ACTUALIDAD
Normas de escritura

La Real Academia Española aclaró que no modificó el uso de la tilde en "solo": es para casos ambiguos

La institución explicó que la opción de usar o no la tilde sigue vigente, pero que, en caso de ser necesario se priorice su uso. Esta posibilidad ya estaba incluida desde 2010.

La Real Academia Española aclaró que no modificó el uso de la tilde
La Real Academia Española aclaró que no modificó el uso de la tilde en solo: es para casos ambiguos. | Agencia Shutterstock

La palabra “solo” tiene dos acepciones y en una de ellas nunca llevó tilde y otra sí. A partir del 2010, se podía prescindir del símbolo de acentuación, pero ahora una nueva aclaración de la Real Academia Española (RAE) reflotó las dudas ¿Vuelve a ser obligatoria la tilde en el adverbio?

Durante este viernes las redes sociales se llenaron de dudas o festejos a raíz de que parecía que la RAE había vuelto a poner como obligatoria la tilde de “sólo” en el caso de su uso como adverbio. Sin embargo, la entidad aclaró que esto no era así.

La Real Academia Española aclaró que no modificó el uso de la tilde

La RAE publicará próximamente en el Diccionario Panhispánico de Dudas (DPD) una aclaración “que no modifica la norma, sino que la hace más clara”. “En el caso del adverbio sólo es obligatorio escribirlo sin tilde en contextos en los que su empleo no entrañe riesgo de ambigüedad. Será optativo en contextos en los que, a juicio del que escribe, su uso entrañe riesgo de ambigüedad”.

Solo una aclaración 

La RAE, oficialmente, incluirá una salvedad a favor de la tilde y quedará en manos de quien escribe la necesidad o no de utilizarla. El escritor español Javier Marías se había quejado con anterioridad por la ausencia de la tilde y Arturo Pérez-Reverte, Antonio Muñoz Molina, Luis Mateo Díez, Soledad Puértolas, Carmen Iglesias, Mario Vargas Llosa o José María Merino también se declararon contrarios a la prohibición de la rayita sobre la “o”.

Libros: los recomendados de la semana
 

Para la RAE, hasta hoy el empleo tradicional de la tilde en el adverbio solo y los pronombres demostrativos no cumplía el requisito fundamental que justifica el uso de la tilde diacrítica, “que es el de oponer palabras tónicas o acentuadas a palabras átonas o inacentuadas formalmente idénticas, ya que tanto solo como los demostrativos son siempre palabras tónicas en cualquiera de sus funciones”. 

RB / MCP