jueves 01 de diciembre de 2022

Colombia y Venezuela reabrieron su frontera tras años de hostilidad

Colombia y Venezuela reabrieron completamente su frontera, lo que podría reactivar miles de millones de dólares en comercio que se interrumpió durante años de tensiones diplomáticas.

26-09-2022 15:54

Colombia y Venezuela reabrieron completamente su frontera, lo que podría reactivar miles de millones de dólares en comercio que se interrumpió durante años de tensiones diplomáticas.

Camiones que transportan metales, decorados con los colores de la bandera venezolana, se disponían el lunes por la mañana a cruzar un puente cerca de Cúcuta, Colombia, para iniciar una ceremonia que durará un día, a la que se espera que asista el recién elegido presidente de izquierda, Gustavo Petro. El primer vuelo directo en más de dos años está previsto que despegue esta semana.

Petro se propuso normalizar las relaciones con su homólogo venezolano, Nicolás Maduro, desde que asumió el cargo el mes pasado, marcando un cambio en la política exterior de Colombia, que se unió a Estados Unidos y decenas de otros países en 2019 en un intento por aislar al Gobierno de Maduro.

Venezuela solía ser el principal mercado de exportación de Colombia después EE.UU. Pero el comercio bilateral se desplomó cuando las relaciones se deterioraron. El año pasado, Colombia exportó alrededor de US$330 millones en bienes a Venezuela, por debajo de los más de US$6.00 millones en 2008.

Desde el año pasado que los peatones pueden cruzar la frontera, pero los principales puentes fronterizos han estado bloqueados desde 2019, cuando el expresidente colombiano Iván Duque reconoció a un líder de la oposición venezolana como jefe de Estado, lo que llevó a Maduro a romper relaciones diplomáticas.

Esas relaciones se reanudaron este mes cuando los países intercambiaron embajadores.

Pasos fronterizos

Incluso con los puntos fronterizos formales cerrados, contrabandistas y civiles no han tenido dificultades para cruzar la frontera en ambas direcciones a través de caminos de tierra controlados por guerrillas y mafias.

Maduro frenó los planes de lo que se esperaba que fuera una reapertura inmediata por la preocupación de que una avalancha de importaciones desde Colombia perjudicara a los productores venezolanos.

A medida que mejoran las relaciones, algunos miembros del Gobierno de Maduro esperaban que Petro extraditara a los líderes de la oposición venezolana exiliados en el país. Sin embargo, Petro pareció frustrar esa idea, diciendo que Colombia garantiza el derecho al asilo político.