viernes 07 de mayo de 2021
POLITICA Video
28-08-2020 17:07

La Ciudad habilitará las mesas al aire libre con atención de mozos y la reactivación de la construcción privada

El jefe de Gobierno porteño dio detalles de la próxima etapa en la Ciudad, en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio por el coronavirus.

28-08-2020 17:07

Antes del anuncio presidencial, por primera vez desde que se realizan los anuncios oficiales, y luego de la reunión que mantuvieron en la Residencia de Olivos, el presidente Alberto Fernández; el Jefe de Gobierno de las Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodriguez Larreta, y el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, el titular del Ejecutivo porteño anunció las medidas de flexibilización gradual que entrarán en vigencia a partir del próximo 31 de agosto, cuando entre en vigencia la nueva fase de la cuarentena, la número 11, desde que se implementó el proceso de aislamiento preventivo y obligatorio el pasado 19 de marzo pasado.

Según el plan de puesta marcha integral de la Ciudad, desde la semana que viene se habilitarán las mesas al aire libre con la atención de mozos en la gastronomía, y la reactivación de la construcción privada para obras mayores a 5.000 m2, o resten tres meses para su terminación. La construcción, es una de las actividades que nunca se habilitaron en las diferentes reaperturas de sectores de la economía porteña.

Los trabajadores de ambos rubros no podrán utilizar el transporte público para llegar a sus puestos de trabajo, por lo que los dueños y responsables de los establecimientos y obras deberán articular los medios de traslado necesarios.

También anunció que se enviará al Gobierno nacional, un protocolo para habilitar las celebraciones de distintos cultos  con mayor cantidad de personas presentes.

Los comercios deberán establecer un distanciamiento de 1.5 metros entre las personas.,

En el sector gastronómico, la nueva disposición se suma al delivery y take away (para llevar) que ya estaban vigentes en el rubro.

La medida comenzará a regir primero en los locales que ya tienen un permiso para mesas al aire libre (“area gastronómica aprobada”) previa autorización en https://www.buenosaires.gob.ar/tramites/emplazamiento-area-gastronomica.

El resto de los establecimientos gastronómicos deberán tramitar una habilitación especial mesas en https://www.buenosaires.gob.ar/tramites/emplazamiento-area-gastronomica.

Según las nuevas disposiciones del Ejecutivo comunal, no podrá haber servicio en los salones internos de los locales, ni se habilitarán las áreas de juegos. Los comercios deberán establecer un distanciamiento de 1.5 metros entre las personas, y tratar de llevar al mínimo posible la convivencia simultánea en un mismo espacio físico.

Entre las obligaciones se destaca el uso de tapabocas en todo momento, que regirá tanto para el personal del lugar como para las personas ajenas al mismo. Los trabajadores deberán utilizar elementos de protección personal sanitaria, y evitar viajar en transporte público.

Las mesas habilitadas al aire libre, cada una deberá tener un radio propio libre de 1,7 m2. respecto a las demás

En el caso de que los espacios gastronómicos no cuenten con un acceso directo desde el exterior al patio o terraza, los locales deberán marcar un pasillo (libre de objetos) que contemple ambos sentidos de circulación. En todo momento se debe evitar la permanencia de personas en esa vía de circulación.

En relación con la ubicación de las mesas habilitadas al aire libre, cada una deberá tener un radio propio libre de 1,7 m2. respecto a las demás. La circunferencia que delimite cada mesa debe separarse por 1,5 metro respecto de otra, medido desde sus límites. Solo se permitirán cuatro comensales por mesa.

El protocolo establece la instalación de un punto de higienización con alcohol en gel o satinizante en cada uno de los espacios. Las mesas, en tanto, deberán desinfectarse luego de que se retire cada comensal y  previo a que se siente uno nuevo. Se recomienda el uso de medios de pago electrónicos para evitar el contagio con el uso del dinero en efectivo.  

El Gobierno Porteño a su vez autorizará reuniones hasta diez personas al aire libre respetando el distanciamiento de dos metros entre cada una. 

Obras en construcción.

En cuanto a la reactivación del sector de la construcción en el ámbito privado, se habilitarán las obras mayores a 5.000 metros cuadrados o que resten menos de 90 días para su finalización.

Según la disposición del Gobierno porteño, solo se podrá trabajar entre las 10 a 19 de lunes a viernes, y los sábados, de 10 a 14.

Se deberá garantizar una distancia mínima entre los trabajadores de al menos 1,5 metro, y llevar al mínimo posible la convivencia simultánea de personas en un mismo espacio físico.

Se habilitarán las obras mayores a 5.000 metros cuadrados o que resten menos de 90 días para su finalización.

El uso de tapabocas será obligatorio en todo momento, tanto para los trabajadores del lugar, como para las personas ingresen a la obra.

Se estableció que los responsables de la obra deberán  conformar  cuadrillas  operativas  previendo  las suficientes separaciones entre los puestos de trabajos activos, con un factor de ocupación máximo  de  1  persona cada 4  a  6 metros cuadrados, manteniendo 1,5 metros  de separación.

De igual modo que los trabajadores del sector gastronómico, los obreros deberán utilizar equipamiento personal sanitario y no podrán viajar en transporte público.