lunes 08 de agosto de 2022
ECONOMIA Voces contrarias

Dólar Turista: Respuestas duras desde los operadores de turismo y los tributaristas

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) publicó hoy en el Boletín Oficial la resolución general 5232/2022 y comenzaron a escucharse miradas críticas.

14-07-2022 15:23

Este jueves entró en vigencia el aumento del 35 al 45% dispuesto por el Gobierno para alícuota a cuenta de Ganancias y Bienes personales sobre las compras que se realicen con tarjeta de crédito en dólares en gastos y viajes al exterior. Y como era de esperar, comenzaron a aparecer voces contrapuestas, entre ellas los políticos de la mano de la oposición. Desde Juntos por el Cambio trascendió un apelativo del Diputado Mario Negri que calificó al gobierno como "insaciable" al definir esta clase de medidas.

Por su parte, algunos tributaristas advirtieron hoy que el aumento del recargo sobre el dólar turista "no luce razonable", ya que la medida termina perjudicando, sobre todo, a quienes tienen menores ingresos y no pagan Ganancias o Bienes Personales, pero tienen consumos en dólares con tarjeta. 

Dólar turista: punto por punto cómo afecta la nueva medida los pagos en el exterior

Vale recordar que ayer se anunció un aumentos del 10% a las operaciones de pago con tarjeta en dólares, incluidas las extracciones en efectivo efectuadas en el exterior, las compras en portales virtuales, los servicios prestados por sujetos no residentes en el país, la adquisición de servicios contratados a través de agencias de viajes o turismo y el transporte (aéreo, acuático o terrestre) abonarán más de impuesto.

Esta es una nueva medida apunta al sector turismo luego de la prohibición de financiamiento en cuotas para gastos en el exterior que se implementó el año pasado. También se canceló la posibilidad de financiamiento en cuotas en los free shop.

La postura de los consultores y agentes de viajes 

En todo este esquema de posiciones encontradas, los operadores turísticos nucleados en FACVE (Foro Argentino de Consultores y Empresas de Viajes) mostraron su fuerte malestar. "Expresamos nuestra extrema preocupación por el cambio constante de las reglas de juego y la falta de previsibilidad que tiene el sector para operar con normalidad", explicaron en una carta que se difundió hoy.

Nace un nuevo tipo de dólar

Respecto del anuncio, desde FACVE explicaron que esta resolución "se suma a medidas que venimos sufriendo como sector desde 2019, como el Impuesto País; el anticipo de ganancias; la cancelación de las cuotas para viajes al exterior con tarjetas de crédito, etc.", y agregaron que "ninguna de ellas ha cumplido con los objetivos para las que fueron creadas y no hacen más que limitar a una industria pujante que da empleo genuino en cada rincón de Argentina"

Además, en su comunicado oficial alegaron que la cuenta “turismo” en el déficit del Banco Central es "insignificante".

"La confusión aquí es que contemplan todos los ítems realizados con tarjeta en moneda extranjera. Tal como expresó FAEVYT, 75% de esas salidas de divisas corresponde a consumos en moneda extranjera hechas a través de compras online en buena medida. El turismo propiamente dicho, pasajes, estadías y demás, es sólo la cuarta parte", aseguraron..

Un aumento que afecta especialmente a la clase media

Cecilia Goldemberg, socia de Andersen Argentina, explicó a PERFIL que "un aspecto llamativo de la decisión dada por la Resolución General de la AFIP 5232-E es que al elevarlo del 35% al 45% el mismo Estado convalida una mayor brecha cambiaria". 

Además, explicó que "por el lado impositivo, estrictamente hablando, una vez más se hace abuso de la anticipación en la recaudación, es decir el Estado no espera a que se configuren los hechos imponibles, que son las circunstancias económicas individuales definidas con rango de ley como capacidades impositivas. sino que se anticipa, en forma exagerada y distorsiva para recaudar bajo el pretexto de que las percepciones serán deducidas por el contribuyente en el futuro como pago a cuenta o le serán restituidas", explicó. Para Goldemberg, "los fondos destinados a gastos en el exterior bien pueden provenir de ahorros de años anteriores o financiados con endeudamiento de lo que no resulta una vinculación concreta con posibles ganancias del presente ejercicio y desde ya, es la antinomia de una potencial obligación del impuesto a los bienes personales", dijo.

Según su mirada, "de esta nueva embestida fiscal no se salva nadie, porque hoy por hoy algunos gastos en el exterior se hacen desde casa, mirando Netflix", agregó. 

Paralelamente, expresó que "los monotributistas que no tributan bienes personales o en general quienes no sean contribuyentes de los impuestos a las ganancias o bienes personales y no les corresponda serlo, deberán efectuar el trámite de solicitud de devolución ante la AFIP, para lo cual deberán esperar a la finalización del año calendario, con los consabidos perjuicios de erosión inflacionaria sobre los montos a recuperar, lo cual se traduce en un incremento encubierto de las percepciones. Este efecto también es soportado por quienes puedan deducirlas como pago a cuenta", agregó.  

Más cepo al dólar turista: el Gobierno aumentó al 45% el impuesto

Por su parte, Sebastián Domínguez, de SDC asesores tributarios, coincidió en la idea de que la decisión del Gobierno "no luce razonable", ya que "la alícuota máxima del impuesto a las Ganancias para personas humanas es del 35%y acá se aplica una percepción del 45%, sobre un consumo que probablemente ni está vinculado con la actividad del contribuyente".

"Es una percepción demasiado alta con relación al impuesto en sí. Y esto afecta especialmente a la clase media y en forma generalizada a todos los que usan servicios digitales, como Netflix, Spotify", puntualizó el especialista, en diálogo con la agencia NA.

Domínguez aclaró que la medida oficial no es un impuesto, sino una percepción a cuenta de un tributo.

En ese sentido, aclaró: "Cuando se aplica la percepción a sujetos que no son contribuyentes ni de Ganancias ni de Bienes Personales, por ejemplo un empleado con un sueldo de $150.000, ahí se estaría afectando el principio de legalidad y el derecho de propiedad".

"Es que le aplican el 45% hoy y recién va a poder reclamar la percepción a partir del primero de enero del año que viene. Hay un proceso inflacionario que come el poder adquisitivo del dinero", añadió.

No obstante, aseguró que el aumento del recargo no es confiscatorio, ya que se trata de "un pago a cuenta de impuestos y se puede llegar a pedir la devolución". .

En tanto, Adriana Piano, de la consultora SMS, consideró que la medida de la AFIP se ha tomado "en función de las necesidades de recursos que tiene el Estado y también para desincentivar el gasto con tarjeta de crédito en el exterior".

La especialista puntualizó que hay que tener en cuenta que se trata de una modificación de la percepción de los impuestos a las Ganancias y Bienes Personales, que se puede recuperar, y no de un incremento del impuesto PAIS, que grava al dólar para turismo y para ahorro y permanece sin modificaciones.

"El inconveniente acá es que para la gente que no paga Ganancias ni Bienes Personales, las percepciones no son fáciles de recuperar y recién se puede gestionar su cobro un año después de realizada la operación. Muchos empleados desisten de hacerlo", comentó Piano a NA.

En consecuencia, dijo que esa dificultad termina perjudicando a quienes tienen menores ingresos, porque "es un trámite que muchas veces se complica para aquellos que no están interiorizados en este tipo de cuestiones".