jueves 06 de octubre de 2022

Jugar al asesino con conocimiento de causa

En ese histeriqueo aparece entonces a veces la mejor sonrisa, la mejor forma de sorprender, pero en otros momentos la arbitrariedad resta sentido y todo se convierte en una mera fiesta de disfraces para todos los involucrados.

14-12-2019 01:48

Rian Johnson sufrió una golpiza de lujo: dirigió Los últimos jedi, segundo film de la nueva y final trilogía de Star Wars, y su corazón y talento fueron masticados cual media de invierno por los caninos fans de la saga galáctica. Allí, los planes para que fuera el patrono de una saga de las estrellas terminaron, bueno, en un lugar muy muy lejano. Por ende, esta película en la que hay que descubrir al asesino, bien vestida de Agatha Christie (aunque alterando sus mejores puntos de costura de género), se siente libre, y lo es gracias a aquel grillete industrial. Es un misterio reactivo, por un lado, al Imperio Disney, a la película enorme que todo lo pisa, y por otro, a los cada vez menos presentes misterios que implican saber quién diablos es el asesino (entendiendo cada casillero y buscando que sea igual de cuadrado pero también imposible de imaginar como tal).

La fiesta de liberación le sale extraña. Por un lado, los invitados son un lujo: desde 007, es decir, Daniel Craig, hasta Capitán América, es decir, Chris Evans, o sea, otros dos presidiarios del mundo Tanque de Hollywood. Y en el medio, otros modos artificiales de la caricatura de Hollywood: Ana de Armas, Jamie Lee Curtis, Don Johnson, Christopher Plummer y Toni Colette. Johnson las procesa, los convierte en fichas de un juego de mesa que declara su estirpe en voz alta y desde ahí, todo se convierte en Johnson y su diseño de producción jugando a las escondidas con el género que dice adorar, o defender.

En ese histeriqueo aparece entonces a veces la mejor sonrisa, la mejor forma de sorprender, pero en otros momentos la arbitrariedad resta sentido y todo se convierte en una mera fiesta de disfraces para todos los involucrados. Eso no quiere decir que no haya herejía o ganas de hacerle una abolladura hermosa al cine enorme que no permite que estas películas puedan siquiera tirar los dados.

Johnson crea una venganza demasiado calculada pero que por esa condición no pierde su filo de juguete.

 

Entre navajas y secretos

Título original: Knives Out
Dirección y guión: Rian Johnson
Intérpretes: Daniel Craig, Ana de Armas, Chris Evans, Jamie Lee Curtis, Don Johnson, Michael Shannon, Toni Collette, Christopher Plummer y Frank Oz
Origen: Estados Unidos (2019)
Duración: 130’

En esta Nota