lunes 16 de mayo de 2022
SOCIEDAD justicia
08-05-2022 18:00

Fue apropiado por un policía de Neuquén y recuperó su identidad a los 50 años

José Gustavo Urrutia fue adoptado por dos integrantes de la fuerza provincial cuando era un bebé en los años 70. A su madre biológica le dijeron que estaba muerto. "Lo más importante es haber llegado a encontrar mi verdadera identidad", aseguró.

08-05-2022 18:00

José Gustavo Urrutia, de 50 años, finalmente fue reconocido por la justicia de Neuquén con su verdadera identidad, por la que lucha desde hace años, tras ser apropiado en los setenta por un policía de la provincia y criado como José Gustavo Casal Ulman.

La historia de José se remonta a abril de 1972: su madre biológica, Estefania Urrutia, tenía 17 años cuando dio a luz. Sin embargo, su familia le dijo que su bebé había muerto, y él fue adoptado ilegalmente por Antonio Casal, quien hasta fines de 1976 fue jefe de la Unidad Regional de la Policía de Neuquén, y su esposa Nelly Ulman, también integrante de la fuerza.

“Lo más importante es haber llegado a encontrar mi verdadera identidad”, aseguró Urrutia en diálogo con La Mañana de Neuquén, y dijo que su objetivo es tener vínculo con su madre, a quien recién conoció en 2009, a sus 37 años.

Una joven que vivía en Neuquén se fue a Estados Unidos y apareció muerta a los 5 días 

Cómo José se enteró de que fue apropiado

Sus sospechas comenzaron a la hora de hacer un trámite personal, cuando vio que en su partida de nacimiento figuraba enero del año 1975, tres años después de la fecha que conocía. Indagó y descubrió el acta original, de 1972, en la que se consigna que era hijo de Estefanía, de 17 años.

Su familia, asegura, siempre le negó conocer su verdadera historia “a pesar de que les mostré el acta de nacimiento y era la prueba que evidenciaba que esa adopción había sido ilegal”. 

No obstante, dice que mantuvo una buena relación y que antes de morir, su Casal reconoció lo sucedido: “La última charla que tuve con Casal fue en su lecho de muerte donde me confesó que él me había apropiado, que le había surgido esa posibilidad”.

Adopción: el 70% de los menores que esperan una familia tienen entre 6 y 17 años 

El vínculo de José con su madre biológica y el parecido entre ambos

“A ella la conocí en 2009 por intermedio de Juan del Carmen Urrutia, un tío de Rincón de los Sauces, con quien fue el primero que me contacté cuando empecé la búsqueda de mis orígenes”, relató José Gustavo, quien le mostró una foto de Estefania: “éramos iguales”, dijo. 

Cuando le contó la historia a este tío, explicó, él le aseguró que pensaban que estaba muerto. De hecho, sus padres les habían dicho que estaba sepultado en el cementerio de Buta Ranquil de esa provincia, donde su madre fue a visitarlo en varias oportunidades a lo largo de los años.

ag / ds