miércoles 07 de diciembre de 2022
ECONOMIA Análisis

Presupuesto 2023: ¿Por cuánto erran los ministros de Economía sus previsiones?

Un informe de Focus Market comparó los proyectos enviados al Congreso en los últimos 2 gobiernos y sus posteriores resultados.

05-10-2022 14:40

Mientras en Diputados continúa el debate por el Presupuesto 2023, la consultora Focus Market elaboró un informe analizando los proyectos de ley enviados por los últimos dos gobiernos al Congreso y sus posteriores resultados. En ese sentido, desde la firma señaló que el menor desvió con respecto al déficit fiscal fue de Dujovne en el 2019 (-4%) y el de mayor brecha Guzmán en dos ocasiones -33 % en 2021 y – 24 % en 2022.

"El presupuesto debería ser una expresión fiscal y financiera del programa que el gobierno espera llevar a cabo en el año siguiente cumpliendo con las pautas para poder lograrlo", subrayó Damián Di Pace, director de la Consultora Focus Market.

Asimismo, detalló que "en cualquier país del mundo genera un sendero de previsibilidad para todas las decisiones de inversión privada y presupuestos en el ejercicio del año siguiente. En Argentina, el sector privado encomienda a consultoras privadas ese trabajo por que las pautas nunca se cumplen y los desvíos entre lo proyectado y lo ejecutado cada vez son mayores".

"Para el caso del presupuesto 2023  a pesar de ajustar las variables macroeconómicas por el contexto nacional e internacional actual, los números son en cierta medida “demasiados optimistas” si son comparados con lo que prevé el sector privado", opinó Di Pace. En esa línea recalcó que "mientras se establece una inflación de 60%, el REM pronostica un 84%. Para el tipo de cambio que tiene una brecha de $ 29 con el valor que establece el presupuesto. Incluso el sector privado observa un crecimiento nulo de la economía para el año que viene mientras lo presupuestado proyecta un crecimiento del 2 % del PBI".

¿Mejorará la vida de los argentinos el Presupuesto 2023?

Diferencias con la inflación

Al analizar lo sucedido con la inflación, se observa que la mayor diferencia la está teniendo Martin Guzmán en 2022 con un presupuesto de inflación de 33% y una proyectada del 95% para este 2022 con una diferencia del 188%. En cambio, la menor brecha la tuvo Hernán Lacunza con una diferencia del 6%. Para 2023 la diferencia entre lo presupuestado por Sergio Massa con un inflación de 60% tendría una diferencia del 40% respecto de lo que proyecta el mercado con una inflación promedio del 84% para el año que viene. 

"Sergio Massa plantea una inflación del 60 % que parecería ser muy ambicioso considerando la corrección de precios relativos de la economía que quedan por delante, la corrección del tipo de cambio oficial mayorista y un déficit cuasi fiscal producto de emisión monetaria que se transforma en Pasivos remunerados del Banco Central que se estarán por pagar a una tasa del 75 %. Por su parte, el mercado está proyectando inflación para el año que viene en forma paralela al presupuesto del 84 %" apuntó Di Pace.

Tabla Presupuesto inflación

Qué pasó con el tipo de cambio

Para el caso del Tipo de Cambio proyectado en el presupuesto, la mayor brecha la tuvo Nicolás Dujovne en 2019 con un 57 % y la menor fue en 2020 con Martín Guzmán de apenas un 6 %.  Para este año 2022, de acuerdo a la aceleración de la devaluación del peso frente al dólar mayorista podría llegar a los $ 180. Incluso, superaría las proyecciones previas del mercado con una diferencia del 30 % en base a lo presupuestado por Martin Guzmán en 2021 y dejando una diferencia del 38 % entre lo presupuesto y lo acontecido realmente. Para el año 2023, la diferencia presupuestada y lo proyectado por el mercado sería de un 11 % con un tipo de cambio oficial mayorista de $ 269 y $ 298,83 respectivamente. 

"Los presupuestos en Argentina son una mera formalidad con incumplimientos tanto por parte del oficialismo y la oposición en el ejecutivo", sostuvo el director de Focus Market. "Los mismos se han visto condicionados por años electorales y no electorales, por caprichos de cambios y pujas políticas entre gobiernos nacional y gobernadores en provincias, por incrementos no previstos del gasto público o de incorporación de mayor personal en planta o contrataciones en el sector público. Siempre hubo motivos para no equilibrar las cuentas, para subestimar las presiones cambiarias e inflacionarias de ejecuciones laxas de lo aprobado en el Congreso de la la Nación que llevó a caída de la inversión real, crecimiento económico, empleo y deterioro de la situación social en los últimos años", concluyó.

RM / LR