Cielo cubierto
Temperatura:
15º
Ciudad:
Buenos Aires
lunes 24 de junio de 2019 | Suscribite
CIENCIA / Cambio histórico
domingo 19 mayo, 2019

Entra en vigencia el cambio mundial en la definición del kilogramo

El lunes 20 de mayo de 2019 comienza a regir en todo el planeta la nueva manera de definir cuanto pesa un kilogramo. Los detalles.

por Enrique Garabetyan

Este objeto dejará de ser utilizado como patrón de medida. Foto: GTA: INTI

La cuenta regresiva llegó a su fin y, desde este lunes 20 de mayo, entraron en vigencia en todo el mundo las nuevas definiciones oficiales del kilogramo, el kelvin, el ampere y el mol. “Desde ese día todas las unidades del Sistema Internacional estarán, finalmente, definidas en base a diversas constantes de la naturaleza. Y se dejarán de establecer comparándolas con, por ejemplo, un objeto físico 'patrón', u obteniéndolas por medio de experimentos teóricos irrealizables, tal como sucedía hasta ahora con algunas de ellas”, le resumió a PERFIL el ingeniero Héctor Laiz, gerente de Metrología y Calidad en el Instituto Nacional de Metrología Industria, que funciona en el INTI, la institución responsable de supervisar el tema en Argentina.

El experto ejemplificó uno de los cambios principales que rigen a partir de esta semana. “Desde 1889 hasta ahora el kilogramo (la unidad de masa) estaba definido por un cilindro de una aleación de platino-iridio guardado en el Bureau Internacional de Pesas y Medidas (BIPM), en Francia. Ahora, tras un proceso que tomó dos décadas de discusión entre expertos, tendremos una nueva definición del kilogramo que basará en la asignación de un valor numérico fijo a la constante de Planck”.

Estos cambios tienen aplicaciones prácticas. Según Laiz, “el nuevo sistema nos permitirá llevar a cabo controles de las unidades patrón por medio de experimentos que vinculen, por ejemplo, la medición de la masa con constantes físicas, valores que permanecen iguales en todo momento y lugar”.

Un kilo ya no pesará igual: cambiará la definición del kilogramo

Esto solo ya es un cambio positivo respecto al presente. En el caso del kilogramo todos los países debían basar sus mediciones en el único artefacto “patrón” guardado en Francia, algo que generaba problemas logísticos pero también de confiabilidad de las mediciones. “Con el cilindro de metal usado hasta ahora teníamos un problema: no era posible determinar su estabilidad ya que interactuaba con el medio ambiente. De hecho puede haber ganado –o perdido– algunos átomos de su superficie y se calcula que la pesa francesa original puede haber variado unos 50 microgramos durante su ya largo siglo de uso”, comentó Laiz. Con el nuevo sistema esto no pasará porque las unidades “patrón” se vinculan a constantes.

El nuevo sistema nos permitirá llevar a cabo controles de las unidades patrón por medio de experimentos que vinculen, por ejemplo, la medición de la masa con constantes físicas, valores que permanecen iguales en todo momento y lugar, según Laiz,

De todos modos, los expertos aclaran que los cambios no se notarán en la vida cotidiana ni a la balanza de la farmacia o la verdulería. Su repercusión estará enfocada en el campo científico y en el de los fabricantes de instrumentos de alta precisión.

Otra de las unidades que cambia su referencia es la de la temperatura, el Kelvin. Su nueva definición no dependerá ya de las propiedades de un material, sino que se realizará en función de la constante de Boltzmann. “Esta servirá para mejorar los estudios sobre el cambio climático, porque se podrá tener mediciones más precisas para monitorear pequeñas variaciones de temperatura a lo largo de las décadas descartando que el problema 'esté' en el termómetro”, detalló Laiz.

¿Se podrán realizar estos análisis en Argentina? Algunos si y otros no. Según el experto del INTI para el kilogramo “en los próximos años se podría comprar el equipamiento necesario para hacerlo acá. Pero por ahora son equipos de una tecnología complejísima, que están evolucionado y tienen un costo demasiado alto como para justificar la inversión”. Por lo tanto Argentina seguirá mandando por algún tiempo su “kilo-patrón” para ser calibrado en alguno de los seis países que hoy tienen esa tecnología, proceso que, según cuentan desde el INTI, se debe cumplir cada cinco años.

Cambio histórico: el kilo “patrón” mundial ya no será más un objeto físico de referencia

Pero si hay otros que se realizan localmente, como el control del metro. “En América Latina los únicos institutos que podemos “realizar” esa medición de acuerdo al nuevo sistema somos las instituciones metrológicas oficiales de Brasil y Argentina. De hecho, otras naciones hermanas mandan a calibrar sus patrones de longitud con nosotros que los controlemos por medio de calibradores que usan un sistema complejo de haces de luz laser”.

Por otra parte, el INTI también colaboró con la parte legal de este cambio. “Ya está prácticamente listo el decreto que modifica la Ley 19.511, que rige el Sistema Métrico Legal Argentino. Seguramente se publicará en el Boletín Oficial en las próximas semanas y así la legislación nacional se acoplará al nuevo estándar internacional”, concluyó Laiz.

E.G./F.F.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4670

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard