sábado 24 de septiembre de 2022
POLITICA Vuelos militares

Reclamo del Gobierno a Jair Bolsonaro: aumentan los vuelos militares británicos entre Brasil y las Islas Malvinas

El embajador Daniel Scioli expuso ante la cancillería brasileña su “preocupación y sorpresa” por el inusual tráfico de aeronaves militares durante el mes de enero.

01-02-2022 10:31

El Gobierno de Argentina le expresó a la gestión de Jair Bolsonaro su “preocupación” y “sorpresa” debido a que aviones de la Fuerza Aérea del Reino Unido realizaron siete vuelos entre territorio brasileño e Islas Malvinas, lo que significa para Argentina una manifestación “adicional” de la ilegítima presencia británica en el archipiélago del Atlántico Sur, según indica un documento divulgado a la agencia Télam.

"El Gobierno argentino ve con sorpresa y preocupación que durante el transcurso del mes de enero de 2022 fueron realizados siete vuelos militares de estas características”, señala el documento presentado por el embajador argentino en Brasilia, Daniel Scioli, ante la cancillería brasileña en el Palacio de Itamaraty. 

En total se realizaron siete vuelos militares británicos desde Brasil hacia las Islas Malvinas, y viceversa, durante el primer mes del 2022, según reclama la Embajada argentina. En detalle, las aeronaves aterrizaron y despegaron provenientes del archipiélago en Río de Janeiro, San Pablo, Porto Alegre y Recife los días 9, 14, 15, 22, 24, 26 y 28 de enero.

Argentina rechazó la instalación de más misiles en Malvinas: "Injustificada demostración de fuerza"

“Estos vuelos constituyen una manifestación adicional a la ilegítima presencia militar del Reino Unido en el Atlántico Sur, la cual ha sido calificada por los estados parte y asociados del Mercosur como contraria a la política de la región de apego a la búsqueda de una solución pacífica para la disputa de soberanía”, expone el reclamo presentado.

En el 2017, bajo la presidencia de Michel Temer, el diario Zero Hora de Porto Alegre había reportado que el aeropuerto de la capital de Río Grande do Sul se había convertido en un “surtidor” sudamericano de aeronaves de la Royal Air Force que viajaban entre Gran Bretaña e Islas Malvinas.

Así, el oficio presentado ante el Gobierno de Jair Bolsonaro argumenta que “se destaca la finalidad política que persiguen las alegadas “escalas’ de las aeronaves militares británicas en países de la región, toda vez que su continuidad en el tiempo podría ser publicitada como una suerte de aceptación brasileña a la presencia de una base militar en el Atlántico Sur”.

El jefe de Defensa británico aseguró que defenderá las islas Malvinas de “los matones”

Por otra parte, desde el Gobierno argentino realizan una diferenciación entre los vuelos británicos de carácter humanitario, a los que no se opone, y los vuelos estrictamente militares. Dichos vuelos se entienden como aquellos que tienen una vida humana en peligro, ya sea por accidente o enfermedad, y requieren una asistencia médica que los servicios de Malvinas no pueden brindar.

Es por esto que Argentina “apreciará que el Gobierno brasileño busque restringir la concesión de permisos para aeronaves militares británicas procedentes o con destino a las Islas Malvinas únicamente en casos estrictamente humanitarios”. Al mismo tiempo, la Embajada agradeció al gobierno de Brasil por su “tradicional y constante apoyo a los legítimos derechos argentinos sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes”.

AS/FL