sábado 28 de mayo de 2022
MODO FONTEVECCHIA Acuerdo y renuncia
05-04-2022 12:28

Mercedes D’Alessandro: “Yo no soy fanática ni amiga del FMI”

La economista y ex directora de la Dirección Nacional de Economía, Igualdad y Género del Ministerio de Economía habló sobre su reciente salida del equipo de Martín Guzmán. Además, destacó que el acuerdo es algo “difícil” que se debe abordar pero que es algo que “trajo Macri”.

05-04-2022 12:28

En diálogo con Jorge Fontevecchia para Radio Perfil, Mercedes D’Alessandro, ex directora de la Dirección Nacional de Economía, Igualdad y Género del Ministerio de Economía, habló sobre los desafíos que plantea el acuerdo con el FMI en una economía mundial compleja, en el marco del conflicto entre Ucrania y Rusia. Además destacó que su reciente salida del equipo económico nada tiene que ver con las diferencias que existen dentro del espacio del Frente de Todos.

JF: ¿A qué se debe su salida del ministerio? 

Vengo trabajando en temas de economía feminista hace bastante tiempo, estaba viviendo en Estados Unidos hasta 2020, que me mudé a Buenos Aires para trabajar en el equipo de Martín Guzmán, en el Ministerio de Economía, con el objetivo de incorporar una agenda de género que de respuesta a las demandas feministas que crecieron en el último tiempo en nuestro país. Es por eso que creamos este espacio institucional, la Dirección de Economía, Igualdad y Género. Desde mi perspectiva, después de dos años de trabajo ahí, creo que hemos construido un espacio que ya tiene su piedra fundamental, sus líneas, y la tarea que me había propuesto está cumplida. Es momento de aportar de otra manera. 

JF: Entonces, no existió una diferencia entre usted y el ministro Guzmán y ese fue el motivo de su renuncia...

Diferencias hay entre todos y todas todo el tiempo, pero no es una diferencia política o personal la que me lleva a renunciar, sino más bien el sentir que concretamos un ítem en la agenda que teníamos planteada.

El mercado laboral castiga a las mujeres, y más si tienen hijos

JF: Su salida se produce poco después de que se confirme el acuerdo con el FMI. ¿Hay alguna relación entre la posición de Máximo Kirchner, de la propia Cristina respecto del FMI y su decisión de salir del misterio?

Yo no soy fanática ni amiga del FMI, es un problema con el que llegamos a la gestión, es un problema que trajo (Mauricio) Macri, que Juntos por el Cambio puso sobre la mesa y a esta gestión le tocó resolver esto. Ahí sabemos que hay un montón de diferencias, no están a la espalda de nadie. 

En mi caso particular, yo estuve trabajando en las negociaciones con el FMI, estuve impulsando para que ese memorándum de entendimiento tenga un espacio amplio para medidas que tienen que ver no solo con la agenda de  género, sino también con la agenda de la pobreza, la desigualdad, el gasto social, trabajando para que esto no sea un ítem que se ajuste por ese lado, sino que se mantenga un piso sobre eso. 

Creo que es un acuerdo que va a haber que renegociar porque lo que está pasando en la economía internacional. Pero mi salida no se debe a esto y ya estaba planteada desde antes.

JF: Considerando el acuerdo ya realizado, ¿usted cree que podrá mantenerse, por ejemplo, la promesa de no realizar ninguna reforma laboral y jubilatoria? ¿Usted lo ve cumplible? ¿Cuál es su opinión sobre el futuro del acuerdo con el fondo?

Yo creo que las partes más difíciles del acuerdo, en la coyuntura en la que estamos en la Argentina y a nivel mundial, son todo lo relacionado a la balanza comercial, al eje de las tarifas  y los subsidios a la  energía y que eso va a haber que trabajar bastante para realizarlo.

Tenemos en ese acuerdo metas fiscales, monetarias, cambiarias, hay una serie de objetivos que cumplir. Todas las noticias hablan de la inflación, del impacto que está teniendo la guerra entre Ucrania y Rusia, no solo en los combustibles sino también en los alimentos. En ese punto creo que el acuerdo con el FMI es difícil, ellos también lo saben. 

Mercedes D'Alessandro fue elegida por la revista 'Time'

JF:  Teniendo en cuenta su reciente rol, ¿cómo analiza la política de género en el gobierno en general? 

Hemos tenido logros muy sustanciales y el hecho más cabal es que las mujeres están experimentando un récord de participación económica y en el empleo, en un récord histórico a fin del año pasado. 

Argentina es el país de Latinoamérica que tiene esta situación laboral. Obviamente lo digo con los fríos números, la gente no lo siente de esa manera. Falta mucho pero hemos logrado grandes avances. Se ha ha avanzado con herramientas de gestión, con presupuestos con perspectiva de género, indicadores, políticas concretas como la jubilación por cuidados, el programa de Registradas, incluso IFE también abordó esta dimensión. Tenemos logros concretos pero todavía nos falta.

JF: En 22 ciudades de Estados Unidos, las mujeres de menos de 30 años tienen ingresos superiores a los hombres, pero a lo largo del resto de la vida laboral los van perdiendo. ¿Cómo ve ese proceso en un país como Estados Unidos, que supuestamente va a la vanguardia?

Lo que suele suceder es que las mujeres y los varones tienen una misma carrera profesional y de oportunidades hasta un momento clave, que es cuando viene la etapa de tener hijos. Cuando eso pasa, en general las mujeres tienden a retirarse del mercado laboral y eso tiene que ver con la falta de espacios de cuidados de la infancia, jardines, cuidadoras que sean pagables. La poca infraestructura de cuidados genera que muchas mujeres, en el momento de los primeros años de vida de sus hijos e hijas y eso es lo que después las retrasa en su trayectoria. En cambio, el varón se queda en el espacio laboral. Esto hace que realmente les genere mejores contactos, qué se profesionalicen, tengan más estudios, y eso es lo que empieza a abrir esta diferencia.