martes 27 de julio de 2021
OPINIóN
14-06-2021 16:04

Emergencia Ambiental | Participación y acceso a la información: ¿llaves para una transformación urgente?

Cómo la apertura de gobierno fomenta la participación colectiva para ayudar a mitigar los daños hechos al ecosistema.

14-06-2021 16:04

¿Cuál es la agenda de nuestra sociedad? ¿Cómo podemos vincularnos con ellos desde la gestión pública y propiciar la transformación ambiental que necesitamos?

Según un relevamiento de la ONG Fridays For Future, desde el 15 de marzo de 2019 se registra que en Argentina hubo y hay movilizaciones que giran en torno al cambio climático. La tendencia es a la baja hasta el día de hoy por efectos de la pandemia del Covid-19, pero se mantiene: hubo 128 a lo largo de 2019, 9 en 2020 y 17 registradas hasta el 26 de marzo de 2021.

La ONG Eco House explicó que, si bien los movimientos ambientales aparecieron hace décadas, en 2018 y 2019 aumentaron las manifestaciones a partir de la figura de Greta Thunberg. También motivó esto la mayor exposición en medios de comunicación y redes sociales.

Asimismo, agregaron que se registró un incremento en los últimos dos años en la cantidad de organizaciones, no necesariamente de asociaciones civiles, sino de personas que quieren militar la temática desde espacios políticos u otros.

El viaje récord de 27 mil km de una ballena desató el debate por el cambio climático

Este nuevo sujeto social que reclama por lo socioambiental, según el artículo de Horacio Machado Aráoz, Movimientos socioambientales y ecologismo popular en la Argentina: una nueva sensibilidad política, miembro de la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN):  “Irrumpe en el escenario político para expresar un nuevo tipo de conflictividad, para iluminar y poner en agenda la necesidad imperiosa de afrontar los problemas cruciales de nuestro tiempo; no solo los problemas que nos embargan como sociedades latinoamericanas, del Sur Global, sino los que nos afectan como especie”.

El tema llegó para instalarse y nos interpela. En tanto, los abordajes de los gobiernos en relación a este, varían.

Dentro de la Subsecretaría de Gobierno Abierto y Rendición de Cuentas del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (GCBA), el tipo de respuestas que podemos dar para cumplir con objetivos estudiados y fijados en materia ambiental en el Plan de Acción Climática (PAC) a 2050 de la Ciudad, es darle prioridad a la cocreación. Esto quiere decir: que se puedan generar instancias de intercambio de evidencia, conocimiento, puntos de vista e ideas para innovar con distintos actores sociales que eligen involucrarse, tales como la comunidad académica, científica, sector privado o ciudadanía en general.

Un ejemplo de esto es la Plataforma de Cambio Climático, herramienta que fue cocreada en 2020 con usuarios para los usuarios. Para este proyecto contamos con la participación de distintas organizaciones de la sociedad civil como: Seamos Bosques,  Un Árbol ONG, Agenda Ambiental y Eco House. Una mirada holística de la temática es necesaria y por eso contactamos a 15 expertos/as, más de 600 ciudadanos/as y 20 organizaciones abocadas a combatir el cambio climático.

Presente y futuro de la lucha contra el cambio climático en la Ciudad de Buenos Aires

Este espacio se generó por varias razones de fondo: colaborar con la democratización de la información y rendir cuentas sobre las acciones de gobierno para reducir las emisiones de carbono, facilitando el monitoreo ciudadano sobre la situación ambiental actual en la Ciudad.

En segundo lugar, mediante acciones concretas, involucrar activamente a vecinos y vecinas en el proceso de transformación cultural para aminorar los riesgos que conlleva el cambio climático. Por medio de hábitos individuales de los ciudadanos/as, basados en la conciencia ambiental y su compromiso para mantenerlos, aspiramos a formar colaborativamente una Ciudad de Buenos Aires más sustentable a largo plazo.

En esa misma línea, se trabaja para ver cómo plasmar los datos recabados provenientes de indicadores climáticos como por ejemplo: cantidad de puntos verdes en la ciudad de Buenos Aires, de manera clara y simple, con la intención de potenciar el uso de los datasets del Gobierno de la Ciudad, que contienen información pública de la gestión, siendo la transparencia un pilar fundamental del área de Gobierno Abierto, y así ponerlos a disposición de los ciudadanos y de los distintos órganos del Estado para que puedan utilizarlos.

Antes de 2025, el mundo vivirá el año más caluroso jamás visto, superando a 2016

Un ejemplo de cómo aprovechar la información disponible es #BAenDatos; un ciclo de desafíos de visualizaciones, mapas y gráficos, organizado por el GCBA en conjunto con universidades y empresas como Digital House y La Nación Data, para motivar que  jóvenes  reutilicen  datos públicos y reproduzcan de manera creativa su representación.

En 2020 se llevó a cabo la primera edición del desafío #BAenDatos sobre cambio climático del GCBA, pero participó un número reducido de  estudiantes. Si bien el nivel de inscripción de esta instancia para el intercambio no fue el esperado, en Eco House consideran que todo tipo de acción tendiente a informar y a mitigar el cambio climático es valiosa. La pregunta es: ¿de qué otras formas podemos generar conciencia? ¿Estos encuentros son suficientes o deberíamos cesar? En los próximos días se lanzarán nuevos retos sobre cambio climático en redes sociales para sumar a más personas a la acción.

En definitiva, este es el desafío dentro del desafío para la política, la sociedad y el ambiente: probar hasta que importe.

 

* Florencia Romano. Subsecretaría de Gobierno Abierto y Rendición de Cuentas Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.