lunes 05 de diciembre de 2022
EMPRESAS Y PROTAGONISTAS E&P: Seguridad digital

¿Cómo protegerse ante el aumento de ciberataques en América Latina?

En los últimos dos años, está teniendo lugar un enorme aumento en el número y la gravedad de los ciberataques en todo el mundo.

18-11-2022 08:00

Todos los países de América Latina se están viendo afectados por este incremento de la ciberdelincuencia, algo que se explica en buena medida debido a la aceleración de la digitalización que tuvo lugar a nivel global a partir de las medidas de contención de la pandemia de hace dos años.

La generalización de los estudios a distancia, el teletrabajo, las redes sociales y, sobre todo, las compras online hacen que las cuentas en internet sean un objetivo cada vez más apetecible para miles de criminales en todo el mundo. Quizá parezca increíble, pero esto continúa tomando por sorpresa a miles de empresas y millones de usuarios particulares que se ven afectados por ciberataques cada vez más virulentos y peligrosos, sobre todo en México, Brasil y Colombia, con cifras incluso superiores al promedio global.

 

¿Por qué Latinoamérica es la región más golpeada por los ciberataques?

Son bastantes las voces especializadas que apuntan a que Latinoamérica es un territorio cada vez más apetecible para los hackers debido a sus condiciones únicas. Por una parte, se trata de un mercado creciente donde aún no se han invertido suficientes recursos en materia de ciberseguridad, y, por otra, basta dominar dos idiomas –el español y el portugués– para atacar con cientos de millones de cuentas mediante phishing: un cóctel realmente peligroso que los hackers están tratando de aprovechar al máximo.

 

¿Cuáles son las herramientas disponibles para prevenir un ciberataque?

Lo más importante que hay que tener en cuenta sobre los ciberataques es que hay muy poco que pueda hacerse para paliarlos después de que ocurran. Por eso, la mejor herramienta que tenemos a nuestra disposición es la prevención, pero internet es un entorno que ofrece muchos caminos para los hackers a la hora de atacar nuestras cuentas. Los pasos más importantes que debemos dar para protegernos en internet son:

Emplear contraseñas robustas. Las contraseñas continúan siendo la principal manera en que protegemos nuestras cuentas online, y por eso debemos dedicar el mayor esfuerzo para asegurarnos de que sean robustas. Usar un gestor de contraseñas para proteger nuestras claves y asegurarnos de que sean largas, aleatorias y únicas es uno de los pasos fundamentales para garantizar nuestra ciberseguridad.

Reducir el número de cuentas. Tener un gran número de cuentas online multiplica las posibilidades de sufrir un ciberataque en alguna de ellas. Cualquier información que encuentren los hackers en estas cuentas puede ser empleada para tratar de hackear las demás. Por eso, es recomendable reducir al mínimo el número de cuentas online y cerrar todas las que no usamos regularmente.

Mantener los equipos actualizados. Los dispositivos informáticos que empleamos para acceder a internet deberían tener el software siempre actualizado, ya que en caso contrario pueden quedar expuestos debido a vulnerabilidades del sistema. Aunque las actualizaciones de Windows, Android o iOS pueden resultar molestas, deberíamos implementarlas siempre y sin demora.

Hacer copias de seguridad en frío. Las copias de seguridad en frío no sirven para prevenir un ciberataque, pero pueden ser la única medida que mantenga a salvo tus datos en el caso de sufrir uno. Este tipo de copias de seguridad se mantienen desconectadas de la red y pueden permitirte restablecer tus sistemas tras sufrir un ciberataque de ransomware u otro hackeo similar.

 

¿Qué hay que hacer si se sufre un hackeo?

Antes de nada, debe tenerse claro que cada hackeo es diferente y puede requerir de medidas paliativas distintas. Por lo general, el primer paso que se recomienda es acudir a las autoridades pertinentes. Los organismos policiales tienen mucha más experiencia que las empresas y los usuarios particulares en este ámbito, y sabrán recomendarte los pasos a seguir para tratar de restablecer tus cuentas o minimizar el daño del hackeo.

En el caso de los ataques de ransomware –en los que el ciberatacante solicita un rescate a cambio de liberar los archivos de una empresa u otra institución–, las autoridades suelen recomendar evitar el pago. Esto es porque no se tienen garantías de que los hackers efectivamente cumplan con su palabra y restituyan los archivos, pero también porque se intenta disuadir a los ciberatacantes para que no cometan otros hackeos similares.

Recordá que, en todo caso, la prevención es tu mejor defensa frente a este tipo de ataques digitales, así que deberías hacer todo lo posible para proteger tus cuentas y mantener una copia de seguridad de tus datos lejos de la red. Si no se adoptan estas medidas, un hackeo puede hacer que resulte imposible recuperar las cuentas o los datos afectados, así que, como suele decirse, es mejor prevenir que curar.