martes 29 de noviembre de 2022
POLICIA Los buscan en rutas y descampados

Un homicida y un ladrón se fugaron de la cárcel de Baradero después de cortar un alambrado

Santiago Lemos y Matias Oviedo Wilhem escaparon anoche de la Unidad Penitenciaria Nº 11. Investigan si hubo negligencia de los guardiacárceles.

21-10-2020 14:48

El último recuento del día encendió las alarmas en la cárcel de Baradero, un penal de régimen abierto que aloja a unos 180 internos que están cerca de recuperar la libertad. Eran las 9.30 de la noche y dos detenidos, uno de ellos condenado por homicidio, habían abandonado su celda.
 
Según fuentes del caso, los evadidos fueron identificados como Santiago Agustín Lemos y Matías Oviedo Wilhem. Lo que se sospecha es que fugaron de la unidad después de cortar el alambrado perimetral que está entre los puestos centinelas 1 y 2.

Lemos estaba detenido por el delito de homicidio, mientras que el otro fugado cumplía una condena por robo agravado por el uso de arma de fuego

2020 10 21 Carcel Baradero Fuga Unidad 11
La Unidad Penitenciaria Nº11 de Baradero. 

Los primeros datos indican que la fuga se produjo entre las 9 y las 9.30 de la noche de este martes. Según las fuentes, el personal penitenciario hizo un primer recuento a las 9 y los evadidos se encontraban en la unidad, pero en el cierre de los calabozos desaparecieron de manera extraña. 

Desde el Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) señalaron que se abrió un expediente administrativo para determinar la responsabilidad del personal que esa noche estaba de turno.  Lo que creen es que hubo al menos negligencia de parte de los guardicárceles que participaron de la requisa.  

Los voceros señalaron que, apenas detectaron la fuga, se dio aviso a todas las fuerzas de seguridad de la zona. De inmediato, agentes de la Policía de Buenos Aires, Gendarmería Nacional y Prefectura Naval salieron a buscar a los evadidos en descampados y rutas cercanas, pero hasta el momento no pudieron ubicarlos.  


Un violador liberado por la pandemia de coronavirus acosa a una nena de 12 años

Hace tres años un preso alojado en este mismo penal escapó de manera increíble: salió hablando por teléfono y hasta le dio indicaciones a un cómplice que lo esperaba en una camioneta. 

El "Mono", como lo apodaban al fugado, era el supuesto cabecilla de una banda que planificaba golpes de piratas del asfalto desde la cárcel y que ayudaba a otros detenidos a fugarse. El evadido se refugió en la casa de su novia, pero poco tiempo después fue recapturado.

LN