será en ballottage, no es tan grave. Salvo que me gustaría ahorrarnos la plata de otra elección y tener un mes más para preparar los equipos.

—De darse, ¿con quién te imaginás esa segunda vuelta, Ramiro Marra o Leandro Santoro?

— Me da lo mismo. En definitiva uno compite en seducir y hablarle a la gente, y no en describir a otro. El kirchnerismo intenta tener su chance en la Ciudad y claramente quiero ponerles un freno. Y Santoro es kirchnerismo, es Massa, es Cristina y es muy Alberto. Es todo lo que no quiero para la Ciudad.

—¿Por qué no hubo foto aún con Martín Lousteau?

—Estuvimos en la previa del debate (el domingo pasado) y estuvo haciendo campaña. Su gente está trabajando conmigo. No se dio simplemente. Él también está acompañando a candidatos del interior. Es un referente nacional. Estamos trabajando la reforma del Código Urbano, la ley de salud mental, entre otras. Me siento muy cómodo con todo JxC.