Lluvia moderada
Temperatura:
15º
Ciudad:
Buenos Aires
lunes 17 de junio de 2019 | Suscribite
OPINIóN / Mandatos Presidenciales
martes 16 abril, 2019

Mauricio Macri y Raúl Alfonsín, ¿separados al nacer?

El autor reflexiona "acerca de posibles paralelismos entre ambas administraciones".

Santiago Leiras*

Macri en homenaje Raúl Alfonsín Foto: Cedoc

Recordando la referencia realizada por el presidente Mauricio Macri, en la última cena anual de la organización no gubernamental CIPPEC, al discurso de Parque Norte pronunciado por Raúl Alfonsín en el año 1985, se me ocurrió reflexionar acerca de posibles paralelismos entre ambas administraciones.

También vino a mi memoria que en el año 1988, último año de gobierno de Raúl Alfonsín para seguir con las posibles coincidencias, se estrenaba la película Gemelos, protagonizada por los actores Danny De Vito y Arnold Schwarzenegger. La historia trataba acerca de dos hombres adultos que descubren su condición de hermanos gemelos, aunque no se parecen en nada, ya que su nacimiento fue fruto de un experimento genético que tuvo un inesperado final.

¿Tendrán ambas gestiones algún común denominador como en el caso de aquella historia que unía a hombres tan distintos como De Vito y Schwarzenegger?

Examinemos algunos hechos en común:

1.            Nos encontramos frente a protagonistas de hechos que representaron una verdadera bisagra en la política argentina: en el caso de Raúl Alfonsín, por tratarse del primer dirigente radical que derrotó al peronismo en elecciones competitivas en 1983, y Mauricio Macri por su condición de primer candidato presidencial, ni radical ni peronista, que derrotó al peronismo kirchnerista en los comicios presidenciales de 2015.

2.            Ambas gestiones han tenido como característica principal una pretensión fundacional, en el caso de Raúl Alfonsín sobre el trasfondo de colapso del régimen cívico militar tras la debacle de Malvinas, mientras que en Mauricio Macri dicha pretensión tiene base en el agotamiento de un ciclo económico y político en 2015 aunque sin un contexto catastrófico como aquellos de 1982 (derrota de Malvinas), 1989 (Hiperinflación) o 2001 (Que se vayan todos).

3. Tanto Raúl Alfonsín como Mauricio Macri subestimaron las dificultades heredadas en el campo de la economía, lo cual tuvo expresión a través de frases muy recordadas: “Voy a levantar las ventanas de las fábricas” (Alfonsín), “Deberán juzgarme por los resultados en el campo de la lucha contra la pobreza” o “La inflación es un problema que se resuelve de manera muy fácil” (Macri).

4. Al mismo tiempo ambos tendieron a caer en una actitud de sobreestimación, de las posibilidades de la democracia en el caso de Raúl Alfonsín -con la democracia se come se cura y se educa- y de la tecnocracia en el caso de Mauricio Macri -el mejor equipo de los últimos 50 años-.

5. En ambas presidencias se ha garantizado un amplio ejercicio de las libertades civiles, políticas, de expresión y acceso a las diferentes fuentes de información.

6. Ambos respetaron la independencia del poder judicial, si bien Macri intentó designar dos miembros del máximo tribunal por decreto de necesidad y urgencia al inicio de su gestión, Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz. Cabe destacar que Mauricio Macri enfrenta en la actualidad la particular situación de una “contramayoría automática” en la corte, una suerte de “trío dinámico” conformado por los jueces Ricardo Lorenzetti, Juan Carlos Maqueda y el designado durante la actual gestión Horacio Rosatti-.

7. Ambos vieron sus gestiones involucradas en episodios confusos con los servicios de inteligencia, el caso de Raúl Guglielminetti en tiempos de Raúl Alfonsín, el affaire Marcelo D'Alessio en tiempos de Mauricio Macri.

8.  Párrafo aparte merece el rol jugado por sectores del opositor peronismo, consistente en la impugnación de la legitimidad de origen de Raúl Alfonsín y Mauricio Macri, más acentuado en el caso de éste último, a partir de la ausencia de su sucesora en la ceremonia de traspaso del mando y la construcción de una narrativa consistente en destacar el carácter usurpador del gobierno instalado en el 2015 y la asociación del mismo con hechos de la historia argentina reciente -los comandos civiles de 1955 o la relación entre Mauricio Macri y Jorge Rafael Videla, banalizando en consecuencia la última dictadura cívico militar-.

En este panorama de similitudes permítanme destacar con humor una diferencia: mientras el ex presidente Raúl Alfonsín tuvo su discurso liminar en Parque Norte, Mauricio Macri tiene su domicilio en Barrio Parque.

Dejo a criterio del lector continuar o no con la enumeración de las diferencias y similitudes.

 

*Politólogo UBA.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4663

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard