BLOOMBERG

El rescate del First Republic podría depender del apoyo del gobierno estadounidense

Aunque las conversaciones continúan, una variedad de problemas sigue sin resolverse y no se garantiza un acuerdo. Además, no está claro cómo el gobierno de Estados Unidos proporcionaría apoyo financiero.

First Republic Bank
First Republic And PacWest Plunge Amid Wider Bank-Stock Selloff | Photographer: Eric Thayer/Bloomberg

Los líderes de Wall Street y las autoridades estadounidenses que están discutiendo una intervención en First Republic Bank están explorando la posibilidad de que el gobierno los respalde para alentar un acuerdo que apuntalaría al banco, dijeron personas con conocimiento de la situación. Las acciones cayeron el miércoles por la mañana.

El grupo ha presentado una variedad de medidas para hacer que la compañía sea más atractiva para posibles inversionistas o compradores, como parte de un esfuerzo para garantizar que no haya otra quiebra de un banco estadounidense, dijeron las personas, que pidieron no ser nombradas debido a que las conversaciones son confidenciales.

Un grupo de firmas financieras juntó 30 mil millones de dólares y salvaría al banco First Republic

Entre las opciones, el gobierno norteamericano podría desempeñar un papel en el retiro de los activos de First Republic que han erosionado su balance. Si bien los inversionistas han expresado interés en ayudar, las pérdidas no realizadas de la empresa han sido un punto conflictivo. Las ideas adicionales incluyen ofrecer protección de pasivos, aplicar reglas de capital de manera más flexible o reducir los límites en las participaciones de propiedad, dijeron las personas.

Las conversaciones continúan. Una variedad de problemas sigue sin resolverse y no se garantiza un acuerdo, dijeron las personas. No está claro cómo el gobierno proporcionaría apoyo financiero.

First Republic Bank recibiría un rescate de US$ 30.000 millones en depósitos

Un portavoz de la Casa Blanca remitió las preguntas a los reguladores bancarios. Representantes de la Reserva Federal, del Departamento del Tesoro y de First Republic declinaron realizar comentarios, y la FDIC no respondió a las solicitudes de comentarios.

First Republic, un banco con sede en San Francisco, conocido por atender a ejecutivos tecnológicos adinerados, ha perdido el 88% de su valor bursátil este año debido a que los clientes retiraron su dinero, presionando al banco a vender activos cuyo valor había disminuido en medio de aumentos en las tasas de interés. Un intento de 11 bancos más fuertes de apuntalar a la institución financiera a través de depósitos por US$30.000 millones la semana pasada le dio a la empresa y a los asesores, entre ellos JPMorgan Chase & Co., más tiempo para encontrar una manera de resolver las tensiones.

La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, dijo el martes que Estados Unidos podría tomar medidas extraordinarias adicionales si otros bancos pequeños se ven amenazados. Señaló que el gobierno está comprometido con la mitigación de los riesgos de estabilidad financiera cuando sea necesario y que el público debe tener confianza en el sistema bancario del país.

SE/nt