ACTUALIDAD
Perdidos en el Espacio

Un F-22 estadounidense derribó otro 'OVNI' este sábado: volaba sobre Canadá

El Ministerio de Defensa admitió que lo monitorearon durante 24 horas, pero todavía no saben a qué le dispararon. Trudeau habló del tema en sus redes sociales, indicando que el objeto "violó el espacio aérea canadiense". Apenas un día antes EE.UU. había derribado otro aparato sin identificar, en ese caso sobre Alaska. Video

Un F-22 estadounidense derribó a un OVNI sobre cielo canadiense.
Un F-22 estadounidense derribó a un OVNI sobre cielo canadiense. | AFP

El Mando Norteamericano de Defensa Aeroespalcial (Norad), que integran Estados Unidos y Canadá, confirmó que este sábado "derribó un objeto volador no identificado sobre Canadá", apenas 24 horas después de que abatieran también con misiles otro objeto misterioso sobre Alaska.

El premier canadiense Justin Trudeau, señaló en sus redes sociales que el Norad ordenó "el derribo de un objeto no identificado que violó el espacio aéreo canadiense", y añadió que "se movilizaron aviones canadienses y estadounidenses y un F-22 estadounidense disparó con éxito contra el objeto".

"Las Fuerzas Canadienses recuperarán y analizarán ahora los restos del objeto", afirmó Trudeau.

Desde la Casa Blanca señalaron que Joe Biden y Trudeau hablaron sobre "un objeto no identificado y no tripulado en el espacio aéreo norteamericano". De acuerdo con el comunicado, el Norad había monitoreando el objeto durante las últimas 24 horas.

Este hecho se produjo apenas un día después que las fuerzas estadonunidenses derribaran otro objeto que sobrevolaba Alaska, y a dos semanas del confuso episodio con un globo de origen chino, que también fue destruido cuando estaba sobre el océano Atlántico, después de haber sido avistado en Montana.

Trudeau presser
Trudeau confirmó el episodio del ataque ordenado por el Norad sobre cielo canadiense.

Cerca del objeto derribado el día anterior

Según se indicó este tercer objeto no identificado fue derribado este sábado sobre la región de Yukon, limítrofe con Alaska, no muy lejos del lugar donde cazas estadounidenses derribaron el segundo objeto no identificad el viernes, frente a la costa norte del estado. 

Las operaciones de búsqueda y recuperación continuaban el sábado "pero fueron obstaculizadas por viento helado, nieve y poca luz solar", dijo el comando norte estadounidense en un comunicado. 

"Las actividades de recuperación se realizan en hielo marino", indicó el texto estadounidense, agregando que el Pentágono "no dio más detalles del objeto, incluyendo sus capacidades, propósito u origen". 

La operación, en la que participaron aviones de Canadá y Estados Unidos, tuvo lugar después de que Estados Unidos dijera el miércoles que China tiene "una flota" de globos espía en los cinco continentes.

 

La versión del Pentágono

"El presidente Biden autorizó a un caza estadounidense asignado al comando norteamericano de defensa aeroespacial (NORAD) a trabajar con Canadá para abatir un objeto de gran altitud sobre el norte de Canadá hoy", explicó el vocero del Pentágono Pat Ryder en una declaración. 

"Un caza F-22 que monitoreaba el objeto disparó un misil AIM 9X que lo derribó" añadió Ryder, comentando que Biden y Trudeau "encomendaron al NORAD y al comando norte de Estados Unidos una asociación fuerte y efectiva y acordaron continuar su cooperación estrecha para detectar, rastrear y defender nuestro espacio aéreo". Luego de ese episodio, Estados Unidos informó de que cerraba el espacio aéreo del estado de Montana tras detectar un objeto que "podría interferir con el tráfico aéreo comercial", aunque minutos después dijo que esta alerta se desactivada porque era consecuencia de una falla de radar. 

El incidente con China

El mes pasado un globo gigante que llevaba materiales electrónicos -que el Pentágono aseguró que eran para fines de espionaje- sobrevoló Canadá y Estados Unidos, provocando un incidente diplomático. China reconoció que era el aparato era suyo, aunque afirmó que tenía fines meteorológicos y que se salió de curso.

El globo atravesó espacio aéreo de Alaska, Canadá y buena parte de Estados Unidos, lo que provocó la cancelación de un inusual viaje del secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, a China.

El globo, según Washington, pasó por encima de varias instalaciones militares sensibles estadounidenses, algunas con silos de misiles balísticos intercontinentales de tipo nuclear. Funcionarios estadounidenses dijeron que imágenes del globo mostraban que poseía equipo de vigilancia que podía interceptar comunicaciones, así como paneles solares para alimentar múltiples sensores. 

 

HB