jueves 09 de febrero de 2023
SOCIEDAD A raz del film Fuerza Area S.A., de Enrique Pieyro

Familiares de las víctimas del accidente de Austral denunciaron que hay zonas oscuras en la causa

Eduardo Poggi le dijo a perfil.com que, en parte, el fallo del juez Ballestero fue producto de las irregularidades que reveló la película de Enrique Piñeyro. Para el abogado, todavía faltan dos procesados.

02-10-2006 21:32
Una decisión políticamente correcta. A sólo unos días del noveno aniversario de accidente del avión de Austral en Fray Bentos, que dejó 74 muertos, los familiares y abogados de las víctimas entienden que el procesamiento dictado ayer por el juez federal Jorge Ballestero a 27 de los 30 imputados es una decisión impulsada fuertemente por la coyuntura que marcó la película de Enrique Piñeyro, Fuerza Aérez S.A.

"Sin algo de eso, hay que hacer magia", sentenció a perfil.com Eduardo Poggi, esposo de Rita Rodríguez, una de las víctimas de la tragedia del 10 de octubre de 1997, cuando se le consultó qué influencia había tenido en la decisión del juez la película Fuerza Aérea S.A. "Los 20 minutos que Piñeyro le dedica a Austral en su película evidentemente tuvieron su impacto", aseveró Poggi.

Claro que las "abrumadoras pruebas" existían desde antes. Incluso el mismo Piñeyro había ido a declarar un año después de la tragedia de Fray Bentos. "Hace un tiempo Ballestero había sobreseído a todos. Ahora, además de procesarlos cambió la carátula de estrago culposo a estrago doloso", denunció el marido de la licenciada en Trabajo Social, de 42 años.

"En diez carillas había realizado el sobreseimiento que nosotros apelamos. Ahora en cien carillas no sólo los van a procesar sino que además cambiaron la carátula", repitió con bronca e indignación Poggi.

"Por un lado, me pone contento", señaló a perfil.com Norberto Caputo, abogado de una de las víctimas. "Es una pelea que empezamos hace nueve años. Igualmente, yo me pregunto qué hubise pasado si Pineyro no saca la película", agregó el hombre que piensa que el juez federal tiene ambiciones de ascender a camarista.

"Se subió a la ola de Piñeyro", denunció Caputo sobre Ballestero. El abogado criticó, además, la acción del magistrado, que hasta hace un mes atrás pedía la citación del comodoro Raúl Alberto Mugica, fallecido en noviembre de 1998, según datos de la empresa aerocomercial. "Para colmo, en 2003 (Ballestero) lo sobreseyó", denunció Caputo.

A los amigos no. Más allá de la alegría que puede causar el avance de la causa, los familiares y abogados no están conformes. Es que dos hombres, hoy en Aerolíneas Argentinas, siguen disfrutando de su libertad. Uno es Gabriel Pérez Junqueira, ex director de Austral, quien fue hoy sobreseído por Ballestero. "Si vos procesás a todos los directores, ¿por qué dejás a uno afuera?", se preguntó Caputo.

La respuesta cae de maduro para el abogado. Actualmente, Pérez Junqueira es director de Aerolíneas Argentinas, una empresa que hoy tiene mucho más peso estatal, tras la compra de una porción de las acciones de la firma por parte del Estado.

Además, Caputo y Poggi critican que el comodoro Dante René Besaccia, uno de los hombres que, según la investigación de Piñeyro, hizo que los pilotos fueran sólo una vez y no dos a los simuladores de vuelo, no esté ni siquiera imputado. En realidad, dicen que esto responde a la misma lógica. Besaccia es actualmente, Gerente de Instruccion de Aerolíneas Argentinas.

La decisión judicial. Ballestero dispuso esta mañana el procesamiento del directorio de Austral que actuó en esa época, de funcionarios de las áreas técnicas, de instructores de vuelo y de autoridades militares de la Dirección Nacional de Aeronavegabilidad (DNA), la Comisión Asesora de Licencias de Funciones Aeronáuticas Civiles (CALFAC) y el Comando de Regiones Aéreas. Con distintos grados de participación, Ballestero aplicó a todos la figura de "estrago doloso" contemplado en un apartado especial del Código Penal, el artículo 190.

Entre los procesados figuran los directivos de Austral, Manuel Angel Morán, Mario Sruber, Walter Antonio Hayas, Mario Daniel Cardoni, Fernando José Francisco Mayorga, Angel Rafael Sanchis Herrero y Francisco Javier Monzón.

También fueron alcanzados por la resolución judicial los gerentes Javier Losa de la Cruz, Jorge Belarmino Fernández y Ricardo Embón, Enrique Ventura de Anchorena, Norberto Nieves y Pablo Chini (ex gerente de Aseguramiento de Calidad de Austral que, según una investigación de Día D, vendía aviones que la empresa se quería sacar de encima por Internet) y el instructor de vuelo Andrés Arribillaga.
En tanto, de la Fuerza Aérea fueron procesados el director de la DNA, brigadier Juan Manuel Baigorria; el ingeniero Demetrio Díaz, ex director de Coordinación Técnica; el director de Certificación Aeronáutica, Danilo Wenk, y el de Ingeniería de esa repartición, Hugo Adib.
Por el Comando de Regiones Aéreas el procesamiento alcanzó al comodoro Carlos Horacio González y los miembros de la CALFAC (Comisión Asesora de Licencias de Funciones Aeronáuticas Civiles) Guillermo Destefanis, José Garrido, Juan Fortuny y Héctor Gerling.

La medida fue dispuesta también para Carlos Carmenini, Jefe de la División Transporte Aéreo Regular; al director de Aviación de Transporte, Norberto Sotelo Ossa; el titular del área de control de los Sistemas y Equipos de las aeronaves, Edgardo Sánchez Ara, y el de la División Producción, Miguel Gaitán.

En la misma resolución el magistrado dictó los sobreseimientos de Pérez Junqueira, Alberto Arce y Carlos Díaz, con la salvedad de que la formación de la causa no afecta su buen nombre y honor.

En esta Nota