miércoles 25 de mayo de 2022
INTERNACIONAL violencia
23-04-2022 00:08

Siguen los choques en Jerusalén, y Hamas lanzó más cohetes hacia Israel

Manifestantes palestinos se enfrentaron a la policía israelí en la Explanada de las Mezquitas, cuando cientos de miles de fieles participaban de las plegarias del viernes.

23-04-2022 00:08

Policías israelíes y manifestantes palestinos volvieron a enfrentarse ayer, con un saldo de más de cincuenta heridos, en la Explanada de las Mezquitas en Jerusalén, escenario de fuertes tensiones que han llegado hasta la Franja de Gaza, desde donde se lanzaron al menos dos misiles hacia Israel.

Estas tensiones se producen exactamente un mes después de una serie de sangrientos ataques que causaron 14 muertos en Israel. Desde entonces, un total de 24 palestinos, entre ellos los asaltantes de estos ataques, han muerto en incidentes o enfrentamientos con las fuerzas israelíes en Cisjordania ocupada. 

A primera hora de ayer, las fuerzas de la policía israelí entraron a la Explanada, tercer lugar santo del islam, y sitio más sagrado del judaísmo bajo el nombre de Monte del Templo, mientras jóvenes palestinos lanzaban piedras en su dirección.

La organización jordana Patrimonio Islámico (WAQF), encargada de la gestión del complejo –conocido como Monte del Templo por los judíos–, resaltó que en la Explanada de las Mezquitas había cerca de 150 mil fieles en ese momento, en su mayoría palestinos de Jerusalén, Cisjordania y ciudades árabes de Israel.

Vídeos publicados en redes sociales permiten ver un dron lanzando gases lacrimógenos en la zona en medio de gritos de los fieles. Según la emisora israelí Kan, la intervención policial tuvo lugar después de que se ondearan en el lugar banderas de Hamas. 

En la madrugada, “alborotadores enmascarados y con banderas de  Hamas” lanzaron piedras contra el Muro de los Lamentos, el lugar de plegaria santo del judaísmo situado en la parte baja de la Explanada de las Mezquitas, indicó la policía israelí.

Los disturbios provocaron al menos 57 heridos, dos de ellos graves, indicó la Media Luna Roja palestina.

La tensión persistió en la Explanada, con lanzamientos de piedras y disparos de balas de goma, en el tercer viernes del mes sagrado del Ramadán, que coincide con el fin de la celebración de Pésaj, la Pascua judía. Luego, mediada la jornada, miles de personas pudieron orar en medio de un contexto más tranquilo.

Poco después, un minidron de la policía sobrevoló la explanada y lanzó gases lacrimógenos a parte de los fieles creando escenas de pánico. La policía afirmó por su lado que utilizó “medios para dispersar” a una muchedumbre que intentaba dañar una de sus garitas.

Durante la última semana, más de doscientas personas, mayoritariamente palestinos, resultaron heridos en el interior y los alrededores de la Explanada de las Mezquitas.

Cohetes y bombardeos en Gaza. Estos episodios llevaron a Hamás a lanzar cohetes desde la franja de Gaza hacia Israel, cuyo ejército respondió con ataques aéreos a este enclave palestino de 2,3 millones de habitantes. Hamas, que controla la franja de Gaza, dice que quiere defender la Explanada de las Mezquitas.

Anoche, milicianos palestinos efectuaron dos disparos de cohetes hacia Israel, informó el ejército israelí. “Un cohete impactó en un terreno cerca de la frontera con el norte de Gaza y el otro cayó dentro de la Franja”, precisó el ejército. Varios cohetes fueron lanzados esta semana contra Israel, que replicó bombardeando el enclave palestino.

Los disparos de cohetes desde Gaza esta semana, que no han causado heridos, son los más importantes desde la sangrienta guerra de once días que enfrentó en mayo de 2021 a Hamas e Israel, tras semanas de tensión en Jerusalén.

“Estamos profundamente preocupados por la escalada de la violencia en los Territorios palestinos ocupados y en Israel desde hace un mes” declaró ayer Ravina Shamdasani, portavoz del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos humanos.

“Provocación”. La presencia en la Explanada de las Mezquitas durante el ramadán de un gran número de judíos –a los que se les permite visitar el lugar bajo ciertas condiciones y en momentos específicos sin rezar– y el despliegue de las fuerzas de seguridad en este lugar sagrado situado en la Ciudad Vieja de Jerusalén, fue calificada como una “provocación” por los palestinos y varios países de la región.

Varios ministros árabes reunidos en Amán condenaron “los ataques y las violaciones israelíes contra los fieles de la mezquita Al Aqsa” de la Explanada, un templo administrado por Jordania aunque los accesos están controlados por Israel.

“Israel preserva y continuará preservando el ‘statu quo’ en el Monte del Templo”, pero “no aceptaremos en ningún caso lanzamientos de cohetes desde la franja de Gaza”, dijo el jueves el ministro de Asuntos Exteriores, Yair Lapid.

Antes de estas declaraciones, Lapid se había reunido con la secretaria de Estado adjunta para Asuntos de Oriente Próximo, Yaël Lempert, y el emisario encargado de las relaciones palestino-israelíes, Hady Amr.

Los dos diplomáticos estadounidenses se encontraron después con los dirigentes de la Autoridad Palestina, que tiene su sede en Cisjordania ocupada.

En esta Nota