POLITICA
A tres bandas

Macri da pelea: el nuevo gabinete, Boca Juniors y el frente judicial

El ex presidente perdió incidencia en el armado del nuevo Gabinete; sin embargo, juega fuerte en Boca y tuvo una alegría judicial.

Macri Ibarra Boca
Macri y Andrés Ibarra con su proyecto de nueva Bombonera. | Cedoc

El ex presidente Mauricio Macri perdió una batalla pero no la guerra. El fundador del Pro quedó golpeado en la disputa interna con Patricia Bullrich quien sin “someterse” ante él, logró negociar con el gobierno entrante de Javier Milei su propia designación al frente de la cartera de Seguridad. Sin embargo, el tablero de Macri contiene otras peleas por venir. 

El fundador del Pro pretendió erigirse como el mandamás del partido amarillo y coordinar la negociación con el Presidente Electo, avanzando en una suerte de co-gobierno e instalando personas de su confianza en lugares claves. Sin embargo Bullrich y otros ya se animan a negociar de manera individual con el nuevo Gobierno mientras la idea de co-gobierno naufraga. Macri había pedido por Seguridad, Cancillería y la presidencia de la Cámara de Diputados. Nada de eso se concretó ni se concretará.  

El ex alcalde porteño continuará teniendo ascendencia sobre un núcleo cada vez más reducido de dirigentes del Pro y mantendrá influencia sobre la ciudad de Buenos Aires y sobre su primo Jorge Macri, quien estará al frente del distrito insignia que vio nacer al partido amarillo. Además, es uno de los pocos distritos en donde todavía conserva buena valoración.  

Esto no le gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite
Mauricio Macri
Mauricio Macri.

Pese a ello, la jugada de Bullrich caló hondo en el ánimo del macrismo. Tal es así, que algunas voces de estrecha confianza del ex presidente prefirieron ayer llamarse al silencio y no brindar declaraciones luego del anuncio que confirmó a la ex candidata en Seguridad. el hermetismo fue absoluto. Además, ayer parecieron terminar de esfumarse las posibilidades para que Cristian Ritondo presida la Cámara de Diputados. 

Por ahora, no hay señales precisas sobre cuál será el futuro de Macri. Lo que está claro, es que Mauricio ha tenido un segundo semestre en el que ha jugado a fondo sus fichas en la política, en el fútbol y en el frente judicial. Apostó fuerte por Milei y le salió bien. Intuyó que se trataba de una elección de cambio y ganó pese a que las negociaciones con los libertarios no marchen de la mejor manera. 

Macri también volvió a jugar en la política de su club, Boca Juniors. Luego de la dura derrota que tuvo el club de la ribera en la Libertadores, el hombre comenzó su carrera política en el fútbol logró aglutinar a todas las agrupaciones opositoras detrás de la candidatura de Andrés Ibarra para enfrentarse a Juan Román Riquelme, virtual presidente de la entidad deportiva.  

Incluso, se animó a poner su nombre en la lista. Esta vez como segundo de Ibarra, un hombre de su estrecha confianza cuyo vínculo se remonta a las etapas al frente de las empresas familiares.

El expresidente también sigue activo en la fundación FIFA

La elección en Boca está suspendida por decisión de la Justicia Nacional. Lo hizo la jueza en lo Civil, Débora Abrevaya. El sector de Macri se presentó ante la Justicia para reclamar por la incorporación irregular de 13 mil socios adherentes al padrón en el último tiempo. En concreto, y con todos los sondeos dando como favorito a Riquelme, la elección de autoridades en uno de los clubes más grande de América está postergada y sin fecha tentativa, por lo que se especula que podrían realizarse el año próximo.

Otros frentes le han sido más favorables al ex mandatario. Hace escasos días Macri fue sobreseído por espionaje a los familiares del Ara San Juan.  La sala II de la Cámara Federal de Casación Penal, integrada por los jueces Guillermo Yacobucci, Mariano Borinsky y Ángela Ledesma (que votó en disidencia) confirmó la resolución de la Cámara Federal. El fallo también benefició a dos personas de estrecha confianza, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

Macri había sido acusado de espiar a los familiares de los 44 tripulantes del submarino Ara San Juan, en tiempos de su presidencia.

Con el futuro del Pro incierto por delante, y con la elección de Boca postergada, Macri continuará cumpliendo su rol en la Fifa, como presidente de la Fundación y  generando vínculos comerciales, muchos de ellos, con los países árabes como Qatar.