COLUMNISTAS
futuro incierto

Elecciones suspendidas y fallo apelado: una guerra judicial con Boca en el medio

Mientras el oficialismo que lidera Juan Román Riquelme apeló la suspensión dictaminada por la jueza Alejandra Abrevaya, la oposición que maneja Mauricio Macri –y lleva a Andrés Ibarra como candidato– estuvo ayer en ESPN. Ahora, la decisión de cuándo y cuántas personas votarán está en manos de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil. Dudas sobre si fallará la semana próxima o si será luego del 10 de diciembre, tras la asunción de Javier Milei.

Román Riquelme y Mauricio Macri
Román Riquelme y Mauricio Macri | Cedoc Perfil

En los tribunales, en los chats de WhatsApp y en los estudios de televisión. El último día hábil antes de la fecha fijada para que se realizaran las ahora suspendidas elecciones de Boca transcurrió en todos lados menos en la Bombonera, donde las carpas montadas para que miles y miles de personas votaran ya representan una postal fallida: a esta altura es imposible que mañana el pueblo bostero elija a su nuevo presidente, como estaba estipulado. 

¿Por qué? Primero porque el jueves, en la conciliación entre el oficialismo que encabeza Juan Román Riquelme y la oposición de Andrés Ibarra y Mauricio Macri, no se llegó a ningún acuerdo sobre las 13.364 personas por las que el Juzgado Civil Nº 11 suspendió la elección. Segundo, porque el oficialismo apeló ayer la medida cautelar de primera instancia y cuestionó el proceso que lleva adelante la jueza Alejandra Débora Abrevaya, a quien quieren recusar por arbitrariedad.

El apoderado de la Asociación Civil Club Atlético Boca Juniors, con el patrocinio del abogado Walter Krieger, presentó la apelación para que tome intervención la Cámara Nacional en lo Civil. En esa presentación, cuestionaron que la jueza validara las supuestas irregularidades con la declaración testimonial de tres personas, las cuales no figuran en el expediente. Los abogados de Boca también mencionaron que Abrevaya no valoró antecedentes sobre planteos similares por la incorporación de socios que ya resolvieron la Inspección General de Justicia y la Cámara Civil.

 Elecciones en Boca: hablaron Riquelme e Ibarra y se lanzaron fuertes dardos
Los candidatos presidenciales Riquelme e Ibarra

En términos menos jurídicos: ¿hay irregularidades en las 13.364 personas que objeta la oposición? Probablemente sí. ¿Son únicas y exclusivas de la gestión Ameal-Riquelme? No. De hecho, en la elección de 2019, cuando Daniel Angelici posicionó a Christian Gribaudo como candidato, la oposición que encabezaba el binomio ahora oficialista hizo una denuncia similar. Y una parte de los socios en discusión ingresó durante la gestión Angelici.

“Ninguna mención hace la jueza a los derechos de los socios activos que el señor Ibarra pretende impugnar”, remarcó el club en la presentación.  Los abogados definieron la decisión de la jueza como “un atropello” y denunciaron que fundó las supuestas irregularidades en declaraciones de testigos, en concreto de tres, que nunca fueron incorporadas al expediente.

Del otro lado, Macri e Ibarra estuvieron en el canal ESPN, cuyo gerente de programación, Juan Cruz Ávila, es el mismo del ultramacrista LN+. Macri y ESPN tienen mucho más que ese punto en común: el presidente en América Latina de Disney, dueña de la señal deportiva, es Diego Lerner, amigo íntimo del expresidente de la Nación y ahora candidato a vice de Boca. 

Macri da pelea: el nuevo gabinete, Boca Juniors y el frente judicial

“Hubiese sido genial que la jueza diga: ‘Bueno, esos 14 mil votan separadamente y si no da la media del club, no se los tiene en cuenta. Iban a decir todos: ‘Riquelme, Riquelme, Riquelme’, porque son los que metió él por izquierda. ¡Trampa bestial! Una más de lo que está pasando en el club, por eso estoy acá”, dijo Macri. 

Ahora tomará intervención la Cámara Nacional en lo Civil, que no tiene plazo establecido para resolver. Hay quienes adelantan que podría expedirse la semana próxima, y hay quienes aseguran que lo hará luego del 10 de diciembre, fecha en la que cambie el gobierno y también las autoridades de un organismo clave para un posible futuro: la Inspección General de Justicia. 

“Es una pena por todos los socios. Quiero pedirles disculpas por esta situación. No la hemos buscado nosotros. Por cómo se han dado las cosas, no se va a poder votar este domingo”, dijo Ibarra en ESPN. El oficialismo, por su parte, comunicó: “Una vez más, le pedimos a la oposición que recapacite, deje de lastimar al club, socias/os e hinchas, a fin de poder celebrar el día domingo próximo las elecciones previstas y que todos los socios y las socias de la institución puedan elegir libremente sus autoridades y participar de una gran fiesta”. Una fiesta que, al final, no se hará.