Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
lunes 09 de diciembre de 2019 | Suscribite
BLOOMBERG / ECONOMÍA
miércoles 6 noviembre, 2019

Los manifestantes del mundo van contra la desigualdad social y mucho más

Las divisiones agudas entre ricos y pobres están alimentando una ola mundial de disturbios, pero esa es solo una de las quejas que llevan a las personas a las calles, según un destacado estudioso de la desigualdad económica.

Galería de imágenes

Ben Holland


Fotogalería
Latin American 'Oasis' Is Shaken by Worst Unrest in Decades Foto: Bloomberg
miércoles 6 noviembre, 2019

Las divisiones agudas entre ricos y pobres están alimentando una ola mundial de disturbios, pero esa es solo una de las quejas que llevan a las personas a las calles, según un destacado estudioso de la desigualdad económica.

La enorme brecha de riqueza de América Latina ayuda a explicar las protestas que estallaron en Chile el mes pasado, asegura Branko Milanovic, el execonomista del Banco Mundial cuya “gráfica del elefante”, llamada así por la forma de su curva, fue celebrada por revelar a los ganadores y los perdedores de la globalización.

Pero en Medio Oriente, la otra región que sufre disturbios generalizados y casi ningún crecimiento económico, ve una imagen diferente, en la que la ira se dirige a los sistemas políticos que están protegiendo a las élites de cualquier tipo de cambio.

Las protestas han obligado a los líderes en Líbano y Argelia a renunciar, derrocaron al régimen en Sudán y presionaron al gobierno iraquí al borde del colapso. “No creo que podamos publicar una historia general de desigualdad” para explicarlos a todos, dice Milanovic, autor más recientemente de “Capitalism, Alone” (Capitalismo, solo) y profesor de City University of New York.

También hay una “sensación de exclusión de cualquier tipo de toma de decisiones significativas, una cierta fatiga”, dice. “La gente siente que a nadie le importa, sus representantes políticos están ocupados haciéndose ricos o son demasiado globalistas”.

Los disturbios en países de América Latina como Chile y Ecuador se dirigen a gobiernos favorables al mercado por las medidas que tomaron para aumentar el costo de vida de las personas que menos pueden pagarlo. Los argentinos acaban de expulsar a un presidente que estuvo imponiendo austeridad, votando en cambio por un populista de izquierda que prometió una economía más igualitaria.

Dos tipos de desigualdad

Beirut Protests Draw a Careful Silence From Gulf Arab States

Las brechas de riqueza entre países son mucho más agudas en el Medio Oriente, que contiene algunas de las economías más ricas del mundo –los pequeños estados petroleros en el Golfo Pérsico–, así como otras muy pobres, como Yemen. Es por eso que ocupa un lugar destacado en cuanto a desigualdad en los estudios que tratan a la región en su conjunto.

Pero dentro de los países del Medio Oriente, la desigualdad es generalmente menor que en América Latina. Los gobiernos ricos en energía a menudo distribuyen una parte de sus ingresos entre sus ciudadanos (los no ciudadanos en los estados del Golfo, como los trabajadores migrantes que construyeron los rascacielos de Dubái o Abu Dabi, no reciben una porción del pastel).

Argelia, por ejemplo, se encuentra entre los países más igualitarios, a juzgar por las últimas cifras del Banco Mundial. Aún así, los argelinos han estado protestando a lo largo de 2019, primero contra un presidente de larga data, que terminó por retirarse, y luego contra un sistema político más amplio dominado por camarillas de oficiales del ejército, hombres de negocios y jefes de partido.

‘No les importa’

Los latinoamericanos pueden votar para cambiar la política, y han estado haciéndolo mucho últimamente, mientras el poder oscila entre izquierda y derecha.

Pero los regímenes del Medio Oriente, como Argelia, provocan la ira pública ofreciendo una democracia de forma, sin sustancia, dice Milanovic. “Te convocan para elecciones, pero esencialmente no les importa cómo votas”.

Left Behind

“En un gráfico con la desigualdad en un eje y la efectividad del gobierno en el otro, los puntos problemáticos actuales no son de ninguna manera los de peor desempeño. A medida que el crecimiento mundial se desacelera, el problema de la inestabilidad social podría llegar a ser bastante generalizado”. —Tom Orlik y Scott Johnson.

Otro tipo de régimen de Oriente Medio, tipificado por Líbano e Irak, es esencialmente producto de la guerra. Los conflictos entre grupos religiosos o étnicos se resolvieron otorgando una participación en el gobierno a todos ellos, o al menos a las élites dentro de cada grupo, que ahora los manifestantes acusan de enriquecerse a sí mismos y a sus clientes.

Sistemas como este fomentan la corrupción porque se basan en coaliciones más o menos permanentes, que no pueden ser interrumpidas sin arriesgarse a caer de nuevo en conflicto, según Milanovic. Nació en la antigua Yugoslavia y dice que ha visto dinámicas similares en los frágiles estados balcánicos. “La única forma en que pueden existir es esencialmente legalizando el saqueo sobre una base étnica o religiosa”.

Ganadores globales

Latin American 'Oasis' Is Shaken by Worst Unrest in Decades

Milanovic es famoso por llevar el estudio de la distribución del ingreso más allá de los países o regiones individuales y mapear cómo se ve cuando se trata la economía mundial en su conjunto. El mensaje de su gráfica de elefante era que a la clase media mundial –principalmente en Asia, con su rápido crecimiento– les ha ido bien con la globalización. El siguiente tramo anterior, en su mayoría personas de ingresos bajos y medianos en economías desarrolladas, prácticamente no vio ganancias, mientras que los más ricos las acumularon.

Milanovic dice que está trabajando para actualizar la historia hasta aproximadamente 2014. Probablemente mostrará que “el 1% superior no tiene la trompa elevada que tenía”, dice. Las personas más ricas de los países desarrollados, principalmente Estados Unidos, tienen “ingresos que dependen del mercado de valores, dividendos, intereses y se vieron afectadas por la crisis”.

Su problema es que incluso la actualización estará desactualizada. Los datos de distribución llegan con un retraso, así que para cuando todo esté listo, dice Milanovic, lo mejor que puede hacer es capturar la economía mundial como fue hace unos años. Y desde entonces, dice, la trompa del elefante probablemente se ha animado nuevamente. “Es muy probable que el periodo reciente en Estados Unidos, con recortes de impuestos, haya dado un impulso al 1% superior”.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4838

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.