POLITICA

Tras el fallo de la Corte, sortearon a camaristas clave para la Ley de Medios

Horas después del pedido del máximo tribunal, ya se conocen a los jueces en lo Contencioso Administrativo Federal para analizar las recusaciones del Gobierno.

El ministro de Justicia, Julio Alak, junto al delegado de la Rosada en la Magistratura, Hernán Ordiales.
| Télam

Los camaristas en lo Contencioso Administrativo Federal Jorge Morán y Marcelo Duffy fueron sorteados hoy para integrar la Sala I de la Cámara Civil y Comercial Federal y resolver las recusaciones y excusaciones de jueces de este último tribunal, en el marco de la causa por la Ley de Medios.

Fuentes judiciales informaron a a la agencia DyN que, con la presencia de abogados del Estado y del Grupo Clarín y escribanos, Morán y Duffy salieron sorteados mediante un sistema informático entre los 15 camaristas de la Cámara Contencioso Administrativo Federal, cuyos integrantes son más cercanos al kirchnerismo.

Esto no les gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

Los jueces sorteados integrarán con la camarista Civil y Comercial Federal, María Susana Najurieta, la sala que tiene que resolver las recusaciones y excusaciones que el Gobierno planteó a los magistrados que deberán expedirse por la ampliación de la medida cautelar solicitada por el Grupo Clarín en la causa por la Ley de Medios.

En el fallo de esta mañana, la Corte Suprema ordenó: "Hacer saber a la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal que, previo cumplimiento de las citaciones correspondientes, deberá proceder con carácter urgente al sorteo de los jueces subrogantes requeridos".

El sorteo fue necesario porque el ministro de Justicia y los consejeros de la Magistratura que responden a la Rosada recusaron a todos los jueces de la Cámara Civil y Comercial Federal, encabezada por el juez Ricardo Recondo -atacado por la usina de medios K- y Diego Martín Farrell, que presentó sus renuncia a finales de octubre por la presiones del Gobierno.

La nueva integración de la Sala I deberá resolver las recusaciones y decidir cómo queda conformado el tribunal.

Esa Sala debe decidir un pedido del Grupo Clarín para extender la medida cautelar sobre los artículos 45 y 161 de la Ley de Medios (conocido como el de "desinversión").