martes 27 de septiembre de 2022
INTERNACIONAL opinión

Sesenta años de amistad entre Argentina y Corea

12-02-2022 23:55

Corea y Argentina establecieron sus relaciones diplomáticas el 15 de febrero del año 1962. Sin embargo, la amistad y cooperación entre Corea y Argentina, ubicadas en lados opuestos del globo, ya había comenzado, en los hechos, varios años antes de esa fecha. Esto se debe a que Argentina proporcionó suministros por valor de unos 500.000 dólares a Corea del Sur durante la Guerra de Corea (1950-53), que se desatara luego de que Corea del Norte invadiera Corea del Sur en 1950, dando inicio a una contienda en la que estaban en juego valores fundamentales como la libertad y la democracia y la vida del pueblo.

En los años siguientes, la profundización de la amistad entre nuestros países se dio principalmente a través de la inmigración coreana hacia la Argentina. En agosto de 1965, 78 ciudadanos coreanos pertenecientes a 13 familias partieron del puerto de Busan en un barco neerlandés, llegando al puerto de Buenos Aires en octubre de ese año. Estas familias de agricultores fueron los pioneros de la inmigración coreana en Argentina. Se establecieron en Lamarque, en el Valle Medio del Río Negro, unos 1.000 km al sur de Buenos Aires, y comenzaron a cultivar la tierra, para conformar la primera comunidad coreana en Argentina. En los años siguientes, el flujo de inmigrantes agrícolas de Corea no se detuvo. A pesar de enfrentar numerosas dificultades, mis compatriotas coreanos trabajaron denodada y diligentemente, incluso en circunstancias adversas, hasta sentar las bases de lo que hoy es una sólida industria textil y de confección en Argentina. El evento anual que celebra el Día de la Cultura Coreana se ha consolidado como uno de los eventos multiculturales más importantes de la Ciudad de Buenos Aires, reuniendo anualmente a alrededor de 80.000 participantes. 

Para la relación bilateral entre Argentina y Corea, la visita de Estado del Presidente Kim Young-sam en septiembre de 1996 marcó un salto muy importante. Esta visita fue la primera visita de un presidente coreano a la Argentina. En esa oportunidad, sostuvo una reunión cumbre con el presidente Carlos Menem, dando inicio así a una nueva etapa en las relaciones bilaterales. La segunda visita presidencial se concretó en noviembre de 2004, cuando el presidente Roh Moo-hyun visitó Argentina y las partes firmaron un acuerdo que dio inicio a una “Relación de Cooperación Amplia para la Prosperidad Común en el siglo XXI”, sentando así las bases para una profundización de intercambio y la cooperación. En noviembre de 2018, el presidente Moon Jae-in concretó la tercera visita de un presidente coreano a la Argentina. Corea, por su parte, recibió las visitas del presidente Menem en septiembre de 1995 primero, y más recientemente, de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en noviembre de 2010.

Desde hace muchos años, Argentina ha sido un valioso aliado de Corea en la comunidad internacional, para tener en comun de valores fundamentales como los son la democracia y los derechos humanos. Corea y Argentina comparten una visión común en materia de defensa de las libertades individuales y la democracia, la protección y la promoción de los derechos humanos y el énfasis a la economía de mercado. Estos valores son hoy las piedras angulares en las relaciones de cooperación entre Corea y Argentina. Argentina también ha comprometido su apoyo a la resolución pacífica de los conflictos a través del diálogo directo entre las dos Coreas, y ha apoyado los esfuerzos continuos del gobierno surcoreano para alcanzar la reunificación pacífica de la península coreana.

El comercio entre Corea y Argentina se incrementó gradualmente desde 2003 hasta alcanzar un máximo histórico de 2.200 millones de dólares en 2013, para luego experimentar una caída en los años siguientes. Sin embargo, se ha ido recuperando gradualmente para alcanzar nuevamente la cifra de 2.200 millones de dólares en 2021, existiendo actualmente un importante superávit comercial de más de 1.400 millones de dólares a favor de Argentina. Corea exporta pantallas planas, partes para dispositivos de comunicación inalámbrica, automóviles y repuestos, y compra harina de soja, aceite vegetal y minerales. La inversión de empresas coreanas en Argentina se ha ido incrementando hasta alcanzar una cifra acumulada de 600 millones de dólares a fin del avance hacia los países de MERCOSUR y de enfocar el área de recursos minerales. 

El potencial de Argentina es ilimitado. Argentina tiene una vasta superficie que es unas 28 veces mayor que la de Corea del sur. La llanura pampeana es reconocida mundialmente por su producción agrícola. Además, recursos minerales tales como el oro, la plata, el cobre, el zinc y el litio abundan en las regiones contiguas a la Cordillera de los Andes, y las reservas fértiles de gas y petróleo no convencional en Vaca Muerta también son muy importantes. 

Las perspectivas de cooperación entre Corea y Argentina en materia de reducción de emisiones de carbono y acciones para dar respuesta al cambio climático son muy promisorias, particularmente en el campo de las energías renovables y el desarrollo de hidrógeno verde. Actualmente, Corea está impulsando las negociaciones de un Acuerdo Comercial con el Mercado Común del Cono Sur (Mercosur). Este acuerdo abrirá una oportunidad importante para mejorar el nivel de cooperación bilateral, ofreciendo a empresas de ambos países nuevas oportunidades comerciales y de inversión, así como la estabilidad legal e institucional necesaria para que las mismas se concreten y fructifiquen, para lo cual será conveniente concluir las negociaciones tan pronto como sea posible.

Como Embajador de Corea en Argentina estoy muy feliz de que la llamada Ola Coreana o Hallyu se haya extendido rápidamente entre los argentinos, ayudando así a profundizar el conocimiento y entendimiento mutuo entre nuestros pueblos. Las películas y series de televisión, la música popular y la comida coreana, etc. están siendo conocidas por un número cada vez mayor de argentinos. Es el caso de la película “Parasite”, la serie de Netflix, “El Juego del Calamar”, la banda de K-Pop BTS y el Kimchi, plato tradicional de la gastronomía coreana, que ahora tiene su propio día también en Argentina. Al mismo tiempo, el tango y el vino argentino son cada vez más populares entre los coreanos. Para conmemorar el 60o aniversario del establecimiento de los lazos diplomáticos, la Embajada de Corea y el Centro Cultural Coreano están preparando numerosos eventos culturales a lo largo del año. Se espera que a través de estos eventos y espectáculos, muchos argentinos puedan disfrutar de la Ola Coreana y se fortalezcan así los lazos de la amistad con Corea.

Ahora, Corea y Argentina deben mirar hacia atrás para recordar estos 60 años de amistad y proyectar también los próximos 60 años. La preparación debe enfocarse hacia la implementación de proyectos cooperativos conjuntos en las áreas estratégicas si es necesario, comenzando con proyectos a pequeña escala, pues a menudo dar el primer paso es haber recorrido ya la mitad del camino.

*Embajador de la República de Corea.

En esta Nota