sábado 28 de enero de 2023
SOCIEDAD Avances

Implantan en la cara de una mujer una nariz impresa en 3D que se hizo crecer en su antebrazo

Un equipo de médicos utilizó por primera vez una nariz creada por una impresora 3D para reconstruir la de una paciente. ¿Lo más extraño? La cultivaron en su antebrazo.

23-12-2022 15:55

Una mujer perdió su nariz después de sufrir cáncer en su cavidad nasal, ya que la radioterapia y la quimioterapia dañaron gravemente gran parte del tejido. Afortunadamente, la tecnología avanzó y la mujer pudo recuperar su nariz mediante una impresión 3D. Esta es una historia de éxito, de esas que parecen de ciencia ficción.

La paciente se llama Carine y fue diagnosticada en 2013 de un cáncer que se establece en los senos paranasales. Su vida cambió radicalmente cuando se enteró de ello y, tiempo después, le tuvieron que extirpar gran parte de la nariz debido al tratamiento. Esto le creó una fobia a salir a la calle, por miedo a la reacción de la sociedad al ver su rostro desfigurado.

Distintos fueron los intentos de los médicos por intentar sustituir la nariz. Probaron por medio de reconstrucciones y de prótesis faciales, pero nada de esto funcionó e incluso estas intervenciones llevaron a dañar los vasos sanguíneos de la cavidad nasal.

Un cirujano implantó una oreja hecha en una impresora 3D a un paciente

Pero no todo estaba perdido, después de todos los intentos fallidos, los especialistas decidieron intentar con una nueva técnica. Esta consistió en imprimir una nariz en 3D usando biomateriales que se emplean para sustituir órganos y tejidos del cuerpo. 

Fue allí cuando los médicos se encontraron con un nuevo obstáculo. La falta de vasos sanguíneos en la nariz, debido a las intervenciones anteriores, imposibilitó poder colocar la nariz impresa en su lugar. Fue entonces cuando decidieron implantarla en el antebrazo de la paciente.

La decisión de colocar la nariz en la parte baja del brazo se debe a que la piel en esa parte del cuerpo es mucho más fina y parecida a la de la cara, permitiendo solucionar el problema de los vasos sanguíneos sin que haya mayores cambios en el “cultivo” de la vía nasal.

Implante de la nariz en el antebrazo
"Cultivo" de la nariz impresa en 3D en el antebrazo de la paciente

Durante dos meses Carine llevó debajo de la piel de su antebrazo el dispositivo en el que las células y las venas comenzaron a trabajar hasta construir la nariz. La paciente fue trasplantada con su nuevo conducto nasal, colocándolo en su sitio y conectándolo a los vasos sanguíneos creados por sus sienes.

La intervención personalizada fue llevada a cabo por los equipos de cirugía otorrinolaringológica y cervicofacial del Hospital Universitario de Toulouse y del Instituto Claudius Regaud ubicados en Francia. Por su parte, fueron los cirujanos Agnes Dupret-Bories y Benjamin Valerie quienes sugirieron intentar esta nueva técnica para que la nariz volviera a crecer, y así fue.

"Especialmente frágil, la creación e impresión en 3D de la nariz fue posible gracias a la colaboración entre los equipos médicos y la empresa Cerhum, un fabricante belga", escribió el Hospital en su cuenta de Facebook. "Hoy el trasplante es un éxito. Tras una alimentación en el antebrazo y una colonización de dos meses del dispositivo médico, se ha podido trasplantar en la región nasal y revascularizar con éxito”.

Una vacuna contra el melanoma reduce el riesgo de muerte en un 44%, según el ensayo clínico

Solo dos días después de la operación la paciente pudo abandonar el hospital y ha logrado conseguir recuperar su nariz y el autoestima que la dejó encerrada en casa durante 8 años. “Ahora puedo respirar un poco mejor, puedo salir, vuelvo a la vida. Es milagroso”, aseguró a un periódico francés.

Hoy en día Carine está contenta con su nueva nariz y logró recuperar el olfato. Ahora solo le queda un último paso, mediante una nueva intervención, que buscará lograr que el órgano recupere la sensibilidad.

RV / MCP